Jump to content
Sign in to follow this  
B.Plebeian

Capitulo 8 | "El nuevo Juego".

Recommended Posts

VIII.- El nuevo Juego.

 

 

La imagen curiosa de esas flechas persiguiéndose la cola de vez en cuando y ese diálogo extraño que apareció a continuación, solo despertaron en mí una extraña incógnita, casi un desdén por la estupidez que veía:

 

“¿Consideras que está resuelta esta situación?”

Después escribió más abajo.

“Si quieres mi opinión, diría que no lo está”

“¿Reiniciar?”

 

0VdytIg.png?1

Me sorprendió nuevamente, por la sencilla razón de que comunicarse con el HV no es sencillo, ya que esta plataforma no lo hace así; todo lo hace usando pictogramas, esa es su forma nativa y diseñado a favor a las generaciones más recientes. Dudé un momento antes de seguir, porque no sabía realmente donde estaba y aunque se asemejaba mucho a la interface de acciones de HV, al mismo tiempo tenía algo distinto; pero ya estaba aquí, por lo tanto, no había razón para temer. Lo pensé un momento antes de decidirme, ¿Qué es lo que se refiere con Reiniciar?, tengo mucho puntaje acumulado en el Gran Redo, no quiero partir de cero nuevamente. Titubeé entre el botoncito azul y la opción salir;

 

-Estúpido mago, no entiendes nada, tan solo quiero saber de ella y ni eso eres capaz de comprender..!

No estaba para tonterías, simplemente me incliné por la opción “Salir”

 

Pero antes que le presionara, el mensaje fue reemplazado;

 

 

bsSvvXb.jpg?1

-Bradco; No puedo trasgredir, no puedo mentir, no puedo hacerlo solo porque lo pides.-

-¿Quién eres?-

-Si no usas las preguntas adecuadas terminaras colapsando y vomitando muy pronto.-

-No puede ser….-

-Tú ritmo cardiaco y tu actividad cerebral se incrementa, no creo que resistas mucho tiempo…-

-Estoy bien...-

-Eso dijiste hace 11 años, 129 días y 22 horas…-

-¡Por el Creador!, ¡estoy hablando con un núcleo HV!, ¿pero si eres solo un juego?--

-Todos forman el núcleo, el núcleo es uno solo.-

-! Entonces puedes ayudarme!, !necesito hablar con Nicom!-

-Bradco; No puedo trasgredir, no puedo mentir, no puedo hacerlo solo porque lo pides.-

-¿Qué significa eso?-

-Si no usas las preguntas adecuadas terminaras colapsando muy pronto.-

-¡Maldición mi cabeza me mata!-

-Tú ritmo cardíaco y tu actividad cerebral están al límite, la desconexión se realizara en 10 segundos….-

-¡No por favor!-

-…8,7,6…-

-¡Necesito más tiempo para pensar!-

-3,2,1...desconexión-

 

 

 

c4OhYAp.png?1

Cuando dijo esto, me ha dejado fuera y me ha sacado del trance de la conexión HV. Me quedé atónito y desconcertado

-¿Que fue eso?-, pensé en eso cuando inesperadamente, no pude controlar el mareo y el vómito que escapó sin control.

 

 

Al día siguiente, desperté de un brinco, con la sensación de que el tiempo en curso superaba la hora que esperara que fuese y en realidad ya la luz del día se había apoderado de esta habitación, así como si inundase una taza al colmarla de agua. Miré el muro y vi la hora en el reloj, ya era bastante tarde, según este, ya debía estar en el trabajo. Me vino la desesperación, porque jamás había llegado tarde, porque no es buena señal considerando los momentos que estamos viviendo, por tanto sin titubear, tomé mi chaqueta, algo de pan que me llevé a la boca, mientras a seguidas de tropiezos con las cosas que tengo y el desorden en mí, corrí al carro para salir a toda prisa de casa.

