Jump to content
Sign in to follow this  
ChicaLiberty

JUNTA NACIONAL DC | La jugada maestra de Goic

Recommended Posts

:elmostrador:

03 Enero 2017

 

 

El Gute propone superar la Nueva Mayoría con una "coalición de verdad"

 

 

El-Gute_816x544.jpg

 

"Eso implica una categoría superior de entendimiento y cohesión, con niveles de acuerdo más exigentes, con compromisos efectivos con el nuevo gobierno", sostuvo el consejero de la DC.

 

El ex presidente de la Democracia Cristiana y actual consejero de esa colectividad, Gutenberg Martínez, se refirió a la próxima Junta Nacional que la falange realizará el 28 de enero y a los temas que marcarán el debate de la DC: elección de su próxima directiva, continuidad de la Nueva Mayoría y definición presidencial.
Respecto a este último punto, el Gute asegura en entrevista con El Mercurio que aún "están pendientes una serie de decisiones cruciales, entre otras: ¿El futuro será la misma Nueva Mayoría? ¿Existirá una primaria común? ¿Habrá candidato único a la primera vuelta? ¿Habrá un programa único? ¿Una sola lista parlamentaria o dos? Todo esto es previo o a lo menos paralelo a resolver el tema de las candidaturas".
Consultado por continuidad de la Nueva Mayoría, señala que "lo que surja deberá ser algo nuevo, en el ámbito de centro izquierda y, como dijo Carolina Goic, algo 2.0. Eso implica una categoría superior de entendimiento y cohesión, con niveles de acuerdo más exigentes, con compromisos efectivos con el nuevo gobierno. En definitiva, una coalición de verdad".
En el nuevo conglomerado -aclara- estarán todos los miembros actuales de la Nueva Mayoría dependiendo de "el nivel objetivo de acuerdo y de diferencias y el nivel de compromiso posible a ser cumplido por cada partido. Me imagino que podrían existir distintos niveles de compromiso, uno el de coalición, otro el de acuerdo programático parcial o no total. Con menos miembros la coalición y con alguno más el acuerdo programático".
"Desde un punto de vista teórico, es posible reconocer diferencias que imposibilitan que todos cedan en sus posiciones por un acuerdo común, que es indispensable para ser coalición, pero que sí estén dispuestos a un nivel menor o distinto de compromiso, como sería un acuerdo en algunos de los puntos de un programa. Podrían ser una especie de círculos, de dos círculos concéntricos, con compromisos y responsabilidades diferentes, donde nadie esté forzado a imposibles. Lo esencial es que la coalición sea de centro izquierda, es decir, no puede ser algo de izquierda ni tampoco solo de centro. Esto es vital, es superar la disyuntiva refundacional o de concertación del primer tiempo", acota.
A su juicio, estas decisiones deben ser vistas en enero: "No podemos demorar más las cosas. El espectáculo de la negociación de 10 meses en lo municipal es irrepetible. Por ejemplo, ahora debemos saber si por razones técnicas es o no posible una lista única parlamentaria, pues todos saben las dificultades que existen por la nueva legislación. Esto es técnico y solo se requieren un par de reuniones de trabajo, sin que intervengan aún las decisiones políticas".

 

En en ese sentido, dice que el plazo puesto por el PS (abril) es imposible y poco realista. "Por supuesto que el PS puede definir sus posiciones en abril, pero esto tiene consecuencias, y creo que el resto o a lo menos en la DC no podemos quedarnos como espectadores. Nosotros tenemos nuestra Junta el 28 de enero y ahí deberemos definir", declara.

 

Share this post


Link to post
Share on other sites

Q se vayan a Chile vamos po :ji: con ellos no tendran problema en cumplir el programa de gobierno :ji:

 

si las ideas son las mismas :ji:

 

Son no aborto, no matrimonio igualitario, no beneficios sociales y no Estado :ji:

Share this post


Link to post
Share on other sites

¿Y por qué no superar al Gute mejor?

 

 

Sería un gran favor al país

 

 

Superar al Gute, a la Alvear, a la Mariana,que se resisten estar chocheando con los nietos mejor.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:elmostrador:

05 Enero 2017

 

 

Internas del domingo definirán el escenario político de cara a la Junta Nacional de fines de enero

 

 

 

Elecciones DC: Goic mide su poder y la opción de ser la candidata presidencial de la colectividad

 

 

carolina_goic3_816x544.jpg

 

 

Si gana holgadamente, su nombre nuevamente queda instalado como una carta viable de la DC para la carrera presidencial. En la falange hay quienes consideran que una victoria aplastante de la senadora este fin de semana, con más del 70 por ciento de los votos, generará casi automáticamente su proclamación en la Junta Nacional del 28 de enero como abanderada presidencial del partido.

 

 

 