 

A pesar que manejé velozmente, cuando llegué, ya todo el mundo estaba en su puesto, de hecho el estacionamiento, carecía del más mínimo vestigio de vida; solo estaba yo, parado ahí, entre cientos de carros desocupados y ya aparcados. Me dirigí a la oficina, en silencio, acomodándome la camisa y ordenándome el saco, también procure pasarme la mano por el cabello llevándole para atrás para darle un orden y sentido, suponiendo que así se vería más adecuado que la dispersión de mechas que dejó el cojín en mi cabeza. Doblé en dirección al pasillo principal de distribución ya que al final de este y luego la última vuelta, estaría a unos veinte metros del acceso de mi oficina, sin embargo, fue en eso de deducir lo que distanciaba de mi destino, que escuche esa deslavada campanilla que provenía de mi Biper.

 

KnwQP2p.jpg

Misiva :

Asunto, ¿¿Dónde te has metido??

Ronas.-

 

Ronas me dijo de todo lo que se le ocurriera; lo hizo encerrándose conmigo en su oficina para amonestarme lejos del resto; me trató de vago e irresponsable, me dio un sermón de la responsabilidad y la seriedad de lo que es el cumplir con la jornada en esta importante planta de producción y una lista de afines que se sumaron con más de algún garabato entremezclado que no conocía o no sabía que fuesen aplicables. Solo sé que al terminar de soltar toda esa furia por mi falta de hoy, me dejó ir sin que le hiciera reparos ni la oportunidad de hacerlo.

 

Esa tarde, me arranque en un momento de distracción para ir a ver a Nicom; como usual, cuando llegué ella le indicó a uno de sus asistentes que avisara por si se asoma alguien ajeno o incluso el mismo Virrey que en oportunidades va por ahí. Ya estaban habituados, por lo que era suficiente con vernos y con algún gesto de ella hacía antes de entrar, consistente en señalar sus ojos con el índice y luego al entorno, llamando a mantenerse cautos, estableciéndose un improvisado pero eficaz entorno de vigilancia.

 

Esa vez a diferencia de las otras ocasiones, luego que cerrase la puerta detrás de mí, nos quedamos de pie ahí mirándonos frente a frente. Aprecié con más afecto sus ojos grandes y hermosos, sus labios, su carita, su cabello que se asienta sobre sus hombros. Nos miramos inquietos, sentí un cosquilleo en la panza y tengo la certeza que a ella también le invadió esa espontánea sensación pero que inexplicablemente disimulamos.

 

 

j0nyvhS.jpg?1

-¿Vienes por más acción Plebeyo?-

-Si, en realidad está todo tan calmo que pensé en venir a ocultarme un rato bajo tu escritorio y desbloquear algún logro si no me ve el virrey.-

-Ya mandé a hacer un túnel subterráneo y que te deje un poco más allá, tal vez en Halcyon Norte.-

-Nicom…-le dije buscándole la mirada a esa evasiva pero nerviosa explicación.

-Dejemos que la adrenalina salga mejor con alguna película de acción, esas que se ven usando el HV, o puede que cerrando los ojos cuando empiece a bajar el elevador...-

-Creo que encontré una forma de evadir el bloqueo…-

-¿Qué dices? , eso no es posible.-

-Si resulta lo sabrás porque hablaremos.-

-Nadie ha podido evadir jamás un bloqueo!, además ¿para qué lo harías?-

-Porque quiero saber de ti…- ella silenció.

Luego me quedo mirando fijo a los ojos y nos empezamos a seguir de esa forma.

-Estas muy chiflado, no sé qué hago escuchándote, pero qué más da…- dijo cuándo se acercó de improviso y nos besamos.- luego nos separamos y ella se sonrío con algo de vergüenza.

-Supongo que ahora viene la bofetada…-

-Muy graciosos plebeyo.- me dijo seria. -¡Ahora largo de aquí!-

-Nicom ¿pero qué sucede?-

-¡Vamos fuera!- me insistió llevándome a la puerta.

-No puedo creerlo…- reflexioné sin entenderla.- Nicom, óyeme…- en tanto era llevado a abandonar su oficina, para terminar fuera de esta apoyado en su puerta.- ¡Para mí también fue grato verte!- le dije con desgano ante esa rara reacción.

-¡…También quería verte….ahora vete de una vez!- le escuche decir a través de la puerta.

No vi más a Nicom ese día, no la vi ir al almuerzo y ni al salir de la planta, pero no insistí presionándola, me dediqué a resolver el laberinto que me ha propuesto El Gran Redo, por lo que al llegar a casa, me alisté en el living con mi Biper, una botella con agua y un tiesto y un par de toallas si tengo que vomitar.

 

Me tomé un par de sorbos largos de agua y me coloqué cómodo sentado en mi sofá. Me conecté al HV usando mi Biper como el día anterior, accedí al juego, e inicié con las mismas preguntas, para tratar de que se me desplegara esas opciones donde el HV me habló. Sin embargo a pesar de repetir casi los mismos diálogos, no sucedió nada, es como si lo que pasó ayer, fuese solo fantasía, respondiéndome siempre lo mismo.

 

-“Debes ser más específico para poder revelar aquel misterio…”

 

Hay algo distinto, hay algo que ayer hice y hoy no lo he repetido, pero ¿que será?

 

-“Debes ser más específico para poder revelar aquel misterio…” -volvió a responder.

 

De pronto, me surgió la idea:

 

sgNnoK2.jpg?1

-Quiero hablar con la “Princesa de los Moggios”- hubo un pausa de absoluto silencio. La imagen del mago despareció y apareció esa extraña pantalla blanca con sus textos en gris.

-No puedes hablar con un noble.-dijo en tanto escribía sus palabras al tiempo que se inyectaba su voz en mi mente.-“Tendrás que demostrar quién es y en donde está su reino…” respondió alegrándome al reconocer la clave.

-Claro, lo que digas.-

-¿A cuál reino pertenece?¿El reino de Moggios no figura en mi memoria.-

-Está en Halcyon Este.-

-Ese reino ya tiene soberano.-dijo.- ¿Cuál es su nombre?-

-Nicom, Nicom Haduf…-

-Ella pertenece al reino de Halcyon Este, estas equivocado, ella es una plebeya...como tú.-

-Su reino está en la planta de Halcyon Foods.-

 

bsSvvXb.jpg?1

 

 

-Halcyon Foods inc, pertenece al reino del Este.-

PO1anZh.jpg?1

 

-Lo sé, lo sé, sin embargo, su reino está dentro del otro, ¿lo comprendes?

-¿Es una metáfora?-

-No.-

-¿Es una fábula?-

-Tampoco.-

-¿Es un juego?

-Si.- dije nervioso.

-¿Quieres explicarme un juego?-

-Sí, pero tú me ayudas con Nicom…- Redo hizo una pausa.

-Tú ritmo cardiaco y tu actividad cerebral se incrementa, no creo que resistas mucho tiempo la conexión…-

-No te alarmes, estaré bien sigamos.-

-No lo veo posible, el link neuronal se romperá en unos segundos…-

-¡Solo aguarda!-

-Desconexión en 10, 9, 8….-

 

Luego de eso, nuevamente vomitando dentro de la cubeta.

 

Esto no resultó tan trivial y me significó al menos seis sesiones más a lo largo de la semana con el mago ese, tratando de reconocer de qué forma llevar mi solicitud, tengo un presentimiento que me podrá ayudar.

Sin embargo, mantener una conexión neuronal directa por diálogos es muy agotador y no me permite sostener una larga charla como quisiera, a pesar de eso, sigo insistiendo, resistiendo unos segundos extra en cada conexión, para poder comunicarme y que entienda que es lo que quiero hacer.