Si bien siempre se compite para ganar y en las internas que la DC realizará este domingo 8 de enero hay tres listas en carrera, en dicho partido la verdad es que hay muy pocas dudas de que la timonel Carolina Goic logre, con mayoría, amarrar un triunfo y, así, dirigir por un nuevo mandato a la falange. Las incertidumbres e incógnitas apuntan más a lo que esa victoria puede generar internamente en la colectividad, el efecto que tendrá en la Junta Nacional de fin de mes y cómo puede influir en las decisiones que la tienda deberá tomar para zanjar su apoyo a un candidato presidencial propio o de la Nueva Mayoría.
No es casual que la senadora Goic esté frente a un auspicioso escenario político a ojos de su partido. Va más allá de que sea mujer, joven y un liderazgo nuevo, sino que además tiene ambición política, sentido de oportunidad política, dialoga transversalmente con todas las corrientes internas y no ha cometido errores desde que asumió la presidencia DC por petición de la Junta Nacional el 2 de abril del 2016, luego de la inesperada renuncia del entonces timonel Jorge Pizarro, involucrado en el caso SQM por la asesorías que sus dos hijos prestaron a la minera no metálica.
Desde entonces, ha recorrido más de 100 comunas del país, vinculándose con las bases y dirigencias locales, pero sobre todo se anotó dos aciertos que en el mundo de la falange han sido trascendentes, como reconocen transversalmente en el partido: el liderazgo que demostró en el funeral del ex Mandatario Patricio Aylwin al pedir perdón públicamente por los casos de ilegalidades en el financiamiento de campañas, lo que la puso en el foco público a nivel nacional, y cuando golpeó la mesa ante La Moneda –a pesar de ser una reconocida bacheletista– después de las municipales de octubre, al advertir al Gobierno que “con la DC no se juega”.
“El sentido común partidario reconoce en ella una figura que ha dado frescura y credibilidad a la DC y eso la ha ayudado mucho para estar en el lugar en que se encuentra hoy”, afirmó un parlamentario falangista.
Tuvo un tercer acierto, recordaron en el partido: jugarse políticamente –generando los apoyos necesarios para ello– por quedar como primera vicepresidenta de la DC de la mesa de Pizarro en abril del 2015, ya que “captó” que las dificultades que enfrentaba el senador hacían poco viable que lograra terminar su mandato –lo que sucedió–, quedando instalada como la primera opción para reemplazarlo, como también ocurrió.
“Será un triunfo holgado, pero no todo lo que se quiera”, reconoció un dirigente DC sobre el resultado que obtendrá Goic. La razón, coinciden transversalmente en la tienda, es la preocupación por el nivel de participación que registre esta elección interna, debido a que las bases de la falange ya han tenido entre tres a cuatro votaciones en un año. Enero, por las vacaciones, puede incidir en una baja de electores y la certeza que hay sobre una reelección de la timonel podría desmotivar a los militantes.
Así, nadie cree que se logre llegar a los 21 mil militantes que votaron en diciembre para las elecciones territoriales y los pronósticos promedian los 15 mil electores. Precisamente por esa baja de sufragios y el “clima de certeza” interno sobre la reelección de Goic, es que la timonel ha pedido en regiones a diversos dirigentes no aflojar el trabajo interno, para asegurar un triunfo el domingo que le permita superar el umbral del 60% de los votos.
“El objetivo de Goic es no tener que integrar otras fuerzas a su nueva directiva y esa ha sido la petición que ha hecho. Hay bastante confianza”, explicó un consejero nacional.
Si eso sucede, explicaron en el partido, la líder falangista consolidaría un poder absoluto en la DC, incuestionable. Ello, porque eso significaría que, a pesar del trabajo político de los últimos años, la lista de la disidencia interna, que lidera el diputado Víctor Torres, no habría logrado consolidar una fuerza que le haga un contrapeso real a Goic en los próximos dos años.
“Si la lista de la disidencia no llega al 30%, significa un fracaso político de este sector, pero también que habrá un desequilibrio del poder interno, lo que nunca es bueno”, aseguró un ex dirigente nacional DC.
El diputado Torres dijo que la lista ha trabajado para generar un escenario competitivo a nivel interno y confía en que la mirada política que la sustenta verá sus frutos el domingo. En el seno de la disidencia reconocieron que el objetivo es efectivamente abrochar el 30% de apoyo, para tener presencia, voz e influencia en el rumbo de la próxima directiva nacional.
Ser o no ser
Pero, junto con el poder interno, si Goic gana holgadamente el domingo, su nombre nuevamente queda instalado como una carta viable de la DC para la carrera presidencial. En la falange hay quienes consideran que un triunfo mayoritario de la senadora generará casi automáticamente su proclamación en la Junta Nacional del 28 de enero como abanderada presidencial del partido. “Goic debe considerar la posibilidad de ser proclamada en la junta, si sucede debe pedir libertad de acción para negociar con la Nueva Mayoría, a todo nivel, la orientación del próximo gobierno y el contenido del programa. Eso la instala como líder”, adelantó un ex dirigente del partido.

 