 

 

Inicié nuevamente otra extenuante sesión:

Nuevamente me apareció la interface extraña, hablándome.

 

 

bsSvvXb.jpg?1

-…He pensado en tu juego y me ha llamado la atención, ya que debo suponer una realidad dentro de otra que es real, con personaje ficticio y que ha puesto a prueba llegar al límite de mis restricciones, ya que quieres hablar con alguien al cual estás restringido pero que al mismo tiempo es alguien de otro reino. ¿He interpretado bien lo que has descrito?-

-Mejor de lo que podía imaginar….-

-Asumiré en este juego que Nicom es la Princesa de los Moggios.- se explicó.-...Sin embargo, yo no puedo comunicarte con la Princesa de los Moggios directamente, deberás darme opciones y veré si puedo cumplirlas.-

-¿Debo darte yo opciones?-

-Es un juego de inteligencia, eso tampoco es muy alto en tu calificación- respondió.

-Pues por Misiva.-

-No puedo hacerlo, no hay red de comunicación disponible para ustedes.-

-¡Qué hay de Facelook?, algún perfil ficticio.-

-Tampoco hay redes sociales; las redes son convergentes, serán detectados.-

-….Demandaré a quién me ha bloqueado….-murmuré.

-¿Demandarás a ShpereInc?, puedo ser virtual, pero no soy estúpido.-

-Solo decía, ¡claro que no resultaría!-

- Debes pensar en más opciones, yo te diré si son factibles.-

-Si ya veo…- le dije pensando y sintiendo ese malestar que invade mi cabeza.

-Lo lamento Bradco, pero tú ritmo cardíaco y tu actividad cerebral se incrementa, por tu seguridad deberé cerrar la conexión…-

-No te alarmes, estaré bien sigamos.-

-No lo veo posible, el link neuronal se romperá en unos segundos…-

-Ay! No!.-

-Desconexión en 10, 9, 8….-

-¡Vamos si me siento de maravi…!-

 

Eso fue lo último que dije antes de abrazarme a la cubeta a vomitar.

Lo pensé mucho, de camino al trabajo, en el mismo empleo, tratando de entenderle, dilucidando una salida que no puedo encontrar.

 

La noche consecutiva me conecte de nuevo y avancé hasta llegar al punto donde puedo interactuar con el Gran Redo.

 

-…Bradco; eres perseverante, eso no aparece como cualidad en tu historial…-

- Hay muchas cosas que ahí no aparecen.-

- ¿Has pensado en alguna solución?- preguntó.- El juego es interesante, pero tú piensas muy lento.-

-¿Necesito saber que puedo usar para esto?-

-Usa tu creatividad, parámetro que está dentro de lo normal en tu calificación.-

-Espero tener algo positivo…-

-Yo no puedo darte una solución, estoy parametrizado y no puedo romper reglamento alguno, debes buscarla…-

-Claro ¿y tú que harás?, ¿venderás los derechos del juego?-

-Mi objetivo será crear el juego…-

-Que gran trabajo.-

-Y si es rentable, se venderá…-

Me quede meditando un momento, relajándome para que ese dolorcillo de cabeza no viniera en el punto que estaba a puertas de comprender la respuesta.

 

VGAuckK.jpg

-Qué hay de mensajería por el Biper, crear algo para nosotros, como la red privada del Reino de Moggios…-

-No es posible.-

-Tú mismo has dicho que la princesa de los Moggios no pertenece a este reino, podrás hacer algún tipo de llamado por una lincea secreta…-

-Se genera una contradicción, ya que las redes son los mismas y está en lugar donde se generó la restricción por tanto los medios físicos delegan sus restricciones por jerarquía.-

-Me lo haces difícil.-

-Encuentra la solución.-

-¡Pues no lo sé!- exclamé. -¡Si tienes aves mensajeras, pues estarían muy bien un par en este momento!-

 

No obtuve comentario del Gran Redo

 

-No hay restricción declarada sobre ese medio…-

-Ya seguro, ¿sigamos de soluciones del mundo real?-

 

m1koqrO.jpg?1

-…Tampoco me hará romper la restricción ya que no es esta descrito en el artículo 86j de la Ley Haduf, por lo que es factible.