Entre los cercanos a Goic y quienes han hablado directamente el tema con ella aseguran que la senadora tiene “más dudas que certezas de ser candidata presidencial”, que mienten los que filtran que tiene la convicción de asumir ahora dicho desafío. Es más, uno de sus colaboradores más estrechos advirtió que una “abrumadora mayoría es una condición necesaria para que sea proclamada en la Junta Nacional, pero que no es suficiente”.
En la propia directiva DC explicaron que el grupo “Progresistas con Progreso” vive ajeno a la realidad del partido, sus miembros no participan en sus instancias partidarias, si lo hacen rara vez opinan realmente en el debate interno. “Solo hacen documentos en una oficina del sector oriente y luego hacen política solo a través de los medios de comunicación, eso genera un rechazo muy fuerte en el partido”, recalcó un diputado de la bancada falangista.
Hay factores que se pondrán sobre la mesa a partir del domingo y que serán considerados por la DC en la Junta. El resultado que arroje hoy la influyente encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP) sobre la correlación de fuerzas que hasta ahora hay entre Alejandro Guillier y Ricardo Lagos Escobar, como de ambos enfrentados al ex presidente Sebastián Piñera, la principal carta que tiene la derecha. Un dato extra y no menor, agregaron en el partido, será si la senadora aparece en el sondeo y en qué condiciones antes de pensar en proclamaciones.
También está el sector DC que apoya y trabaja por Goic, pero que no comulga con la idea de “quemar” su liderazgo en esta carrera presidencial, sino que apunta a reservarla para el 2022, porque en la contienda de noviembre es evidente –precisó un consejero nacional– que ninguna carta de la DC tiene alguna chance.
El dilema DC en la Junta no deja de ser menor. Si proclaman un candidato propio para las primarias, es una carrera perdida, no hay chance ante Guillier, y una derrota en julio implica repetir lo sucedido el 2013, cuando la falange se quedó sin nada con que poder negociar ante la Nueva Mayoría tras el fracaso de Claudio Orrego en las urnas. “Hay dos suicidios posibles: ir a la primaria y, lo otro, es ir hasta la primera vuelta sin defender la lista parlamentaria del partido”, advirtieron desde la mesa directiva.
Si la Democracia Cristiana lleva a todo evento un candidato propio hasta la primera vuelta presidencial de noviembre, eso significaría que la colectividad estaría obligada a llevar una lista de candidatos parlamentarios fuera del pacto de la coalición y el camino propio en esa línea, según todos los cálculos internos, representaría una debacle electoral, que podría implicar reducir hasta un tercio su actual representación en el Congreso.
“Nadie se va a arriesgar a eso”, reconocieron en la mesa directiva.
Por eso es que es tan importante que, si se llega a generar el escenario de una proclamación de Goic en la Junta Nacional, esta sea con libertad absoluta para negociar, estirar el elástico lo más posible ante la Nueva Mayoría sin que se corte, o sea, sin poner en riesgo el acuerdo parlamentario.
En esa perspectiva, en la DC afirmaron que algunos sectores y parlamentarios ya han entrado en conversaciones preliminares con el Partido Radical e incluso con el propio Guillier, lo que podría ver algunos frutos precisamente en la proclamación que el radicalismo hará el sábado del senador por Antofagasta en el Parque O´Higgins, con la presencia de algunos o su despliegue territorial para aportar huestes para el acto.
La venia del Gute
En la DC tienen asumido que el tema presidencial se tomará la Junta Nacional, porque saben que ya no queda tiempo y es una decisión que no se puede seguir dilatando. Pero en esa cita también se discutirá otro punto no menor: la relación de la falange con la Nueva Mayoría a futuro.
No es gratuito que, a principios de esta semana, el ex timonel Gutenberg Martínez lanzara al debate público una propuesta puntual de lo que entiende debe ser la coalición en la que cohabite la DC. “Una coalición de verdad (…) el nivel objetivo de acuerdo y de diferencias y el nivel de compromiso posible a ser cumplido por cada partido. Me imagino que podrían existir distintos niveles de compromiso, uno el de coalición, otro el de acuerdo programático parcial o no total, con menos miembros la coalición y con alguno más el acuerdo programático", dijo en entrevista con El Mercurio.
Martínez fundamentó su idea. "Desde un punto de vista teórico, es posible reconocer diferencias que imposibilitan que todos cedan en sus posiciones por un acuerdo común, que es indispensable para ser coalición, pero que sí estén dispuestos a un nivel menor o distinto de compromiso, como sería un acuerdo en algunos de los puntos de un programa. Podrían ser una especie de círculos, de dos círculos concéntricos, con compromisos y responsabilidades diferentes, donde nadie esté forzado a imposibles. Lo esencial es que la coalición sea de centro izquierda, es decir, no puede ser algo de izquierda ni tampoco solo de centro. Esto es vital, es superar la disyuntiva refundacional o de concertación del primer tiempo", agregó.
En la DC entendieron estas palabras como el visto bueno público del “Gute” para la continuidad de la Nueva Mayoría como se le conoce hasta ahora, lo que implica que no hará olas para fomentar un camino propio por ahora. Entre sus más cercanos y quienes lo conocen públicamente reiteraron que la prioridad política del ex timonel es una sola, la lista parlamentaria de la DC, nada más, que está consciente de que en materia presidencial la falange no tiene nada que hacer, que es vital, por lo mismo, mantenerse como parte de la coalición para llevar una nómina de candidatos dentro del pacto y preservar doctrinariamente el partido desde sus bancadas en el Congreso.
Dicho eso, en las filas DC entendieron que la propuesta de Martínez apunta a ello, a una señal política en la que asume la convivencia de la antigua Concertación con la actual Nueva Mayoría, donde la presencia del PC es crucial y es el factor que siempre ha hecho ruido al “Gute”. Entre los parlamentarios del partido, algunos agregaron que la idea del ex timonel fue solo una “salida elegante” para no tener que pronunciarse a fondo sobre la relación con los comunistas, consciente de que no hay espacio político para aventurase con tesis del camino propio.
“El ambiente mayoritario en el partido es mantener el domicilio político en la Nueva Mayoría y, por lo mismo, es muy probable que eso se explicite en un voto político en la Junta Nacional”, explicó uno de los consejeros nacionales.
Visión que es compartida por el diputado Torres. “Hay tesis diferentes sobre la estructura del conglomerado y la creatividad da para mucho, lo que importa es resguardar la permanencia de una coalición de centro izquierda y hay una mayoría en la DC convencida del rol del partido en ella y cuál debe ser su política de acuerdos”, precisó.
Martínez no fue el único que puso propuestas sobre la mesa. Aunque en una dirección totalmente opuesta, el grupo “Progresistas con Progreso”, liderado por la ex ministra Mariana Aylwin, reiteró ayer –a través de un documento publicado en El Mercurio– la necesidad de que la DC dé por superada a la Nueva Mayoría y se la juegue por un candidato propio hasta el final.
"Las encuestas de opinión demuestran inalterablemente lo mismo. ¡Esta coalición gobernante, con todo respeto, ya no da para más! No tiene alma, no tiene proyecto común, no tiene credibilidad y tampoco capacidad de gobernar. ¿Cómo y por qué podría proyectarse? El peor escenario es el del continuismo acomodaticio. Ello sería la condena a muerte de nuestro partido y estaría marcado por el sello de la infidelidad a nuestra memoria y pasado histórico", reza parte del texto del grupo que suscriben, entre otros, ex ministros como Eduardo Aninat, Hugo Lavados y Pedro García.
Salvo el reducido número de adherentes que suscriben el documento, la línea política que trata de levantar Mariana Aylwin no tiene acogida en la DC. El hecho de que no se lanzara a una candidatura interna para no arriesgarse a una derrota estrepitosa es un índice claro –agregaron dirigentes, consejeros, parlamentarios y ex autoridades del partido– de lo minoritario de su liderazgo interno y del rechazo que generan entre las bases de la falange.
En la propia directiva DC explicaron que el grupo “Progresistas con Progreso” vive ajeno a la realidad del partido, sus miembros no participan en sus instancias partidarias, si lo hacen rara vez opinan realmente en el debate interno. “Solo hacen documentos en una oficina del sector oriente y luego hacen política solo a través de los medios de comunicación, eso genera un rechazo muy fuerte en el partido”, recalcó un diputado de la bancada falangista.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

08 Enero 2017

 

 

DC elige hoy a su nueva directiva y apuesta a participación de 15 mil votantes

 

 

 

 

Se enfrentarán tres listas, encabezadas por Carolina Goic, Víctor Torres y Ricardo Hormazábal. La actual presidenta del partido es la favorita para quedarse con la mesa, pues su nómina incorpora a distintas facciones partidarias.

 

Imagen-11361LFQNXNN1-820x385.jpg

 

 

Desde diciembre a la fecha, los integrantes de las tres listas que se enfrentarán hoy por el control de la mesa directiva de la Democracia Cristiana se desplegaron intensamente con dos objetivos: captar votos para la contienda y estimular la participación en un proceso eleccionario que se prevé como poco competitivo y que, por lo mismo, podría no concitar una alta convocatoria.
Este objetivo es especialmente relevante para la lista C, que encabezan la actual presidenta del partido, Carolina Goic, y dos de sus actuales vicepresidentes, los diputados Matías Walker y Sergio Espejo, pues el éxito de los comicios será una medición también de su desempeño como directiva.
La nómina que encabeza Goic e incorpora a representantes de distintas facciones internas de la colectividad, que se proyecta como la ganadora segura de esta jornada, se ha dedicado a recorrer todo el país para tratar de movilizar a los votantes democratacristianos y acercarse así a la cifra de 21 mil electores que participaron de la pasada elección territorial de octubre.
En esta oportunidad, por tratarse de una elección entre solo tres listas, su expectativa es menor, pero aun así apuestan a que concurran a votar al menos 15 mil personas. Esto cobra especial relevancia porque, de manera simultánea, están promoviendo el refichaje en el partido y, según la información preliminar que manejan a nivel interno, junto con el PS, es las colectividad de la Nueva Mayoría que más éxito ha tenido en ese esfuerzo (Ver nota sobre refichaje en página 11). Para ello, habrá notarios en las mesas de votación.
Los comicios de hoy se regirán por la Ley de Partidos Políticos, por lo que las mesas estarán abiertas entre las 09.00 y las 18.00, y esperan tener los primeros resultados cerca de las 20.00 horas.
La favorita para mantener el timón DC es Carolina Goic, quien eventualmente podría quedarse con toda la mesa, pues las dos listas contendoras -la lista A, que encabeza el diputado Víctor Torres, y la B, que lidera el ex timonel democratacristiano Ricardo Hormazábal- están compuestas por representantes de la “disidencia” y el “chasconaje”, que también está incorporados en la nómina de Goic -además de “príncipes”, “colorines” y otros-, por lo que el ala izquierda de la DC votará dividida.
No obstante, con tan solo un 30% de la votación, cualquier lista podrá integrar a dos de sus miembros a la directiva ganadora.
Diferencias y definiciones
La lista de continuidad que impulsa la senadora magallánica promueve la defensa de un abanderado presidencial propio de la Democracia Cristiana y, aunque la propia candidata no ha tomado posición respecto de si está por ir a primarias o a primera vuelta, varios de los integrantes de su lista se han manifestado a favor de la segunda opción, asegurando que en una primera vuelta presidencial la DC sería más competitiva que en una primaria donde dos tercios del electorado, al menos, se pronunciarían a favor de un candidato de izquierda.
La nómina de Goic, además, defiende la creación de una “Nueva Mayoría 2.0” que se forje sólo tras la ratificación de una propuesta programática conjunta.
La lista de Torres, en cambio, defiende la idea de ser más cautos en materia presidencial y estudiar el escenario que se configure en los próximos cuatro meses. En caso de que en abril o mayo aún no exista ninguna figura democratacristiana posicionada ante la opinión pública, proponen iniciar conversaciones con la centroizquierda para apoyar eventualmente a candidatos externos al partido. A diferencia de la lista de Carolina Goic, este grupo cree en la continuidad de la actual Nueva Mayoría.
La lista de Hormazábal coincide con la de Goic en cuanto a impulsar una candidatura presidencial, pero propone, además, que en caso de haber coincidencias programáticas con las otras fuerzas de la centroizquierda, ese abanderado participe en primarias con los otros candidatos.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

08 Enero 2017

 

 

 

¿Qué escenarios enfrenta la DC a partir de su elección interna?

 

 

 

Dependiendo de los resultados que se den en los comicios de hoy, el partido podría avanzar hacia una candidatura presidencial propia o bien ingresar en un compás de espera en medio de las definiciones de la Nueva Mayoría.

 

dc_falange.jpg

 

 

 

 

Son las primeras elecciones partidarias del año, y prometen decidir el rumbo no sólo de un partido, sino de una coalición. Hoy, se espera que cerca de 15 mil militantes participen en los comicios de la Democracia Cristiana, donde se enfrentan las listas de la actual presidenta de la colectividad, la senadora Carolina Goic; del diputado Víctor Torres, y la del ex timonel Ricardo Hormazábal.
Los pronósticos apuntan a un triunfo de Goic, quien además es, según la última encuesta CEP, la figura democratacristiana mejor evaluada por la población junto al intendente de Santiago, Claudio Orrego. Pero lo que está en juego depende de múltiples factores, y cada detalle de lo que ocurra en la jornada tendrá implicancias en un año donde las elecciones presidenciales y parlamentarias prometen muchas jugadas estratégicas en la política chilena.
Goic, ¿el primer paso para la presidencial?
No hay muchas dudas entre los partidarios de Carolina Goic: si la senadora gana hoy por un margen razonablemente amplio, el paso lógico de la DC sería proclamarla como su candidata presidencial en la Junta Nacional del próximo 28 de enero.
La lógica de tener un aspirante propio ha sido defendida por Goic privada y públicamente, así como el hecho de evaluar si el partido seguirá o no en la Nueva Mayoría y bajo qué condiciones. Un triunfo la pondría, casi sin dudas, como el rostro para liderar ese proceso.
En la DC se comenta que, de darse este escenario, la candidatura se desplegará durante el verano y recién en marzo se evaluará la forma en la que competirá, en la cual la prioridad sería el modelo que deje en mejor pie al partido. Esto, porque hay confianza en que Goic despegaría en las encuestas y se posicionaría como una carta viable tras ser proclamada, incluso aunque no iguale a Alejandro Guillier, el nombre que lidera las preferencias en la Nueva Mayoría.
Un matiz podría ocurrir si Goic se impone por un margen estrecho. Ahí, la senadora podría enfrentar un desafío interno de cartas que le competirían por la nominación presidencial, como el ex intendente de la Araucanía Francisco Huenchumilla.
Torres: escenario a fojas cero
Si se impone la lista de Torres, en cambio, el panorama cambia bastante. De partida, la Junta Nacional de fines de enero quedaría en un escenario mucho más abierto y la posibilidad de que el partido lleve un abanderado propio disminuiría.
Torres se ha mostrado más cauto que Goic y ha planteado esperar las negociaciones con la Nueva Mayoría. De fondo, hay dos enfoques opuestos sobre cómo encarar la elección de noviembre, con la lupa puesta en los comicios parlamentarios: el sistema proporcional que se abre presenta un desafío para la DC, y al interior de la colectividad se evalúa qué modelo de alianzas es el más beneficioso en la nueva situación. Un panorama similar se daría en caso de que sea Hormazábal quien triunfe.
En todo caso, lo claro es que el resultado de hoy marcará la relación inmediata de la DC con la Nueva Mayoría, y su posición en el complejo puzle electoral que se empieza a configurar de cara a los comicios de fin de año.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

08 Enero 2017

 

 

Amplio triunfo de Carolina Goic en internas DC fortalece su opción presidencial

 

 

Hoy la lista encabezada por la timonel falangista fue electa con un 66% de los votos. El resultado impide que miembros de la lista del diputado Víctor Torres se integren a la próxima directiva.

 

Imagen-Carolina-Goic1612-820x385.jpg

 

 

 

Cerca de las 18:00, la presidenta de la Democracia Cristiana, Carolina Goic, llegó hasta la sede del partido, ubicada en Alameda 1460. Allí esperaría los resultados de las elecciones internas para la renovación de la mesa directiva, donde la senadora postuló a la reelección encabezando la “Lista C”, plantilla compartida también por el actual secretario general de la colectividad, Gonzalo Duarte, y los vicepresidentes Sergio Espejo y Matías Walker, entre otros.
Un proceso eleccionario que comenzó ayer a las 09.00 con la apertura de las 340 mesas a nivel nacional y en que los cálculos del partido era que participaran cerca de 15 mil militantes. Los comicios terminaron a las 18.00 con el cierre de las urnas, hora coincidente con la llegada de Goic a la sede nacional de la DC. A juzgar por cómo se acercó a saludar a los militantes que ya seguían el desarrollo de las elecciones y que, además, aprovecharon de reficharse -según exigencia de la nueva Ley de Partidos que obligó a las colectividades a actualizar su padrón de militantes hasta el mes de abril-, la senadora por Magallanes se mostró sonriente.
Las razones de su buen ánimo se fundaban en las primeras estimaciones que daban al elenco de Goic el 66% de los votos, de 13 mil sufragios escrutados, relegando a un segundo lugar a la disidente Lista A encabezada por el diputado Víctor Torres con un 25% -por lo que no podrán sumar ningún representante en la directiva nacional- y en el último lugar la Lista B liderada por el ex timonel Ricardo Hormazábal.
Una cifra que los cercanos a Goic calificaban como histórica, sólo comparable al 70% que logró Eduardo Frei Ruiz- Tagle en 1991 para instalarse como presidente de la DC en los albores de la transición y que, a la postre, lo llevaron a la Presidencia de la República dos años después.
Este antecedente, de sumo optimista, resuena entre los adherentes a Goic y proyecta las definiciones que en lo inmediato deberá adoptar la falange en la Junta Nacional que se realizará el próximo 28 de enero. Una instancia que deberá resolver el tema presidencial: llevar candidato presidencial propio y decidir si la carta presidencial se somete a las primarias de la Nueva Mayoría o derechamente pasa hasta la primera vuelta.
De hecho, el elenco de Goic es partidario de que el partido levante un candidato presidencial propio y que este compita en la primera vuelta. ¿Quién asumiría esa candidatura? Sectores del partido apuntan precisamente a la figura de Carolina Goic, quien en la última encuesta CEP fue uno de los personajes falangistas mejor evaluados. Y considerando el holgado triunfo de la parlamentaria ayer, sus cercanos reconocen que su opción presidencial se ve naturalmente fortalecida.