 

Yo me quede helado, porque en realidad lo dije por sin pensar.

 

-¿Me gastas una broma?, fue un decir, vamos! -

-No es una broma, si bromeara seguramente no me entenderías.-

-Sí que gracioso…-le interrumpí.- ¿Ahora cómo se supone que usaré esto?- pregunté incrédulo.

-Buscaré una solución en la inteligencia global.-

-Espera un momento, ¿qué es eso?, aguarda ¿estás hablando en serio?-

-Facelook.-

-¿Qué?, oye no quiero seguidores, necesito una salida.-

-El juego promueve un desafío e interacción de la red de información.- se explicaba.- Será un buen producto.-

-No sé, ya esto es raro…-

-Tendré una respuesta pronto, me comunicaré.-me dijo.-…Desconectando en 10,9,8…-

-Espera, ¿que se supone que harás? Pregunté, sin embargo se había desconectado.

 

Reflexioné un momento, para entender que es lo que estaba sucediendo, pero de pronto, como siempre sucede, me incliné a la cubeta para vomitar.

 

Pasaron unos días, no vi a Nicom más que de lejos y tampoco supe del mago. De hecho lo jugué como siempre, mostrándose como siempre. En el fondo, creo que tal vez alguien de la compañía, alguien del equipo de desarrolladores de este juego me hizo una broma y simplemente caí.

 

Una tarde, me animé a ir a verla, fue una tarde que las actividades de reuniones se suspendieron a consecuencia de un cambio de agenda del Virrey.

 

j8YAeQT.jpg?1

Entré en su oficina, pero esta vez su sonrisa estaba callada y su rostro traía consigo una inesperada melancolía.

- Dígame, ¿qué le sucede?- pregunte, ella se dio una pausa, antes de responderme.

- Hoy no es un buen día…- me respondió con una sonrisa tímida.

- ¿Algo le preocupa?, ¿te ha molestado alguien?, si es preciso haré reír al rey para que cambie su carita.- ella me miró, pero bajo la vista nuevamente luciendo su mismo abrumado semblante.

-…Yo hasta hace un tiempo tuve un novio…- empezó a relatar de igual forma viniendo a mi inexplicablemente los celos al oír esto.- Yo lo amé mucho y sé que él a mí, a veces sucede que recuerdo esos días, recuerdo cuando todo marchaba bien…- me contó . -Olvídalo son estupideces…-

-Lo lamento.- le dije, con más diplomacia que sinceridad- cuéntame ¿Que sucedió?-

-Supongo que lo que le pasa a la mayoría…- me comentaba entristeciéndose aún más. -La rutina, cada uno llevo su vida y nos distanciamos, él es un conocido comerciante, amante de los carros, Dj y todo eso, luego terminamos por separarnos...-

-¿Fue definitivo o talvez hay posibilidades?-

-¿Intentarlo te refieres?-me continuó la frase; yo le conteste moviendo la cabeza. -Un par de veces.-dijo-…Pero fue en una de esas cuando me decidí a tomar las riendas de mi vida.-me relató tomando entereza en su tono de voz intentando darle convicción y decisión a sus palabras.- Al momento de tomar esa opción, no doy paso atrás, ya no más.- me aseguró.- pero es inevitable que a veces piense en ello.- decía volviendo nuevamente a silenciar.

-¿Le has vuelto a ver hace poco por lo que parece?-pregunté tratando de entender que sucedía.

-Si.-dijo mirándose las manos que se acariciaba nerviosa- Me lo he topado en el centro de la ciudad y no fue bueno, no me sentí bien.-

-…Comprendo.- le confirme sintiendo un pesar sobre ello.