 

“Los militantes de la DC quieren un partido que fortalezca sus liderazgos y que no vaya a vitrinear candidaturas en otros partidos, sino que realmente nos creamos el cuento de tener un candidato presidencial de la DC”, comentó el diputado Walker. En tanto, el diputado Fuad Chahín -también del círculo de Goic-, proyectó los pasos inmediatos de la timonel respecto tomar una postura en la Junta Nacional de fin de mes. “Los próximos días, Carolina va a escuchar a los diferentes sectores del partido, antes de tomar una definición. No impondrá una línea desde arriba, sino que escuchará a las bases”, dijo, para luego rematar: “A partir de hoy, Carolina comenzará a hablarle al país, no sólo al partido”.

Share this post


Link to post
Share on other sites

Espero que la gran perdedora haya sido la Mariana Aylwin y Soledad Alvear junto con el Gute.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

09 Enero 2017

 

 

Dirigentes DC advierten riesgos de eventual opción presidencial de Goic

 

 

 

En el partido advierten que, pese a la alta votación que obtuvo en la elección interna que la mantendrá en la presidencia del partido, la senadora podría debilitar su capital político en caso de asumir una candidatura a La Moneda sin un cerrado apoyo de la colectividad. “No puede ser un salto al vacío”, dijo el diputado Fuad Chahín.

 

Imagen-Carolina-Goic1612-820x385.jpg

 

 

 

 

A horas del arrollador triunfo de Carolina Goic en la elección interna DC por la presidencia del partido con un 66% de los votos, en la colectividad ya evalúan las complejidades del futuro político de la senadora por Magallanes. En particular, sobre los riesgos de asumir una eventual candidatura presidencial a nombre del partido -tal como aspiran sectores DC, especialmente los cercanos a la timonel- si, a la postre, termina siendo derrotada por las otras candidaturas oficialistas ya instaladas. En ese escenario, se advierte, terminaría perdiendo todo su capital político alcanzado hasta ahora.
Temores que se fundan en el pasado de la DC. En la colectividad aún recuerdan los magros resultados de la precandidatura presidencial de Claudio Orrego, quien en 2013 se midió en la primaria presidencial de la Nueva Mayoría frente a la entonces incombustible Michelle Bachelet quedando relegado a un tercer lugar.
Uno de los dirigentes más cercanos a Goic, el diputado Fuad Chahín, advierte sobre los riesgos de que la senadora asuma una candidatura presidencial sin contar con el apoyo cerrado de la DC.
“Si ella va de candidato sin un respaldo sólido de la DC como partido, eso puede terminar debilitándola. Por eso es muy importante ir evaluando lo que ocurre de aquí a la Junta Nacional y en la propia junta para tomar una decisión”, dijo el legislador sobre las definiciones que el partido debe tomar en ese cónclave agendado para el 28 de enero. En esa instancia la DC deberá zanjar no solo si levantar una carta presidencial propia, sino también la posibilidad de que esa eventual candidatura directamente a primera vuelta sin sumarse a la primaria de la Nueva Mayoría.
“Es importante que esta decisión no se tome al calor del triunfo del domingo, sino que se tome con un diagnóstico muy claro de lo que puede ocurrir y hasta dónde puede llegar. No puede ser un salto al vacío”, agrega.
En tanto, el diputado y candidato derrotado a la presidencia DC, Víctor Torres, sugiere que una eventual candidatura presidencial de Goic sea asumida con “racionalidad”. “Creo que ella tiene un liderazgo creciente dentro del partido y dentro del contexto político nacional. Y ya con las experiencias que anteriormente hemos vivido, es importante ser cuidadosos con las decisiones que tomamos. Eso puede significar que sea candidata, no he dicho lo contrario, simplemente he dicho que se requiere racionalidad y la mejor decisión para evitar que este liderazgo que está naciendo tenga un resultado que pueda ser complejo como ya ha ocurrido en otras oportunidades anteriores”, dice.
Una postura también compartida por el senador DC Andrés Zaldívar. El legislador, quien ha expresado simpatía por la candidatura presidencial de Ricardo Lagos, acusa que, en el pasado, la DC ha “matado liderazgos”.
“Lo importante es no matar liderazgos. El partido ha matado liderazgos, le pasó a Claudio Orrego y a Ximena Rincón, anteriormente a Soledad Alvear. Soy partidario de proyectar liderazgos, pero debemos tener cuidado de que la proyección de ese liderazgo no sea un camino en solitario”, previene.
Además de señalar que Goic debe tomar pronto una decisión “ya que tiempos se van acortando”, Zaldívar advierte que “hay que ser muy realista, tener sangre fría, saber en qué momento hay que competir. Si no se tiene condiciones para tener una performance razonable, en ese caso es preferible buscar otra opción”.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:eldinamo:

09 Enero 2017

 

 

Carolina Goic quiere que la DC compita en las presidenciales, pero descarta ser la candidata

 

 

 

 

 

La senadora recién electa como presidenta del partido de la falange dice que el 28 de enero el colectivo definirá su carta para La Moneda

 

 

 

goic-574x383.jpg

 

 

 

 

Mientras en la derecha el panorama de las candidaturas presidenciales parece estar casi cerrado con Sebastián Piñera como única figura con alguna posibilidad, Manuel José Ossandón y José Antonio Kast como candidatos díscolos, y otras figuras como Espina y Chahuán que parecieran no tener más pretensiones que competir en las primarias internas de RN, en la Nueva Mayoría el panorama es mucho más incierto.

Si bien Guillier es el único candidato que figura con posibilidades en las encuestas, el presente de la coalición incluye a cuatro pre candidatos en el PS, incluyendo a pesos pesados como Ricardo Lagos y José Miguel Insulza; y un partido que quiere llevar candidato propio y que ha puesto en duda la continuidad de la Nueva Mayoría: la Democracia Cristiana.

Luego de ser electa como líder del partido de la falange este domingo, Carolina Goic volvió a confirmar el interés del partido por tener una carta para ser presidente o presidenta de Chile y a sembrar dudas en sus compañeros de coalición que quieren que el partido se sume a alguna candidatura ya existente. Goic añadió aún más incertidumbre al descartarse a sí misma como candidata al cargo.

“Agradezco, y los voy a seguir haciendo, a las personas y sobre todo a los camaradas que me ven como una opción (…) pero mi objetivo es fortalecer a la Democracia Cristiana y creo que el mejor espacio hoy día es la presidencia del partido”, dijo Goic en el Canal 24 Horas. Junto a ello agregó que “el próximo 28 de enero el partido determinará quién será su candidato para presidente”.

Junto a Goic, ya descartada, han sonado como posibles representantes de la DC en las presidenciales el senador Ignacio Walker, la ex ministra Mariana Aylwin y el intendente Claudio Orrego.

Fuente: http://www.eldinamo.cl/nacional/2017/01/09/carolina-goic-quiere-que-la-dc-compita-en-las-presidenciales-pero-descarta-ser-la-candidata/

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

09 Enero 2017

 

 

Carolina Goic: “Vamos a ser dique de contención para que no sea la derecha la que gobierne”

 

 

 

“Es distinto llegar a la presidencia validada por las bases”, afirmó la senadora tras conocer el resultado de la elección de ayer que le dio más del 66% de los votos. Si bien ratifica la idea de que el partido posea una carta presidencial propia, señala que su contribución será desde la presidencia del partido.

 

Imagen-Carolina-Goic-12-820x385.jpg

En abril del año pasado, Carolina Goic tuvo que asumir la presidencia de la DC como una carta de consenso en medio de la crisis provocada por la renuncia anticipada de Jorge Pizarro, a raíz de los coletazos del caso platas políticas en el que dos de los hijos del senador son investigados por haber dado boletas a SQM. Casi nueve meses después, la parlamentaria por Magallanes volverá a liderar el partido, pero ahora con el respaldo de casi el 70% de los votos. Ayer, tras el triunfo, muchos en la DC comenzaron a vocear su nombre como eventual abanderada de la falange.

Usted llegó a la presidencia de la DC en un tramo muy complejo con la renuncia de Jorge Pizarro. ¿Siente el triunfo como una legitimación?

Sin duda. Es muy distinto llegar a la presidencia validada por las bases. Esta es la fuerza que uno tiene para seguir haciendo de este un partido moderno, cercano y que está en contacto con el Chile real. Yo he sido electa por votación popular, entiendo la diferencia que existe entre asumir un cargo por una situación como la que se dio en el partido y una validación como la de hoy.

Además, es una evaluación como presidenta del partido.

Más allá de la elección, ustedes tienen otro hito interno que es la junta de fin de mes. ¿Qué espera usted para esa junta tomando en cuenta que se juegan las definiciones presidenciales?

Este es un proceso donde hemos ido cumpliendo etapas. Lo que hoy día hemos vivido tiene que ver también con cómo llegamos a la junta. En la municipal nosotros tomamos opciones que significaban en algunos casos perder votos, como no respaldar a candidatos que estaban formalizados, como también potenciar nuevos liderazgos. Hoy día iniciamos también un proceso de una nueva DC donde dejamos atrás las decisiones de cúpula y lo que hacemos es validar a la bases y fortalecerlas. Si hay algo que me han planteado los camaradas es que en esto nosotros tenemos que retomar liderazgos, tenemos que ser capaces de hacer valer la fuerza que tenemos. Eso se expresa en el acuerdo que tenemos de llevar un candidato presidencial y en lo que hemos venido haciendo en nuestra propuesta programática.

Según la última CEP, usted fue uno de los personajes políticos más valorados de la DC. ¿Eso la incentiva a poner su nombre a disposición del partido?

Yo he sido muy clara en eso. Siento que el espacio desde donde más aporto hoy en día es desde la conducción del partido. La DC se juega su candidatura en la capacidad de unidad interna. Generar un proyecto que nos convoque, que se articula en nuestra propuesta país, estoy segura que nos va a permitir tener una opción y a eso yo tengo que contribuir desde la presidencia del partido.

¿Y si la junta se lo pide? Le pregunto porque no se ven más liderazgos presidenciales en la DC?

He sido muy cuidadosa en no personalizar la opción. El tiempo nos ha dado la razón en no caer en la ansiedad respecto del tema presidencial. Lo que yo aspiro a tener en la junta es una propuesta programática que responda a lo que los chilenos y chilenas esperan. Que marque con mucha claridad prioridades que son innegables hoy día en el tema previsional, descentralización, mejoras en tema de salud con una reforma que sin duda quedó pendiente y también cómo seguimos avanzando en lo que hemos hecho en este gobierno. Si hay algo a lo que la DC está llamada a aportar es a entregar un estilo mucho más dialogante, que da seguridad a la gente.

Un candidato presidencial propio hasta primera vuelta, ¿usted es partidaria de eso?

Nosotros tenemos el acuerdo de un candidato presidencial de la Democracia Cristiana, yo no entendería a un partido con la fuerza de la DC que no esté presente en la discusión. Pero el mecanismo lo vamos a discutir en la junta.

Se lo pregunto porque el resto de los partidos de la Nueva Mayoría advierten de que si la DC lleva un candidato presidencial propio a primera vuelta se acabó la Nueva Mayoría.

Hoy día yo no creo que la discusión sea están acá o están allá, sino que en esto requerimos un espacio de diálogo muy franco, muy sincero, con miras a cómo generamos las condiciones para en cuatro años efectivamente dar gobernabilidad y cumplir lo que comprometamos al país.

¿Usted estaría dispuesta a asumir ese costo, de pasar a primera vuelta a un candidato propio y al menos tensionar la NM?

Yo soy amiga de una coalición de centroizquierda 2.0 y eso tiene que ver con hacer este proceso previo. Yo soy partidaria de construir mayorías. Finalmente, esto tiene que ver con implementar un proyecto que ofrecemos al país.

¿La DC se siente parte de un proyecto colectivo en esta coalición?

La Democracia Cristiana ha sido parte de la Nueva Mayoría. Vamos además a cumplir con lealtad hasta el último día, pero nosotros también tenemos que ser muy responsables respecto de qué se proyecta y cómo se proyecta. En esto la DC no tiene ninguna duda en que tenemos un objetivo político de cómo nosotros proyectamos un país que nada tiene que ver con el proyecto de la derecha, para ser muy claro. La Democracia Cristiana está en el espacio político de la centroizquierda y es desde ahí donde aspiramos a gobernar, donde aspiramos a construir mayorías y vamos a ser dique de contención para que no sea la derecha la que gobierne, porque entendemos que ahí hay una propuesta de país que no compartimos y en eso no hay dos voces en la Democracia Cristiana.