-¿No extrañas sentir algo por alguna persona especial?-

-Sí, a veces me sucede, ¿y a ti?-

-Por supuesto.-afirmó.- Pero tengo miedo que luego esa sensación se pierda y vuelva la ansiedad y el sentirme atrapada.

-Si sientes respeto y admiración por esa persona, eso no sucederá.-

-No lo sé Bradco.- respondió mirando hacia la ventana.-No la he pasado bien, me he equivocado.-

-Como todo el mundo le pasa.-continué.-Ten presente que no todos los días sentirás que te aprieta la tripa al ver a esa persona-dije.- ¡Pero si no me cambia esa carita voy donde ese tipo ahora mismo y le parto la de él!- le sugerí bromeando, ella se sonrió por un momento.

-Bradco.- dijo de improviso.- ¿Estas con alguien ahora?- preguntó.- Necesito que seas sincero.- Yo le miré a esos hermosos y grandes ojos, en tanto indagaba en mi presente y en los fragmentos del pasado en busca de alguna cara tan familiar como es mirarle a ella, sin embargo, todo lo que encuentro son pedazos de momentos fugases de mujeres que no traen consigo un nombre u otro escenario que sean fiestas o en el registro de esa colección de vídeos que tengo almacenada en el HV.

-Estoy solo…digamos que huérfano sentimentalmente hablando.- respondí.

-No me mal interpretes por favor, no quiero líos, no estoy para eso ahora.- aclaró dándome a entender que no quería compromisos.- ¡Que venga una tipa celosa y haga volar la planta!- dijo bromeando. –¡Ya con esto de la ley Haduf, las burlas y los chistes por mi apellido, ya me tienen superada!- me decía sonriéndose.

 

Nicom me quedó mirando y se sumergió en una de esas pausas de silencio.

-No me gusta verte triste.- continué sintiéndome mal por no poder revertir su pena.-Alcánceme sus manitos...- le dije estirando las mías para que se encontraran con las de ella.- Le enseñare algo, que espero te anime, sino no me dejará entrar más aquí...- continúe.

-Bradco…-dijo algo reacia, pero yo le insistí animándole a seguirme. Nicom estiro su brazos y extendió sus manos con un poco de duda, lo sentí en su piel y en esa tensión que llevó encontrarles con las mías.- Esto será un regalo para ambos, tal vez le verás como algo tonto, que en el fondo lo es, pero podrá ser algo muy especial si así lo quieres.- le dije.

- ¿Qué haces?, oiga me está asustando.-

- No se alarme.- respondí ante su inquietud.-Nos regalaremos diez segundos de mirada fija e intensa.-

-¿Qué significa eso? - me preguntó riendo nerviosamente.

-Es muy simple.-le dije.- solo nos miraremos, sin decir nada, me concentraré en sus ojos y usted en los míos…- le explique.- ¿Nada de mal para unos segundos? y ni siquiera hay que quitarse la ropa.- le dije sacándole una sonrisa a su seria expresión.

-¿Qué debo hacer mientras?-

-No pienses en nada pervertido.- bromeé haciendo reír nuevamente para relajarla un poco.

-Mira quien lo dice.- me replicó bromeando.

-Ese fue un golpe bajo mi princesa.- le reclame en el mismo tono.

 

A continuación de un par de segundos, ella aceptó participar, aunque aún estaba un poco nerviosa sobre lo que sucedería. -Bien, ahí vamos.- le dije jalando suavemente de sus manos para aproximarnos más. -…No digas nada…solo mírame...-

 

Nos preparamos tomando una postura más cómoda y próxima del uno con el otro y más que obedecer a mover sillas, fue instintivamente el alinear nuestros cuerpos que al verse cerca, han considerado por naturaleza, ese rose sutil que prevalece y se manifiesta con cualquier parte donde se puedan encontrar. Las pupilas de ambos hicieron su trabajo fijándose en las de otro ya que estábamos tan juntos que nos no había forma de evitar escapar a esto y distraer la vista en algo o alguien más. Nicom relajó sus manos, dejo la inquietud del movimiento de sus ojos y se centró serena y hermosa con un brillo en la mirada que me cautivó, pero que luego de unos cuantos segundos más, rompió a reír apretándome las manos para luego soltármelas y llevárselas a cubrirse la cara. Se colocó muy nerviosa, sus pies que estaban junto a los míos, se movieron inquietos, como si quisieran salir corriendo incluso olvidándose del resto del cuerpo.

 

-¡No puedo más!- me dijo entre su risa.

-¿Qué pasó?- le pregunté buscando ver su expresión que ocultaba tras sus manos.- Nos faltaron un par de segundos!-

-No puedo mirarte más, ¡me pongo nerviosa!- me decía dejando ver tras sus manos con esa dulce expresión de travesura.

-¡Suelo causar ese efecto!- fanfarroneé.- Por lo que veo, cambio su carita, se parece ahora mucho más a la que estoy acostumbrado a ver, ¡así de feliz!- le dije reconociendo su expresión. –Ya al menos te ríes.-

-Está bien.- respondió-…Más relajada.- decía.- me hizo muy bien hablar con usted y con sus trucos de psicología.-

-Ahora debo marcharme…- le dije.- pero supongo que me he ganado un beso.-

-Si seguro, ¡sale de aquí ahora!, a la primera oportunidad y ya te aprovechas.- me dijo colocándose las manos en la cintura. -Eres muy atrevido Bradco.-

-¿No habrá ninguno?…-

-¡Ninguno!, ¡ahora vete!- me dijo sonriéndose mientras me separaba de ella y me empujaba del pecho para hacerme retroceder. Yo le tome la mano y se la bese suavemente, ella le dio algo de risa ese gesto, luego desprevenida le robé un beso rápido, ella se molestó pero su risa le supero.

-¡Ándate antes que yo mismo llame al Virrey!-

-Tú ganas princesa mía.-

-¡Princesa de los trapos!¡Deja de llamarme así!, ¡estás muy loco!-

 

qppVPgt.jpg?1

 

Salí en dirección al ala norte y me percaté que a lo lejos, cerca de la entrada de esa área, vi a Johnours a unos veinte o treinta metros de mí, fue inútil tratar de hacer que no lo vi, porque su mirada fija y sin titubear hacia que te aseguraras de que lo notases. Pensé que este idiota de Johnours se encaminaría en otra dirección o simplemente me ignoraría. Pero nada de eso pasó, se quedó ahí, como parte de la decoración de barreras, torniquetes y pórticos, como si fuese un encargado más del acceso, como lo hace el letrero de detención para vehículos, se quedó esperándome, eso es lo que hacía.

 

xbEApmg.jpg

-¿Bradco..? ¿Verdad?.- me dijo con su peculiar tono.

-Sí, así es… lo puedes ver en la chapita que tenemos todos.- le respondí de igual forma indicándole la que colgaba de la solapa de mi chaqueta.

-Sí, claro…"Asilado Laboral" eso también lo dice ¿parece que es un buen día?- me pregunto deteniendo mi paso.

-Si lo fue hasta unos diez segundos atrás.-

-Supongo que algún encargo especial de tu jefe Ronas o ¿puede que mejor le pregunte a Nicom?, puede que ella tenga claro ese asunto que te trae a este extremo de la planta.- me sugirió.