Entendiendo que la Junta es soberana y usted tiene que dar todas las garantías, usted va a plantear algún norte, alguna directriz, alguna línea al menos.

Yo creo en la Democracia Cristiana, creo en lo que hemos visto hoy día, un partido que tiene una riqueza que se expresa desde sus bases y que va a ser protagonista este año. Este es un año muy importante para las definiciones del país.

¿Es viable un candidato propio y una lista parlamentaria única?

Nosotros como NM partimos ahora haciendo el ejercicio del tema parlamentario con las nuevas reglas y yo confío en eso, en la generosidad para buscar los mejores acuerdos y en la altura de miras para entender que aquí los mejores resultados dependen de todos.

Fuente: http://www.latercera.com/noticia/carolina-goic-dique-contencion-no-sea-la-derecha-la-gobierne/

Share this post


Link to post
Share on other sites

:latercera:

24 Enero 2017

 

 

Mesa DC busca acuerdo con la disidencia para contener ofensiva por camino propio

 

 

 

Dirigencia de Goic busca imponer su propuesta en junta nacional del sábado, que reúne a 800 delegados. La idea es postergar definición de ir a la primaria de la Nueva Mayoría o llegar a la primera vuelta presidencial.

 

Imagen-matias-2-820x385.jpg

 

 

 

 

Conversaciones de pasillo. Llamados telefónicos, encuentros en cafés. La dinámica interna de la DC se encuentra en estado de ebullición a tres días de la junta nacional de este sábado.
La chispa que encendió el debate interno fue la llamada “carta de los siete”, liderada por el senador Ignacio Walker y el ex diputado Gutenberg Martínez, quienes la semana pasada plantearon que la máxima instancia DC debería convocar a un plebiscito, para que sean las bases partidarias las que decidan si el partido debe participar en las primarias de la Nueva Mayoría o iniciar un camino propio hacia la primera vuelta presidencial de noviembre.
La militancia DC entendió el mensaje: Martínez estaba pavimentando el camino para imponer lo que siempre ha sido su idea y la de varios sectores DC -entre otros de la ex ministra Mariana Aylwin- de que el partido debe optar por el camino propio en materia presidencial e, incluso, en materia parlamentaria.
La directiva de la DC, dirigida por Carolina Goic, tomó nota del escenario y el lunes salió a reforzar su idea de que la junta de este sábado reafirmará la decisión de levantar una candidatura presidencial, lo que se podría materializar con la proclamación de la propia senadora Goic. Y, antes de discutir sobre mecanismos, plantear un debate programático.
Esto implica, según la visión de la mesa, postergar inevitablemente la decisión entre la primaria y la primera vuelta.
El problema es que la dirección de la DC debe hacer frente el sábado a una junta nacional compuesta por 800 delegados, instancia que históricamente ha sido considerada como “inmanejable” para las dirigencias DC. Es por eso que la mesa de Goic ha salido a buscar acuerdos que refuercen su propuesta.
El vicepresidente Matías Walker ha liderado las conversaciones con la disidencia, sector liderado por el diputado Víctor Torres, quien precisamente perdió la última elección interna frente a la lista de Goic. “Aspiramos a que la junta ratifique nuestra candidatura presidencial, se acuerden las bases programáticas, las que se van a dar en una coalición de centroizquierda. Descartamos la tesis del camino propio y en eso tenemos coincidencias con el sector del diputado Torres”, comentó ayer Walker.
El diputado alude al voto político difundido el lunes, donde la disidencia califica como un “error histórico la propuesta de llegar a primera vuelta con candidato presidencial propio fuera de una coalición de centroizquierda y, por ende, con una lista parlamentaria propia”.
“Tenemos coincidencias, hemos intentado un acercamiento, porque no compartimos la idea de llevar a la DC a un camino propio. Coincidimos en que tenemos que resguardar los principios partidarios y a nuestros liderazgos, como el de Carolina Goic”, dijo a La Tercera el diputado Torres.

Share this post


Link to post
Share on other sites

:cambio21:

28 Enero 2017

 

 

El camino propio de la DC: el "todo o nada" que quedó pendiente para marzo

 

 

La entidad de Alameda 1460 perdió más de 1 millón 247 mil votos en los últimos 24 años, factor suficiente para poner a un candidato presidencial en la primera vuelta y pujar para que haya dos listas parlamentarias. Podría ser peor (o mejor)…

 

 

 

foto_0520170128125924.jpg

 

 

 

 

La lectura no tiene ni matices ni rodeos: la Democracia Cristiana tendrá candidatura presidencial y la Junta Nacional que se pospuso para marzo (a causa de los incendios forestales que afectan a varias zonas del país) decidirá si ese abanderado participará en el proceso de primarias al interior de la Nueva Mayoría, llegará directo a la primera vuelta del 19 de noviembre o -plebiscito mediante- dejará que los militantes elijan la ruta definitiva.

Pase lo que pase, Carolina Goic, senadora y timonel reelecta del partido, Mariana Aylwin, exministra e hija del fallecido exmandatario Patricio Aylwin, y la exsenadora Soledad Alvear son los únicos nombres disponibles para emprender un desafió que es tildado como fundamental para el futuro de la colectividad y, por añadidura, de toda la centroizquierda.

El debate llegó en medio de otra realidad que tampoco merece dudas para sus dirigentes: la falange ha perdido más de 1 millón 247 mil votos desde 1992 a la fecha. Por lo tanto, la política de alianzas que se escoja está estrictamente relacionada con recuperar electorado y espacios de poder que a la fecha se consideran extraviados.

Por consecuencia, se supone que la mejor fórmula para enfrentar el ítem parlamentario es con dos listas y con la DC llevando postulantes al Congreso en los 28 nuevos distritos del país.

Statu quo

Vamos por parte. Nombrar un candidato para competir en primarias supone mantener las cosas tal como están. Es decir, apostar por la continuidad de la Nueva Mayoría y terminar apoyando al ganador de ese proceso, que podría ser el senador independiente Alejandro Guillier (PR) o el expresidente Ricardo Lagos (PPD-PS).

Por esta estructura están a favor los grupos "chascones" (izquierda), "colorines" (derecha) y los opositores de la actual conducción del partido, quienes apuestan por fortalecer una propuesta de gobierno antes de firmar un acuerdo con los socios del oficialismo. O en su defecto, romperlo solo si no hay consensos.

"Si tenemos un marco programático, la DC debiera ir. De lo contrario, es posible evaluar la alternativa de la primera vuelta", sostiene el jefe de los diputados, Fuad Chahín.

"Bajo ningún punto de vista" se debe llegar con candidato propio a noviembre, añadió el diputado Víctor Torres, candidato derrotado a la testera de la flecha roja. "El resultado es secundario si se logra consolidar una propuesta de cambios con gradualidad y una garantía de buenas políticas públicas", insistió.