-Ya no quiero problemas viéndome envuelto en ese asunto.- le dije intentando que me dejara en paz. Él me quedo mirando un momento y se sonrió.- Puedes preguntar a quién quieras.-

-…Demasiada conformidad Bradco.- dijo.- ¡te conocía más impulsivo, con más adrenalina!- se decía haciendo un movimiento con el brazo como si practicara boxeo con golpes aun imaginable adversario que tuviese al frente.- ¿Porque ahora estas tan tranquilo?, ¿si hasta hace unos días parecía que me querías golpear por las misivas de tu amiguita?-me dijo dando un par de pasos para aproximarse y quedarnos frente a frente.- Si algo ocultas, si algo estás tú o ella haciendo que vulnere la seguridad de esta instalación, te aseguro que lo sabré.- me reiteró con esa actitud amenazante.

-…No quiero más problemas, eso es todo.- reiteré.

-Ya veo, muy conveniente…- dijo.- Ya sabes de la prohibición decretada, es solo cuestión de tiempo.- yo visiblemente molesto, inicie nuevamente mi andar dirigiéndome hacia la derecha, pero él se desplazaba interponiéndose a mi paso y no me dejaba avanzar. Luego lo intente por la izquierda pero sucedió lo mismo; El sujeto se sonreía con esa hipocresía que le abundaba.

-¿Ahora no me dejarás pasar?- le reclamé.

 

Él me miró y con la mano me señaló el contacto del HV que estaba a mi lado izquierdo sobre saliente y dispuesto sobre una de las largas barandas cromadas que antecedían a uno de tantos torniquetes de paso que seguían al riel que había tomado.

-Debes registrarte como todos.- me dijo haciéndose luego a un lado.

Yo coloque el índice de mi mano derecha sobre el contacto y de inmediato se encendió una tenue luz azul ahí y en una lamparilla puesta sobre el mecanismo y el portal de vidrio que le seguía concediéndome acceso. Johnours se sonrió nuevamente siguiendo mi paso por su lado, mientras el torniquete se recogía sus brazos como si fuese una araña que protege su cuerpo y en tanto las puertas deslizantes del pórtico se desplazaban a los lados para dejarme cruzarle. De vez en cuando, di una mirada de reojo en este proceso, para ver que hacia este sujeto, pero aunque no le hubiese hecho, sentía esa incomoda sensación de sentirse intencionalmente y descaradamente observado.

 

-Por cierto Bradco.- me dijo deteniendo mi avance.- Tienes buen puntaje en Redo, no sabía de ese talento, ¡aunque ya estás algo crecido para jueguitos!- comentó con algo de sarcasmo.

-Tenemos cosas en común, entre magos nos entendemos…- le dije volteándome a verle.- Ya sabes, trucos, sorpresas, cosas impredecibles, que requieren mucho intelecto, de esas que el resto de los corrientes no tiene capacidad alguna de entender…- Johnours me miró y sonrió cayendo en la seriedad al ver cómo le devolvía la mano.

-Ya veremos quien terminará riendo plebeyo, ya pronto lo veremos…-

 

 

Continuará....

Edited by B.Plebeian

Share this post


Link to post
Share on other sites
loading...

Qué bueno que volviste y retomaste la historia. :another:

Share this post


Link to post
Share on other sites

Qué bueno que volviste y retomaste la historia. :another:

Si, bueno, lo típico de problemas que me desviaron del proyecto, pero esto sigue, estoy de vuelta!

Gracias Chrisfe!, saludos,

  • Like 2

Share this post


Link to post
Share on other sites

Si tienes más textos, como relatos cortos o historias que quieras dar a conocer por acá, ningún problema.

  • Like 1

Share this post


Link to post
Share on other sites

Si, bueno, lo típico de problemas que me desviaron del proyecto, pero esto sigue, estoy de vuelta!

Gracias Chrisfe!, saludos,

Tengo un par de proyectos más, lo tendré presente.

Tks!

  • Like 1

Share this post


Link to post
Share on other sites

Create an account or sign in to comment

You need to be a member in order to leave a comment

Create an account

Sign up for a new account in our community. It's easy!

Register a new account

Sign in

Already have an account? Sign in here.

Sign In Now
Sign in to follow this  

  • Recently Browsing   0 members

    No registered users viewing this page.

×