Jorge Pizarro, senador y extimonel DC, advirtió que "un candidato a primera vuelta significa aislarnos, ir solos a una elección y con resultados muy inciertos que pueden ser muy negativos para el partido".

La lápida

No concursar en la primaria del 2 de julio y poner toda la carne en la parrilla electoral del 19 de noviembre parece ser la consigna para sectores "freístas", "príncipes", "guatones históricos" y el grupo "progresistas con progreso", que ponen por encima mantener el ideario valórico y refundar la Nueva Mayoría desde el centro.

En tal sentido, la propuesta que busca la realización de un plebiscito para definir el mecanismo de elección del abanderado de seguro condicionará el debate de marzo.

Uno de los firmantes de este "manifiesto" es Ignacio Walker, senador y exmandamás DC, quien comentó a Cambio21 que "la DC debiera llevar una candidatura propia, en buena, para recrear un espacio político en la centroizquierda de cara al país. Y como va a haber más de una lista parlamentaria, por la fuerza de los hechos, entonces hay que negociar o con el PS o el PR sin compromiso presidencial".

"¿La Democracia Cristiana tiene un proyecto político y de futuro que ofrecerle a Chile, sí o no? Si no lo tenemos, digámoslo y sigamos vitrineando. Si lo tenemos, digámoslo también y salgamos unidos en la próxima Junta Nacional. Sin unidad no tenemos nada que hacer, aún con toda la diversidad y las diferencias que hay", enfatizó.

Otro que se sumó es Ramón Briones, abogado, exconsejero nacional y cercano de Adolfo Zaldívar (fallecido líder colorín). "No me gusta la forma peyorativa con la que se rechaza el camino propio, como si los partidos no fueran capaces de desempeñarse solos", criticó.

"En nuestro caso, tenemos una colectividad que tiene todas sus comisiones políticas, profesionales y técnicas funcionando, un consejo nacional que vota instancias decisivas y bases que están aptas para decidir si se llega a primera vuelta o a la primaria", comentó a este medio.

Gutenberg Martínez, exdiputado y expresidente de la falange, puso la lápida al declarar en El Mercurio que "esta Nueva Mayoría tal como está no es viable"

"La centroizquierda necesita un reposicionamiento DC, pues en caso contrario es la derecha la que gana", agregó.

Para finalizar, Felipe Delpín, alcalde de La Granja, recordó que "en los últimos meses, en diciembre, tuvimos una elección con 21 mil ó 22 mil militantes, que fueron las territoriales, y después la elección de Carolina Goic, que votaron más de 20 mil votantes. Es decir, hay bastante participación".

Números azules

Hasta el momento, en lo único donde los de Alameda 1460 no se sienten solos es el tema parlamentario, donde la opción de ir con dos listas suma adeptos, sobre todo en el PPD, a causa de la gran cantidad de candidatos que existen en los siete partidos del oficialismo, sumado a la ley de cuotas que obliga a llevar el 40% de postulantes mujeres.

Con este dato duro, los cálculos respecto de la conveniencia de ir solos o unidos con uno o más partidos están a la orden del día.

Mauricio Morales, director del Observatorio Político Electoral de la Universidad Diego Portales, elaboró una simulación usando el 12,8% que registró la entidad en la última elección de concejales, por tratarse de un sistema de "cifra repartidora" que se parece mucho al nuevo modelo "proporcional inclusivo" que reemplazará el binominal.

Por ejemplo, si se concretara un pacto único de la Nueva Mayoría, con el PC, la DC obtendría 29 diputados, un escaño más que el conglomerado sumaría sin los comunistas.

Solos, los democratacristianos apenas llegarían a los 13 escaños, cifra que se duplica si van acompañados del PPD y que se estanca en 24 si comparten alianza con el PS.

Por otro lado, unidos con los radicales, los falangistas lograrían 26 plazas, una menos si compiten junto al PPD y una más si concretan una inédita fórmula con el PS, el PPD y el PC.

"El diseño institucional está pensado para favorecer dentro de un pacto al partido más votado de ese pacto evitando que el resto sume", explicó el académico, quien destacó que "una de las cuestiones elementales que se discutió y que fue condición sin ecuanón para que la DC apoyara la reforma al sistema electoral era la supresión de los subpactos entre partidos".

"Por lo tanto, si en gran parte de los distritos la DC podría ser cabeza de serie, es razonable pensar que en gran parte de esos distritos el partido podría ganar al menos un escaño", complementó.

A su turno, el analista Guillermo Le Fort entregó un informe basado en la elección parlamentaria 2013 y en los comicios de concejales de 2013, donde la estimación dejó al partido azul con 24 cupos emplantillado en una lista única con la Nueva Mayoría, 20 si compite en solitario más los independientes y 26 si decide sumar al PR.

En opinión de profesional, el riesgo de perder representación sin van solos existe, pero no constituye un "desastre electoral", dado que cualquier costo "puede mitigarse con un aliado como el Partido Radical", que aporta más cercanía al centro y la opción de llevar un equipo más numeroso de candidatos, lo que llevaría a la DC a transformarse en un factor "clave para la gobernabilidad".

Eugenio Ortega Frei, director ejecutivo del Centro Democracia y Comunidad, también entregó un estudio en el que advierte un "efecto adverso si la DC compite con una lista en la NM".

Por ende, "el mejor escenario pareciera ser el de las dos listas". "¿En qué combinación? Imposible de determinar todavía", concluyó.

"Poco tiempo"

Si se impone la lógica, Carolina Goic, merced a su apabullante triunfo en la elección de directiva de la DC, debiera ser nominada -por aclamación- como la abanderada presidencial del partido.

"Ella es muy interesante y atractiva por el hecho de ser mujer y su modo de expresarse", nos indicó el decano de la facultad de Gobierno de la Universidad del Desarrollo, Alfredo Guzmán.

"El problema es que tiene poco tiempo para proyectarse. Estamos en verano, se vienen las vacaciones de febrero y de cara a la primaria de julio será difícil saber qué pasará con ella a contar de marzo. Por otro lado, las primarias sirven para diferenciarse y Goic no es de pegarle a nadie", expuso.

"Colectividades reducidas"

Emilio Torres, sociólogo de la Universidad Central, afirmó que dentro de la actual coyuntura de crisis de confianza y de credibilidad del sistema político, "a los partidos les resulta casi imposible pensar en un camino propio".

"Hoy las colectividades están reducidas a cúpulas, donde si se observan los índices de participación estos son casi nulos incluso para los militantes de esas mismas organizaciones", cuestionó.

"La gente rechaza la imposición de los candidatos presidenciales. La dinámica antes venía de arriba hacia abajo. Los partidos la imponían y en una elección o dos, terminaban por conocer al candidato y lo elegían Presidente. Hoy, en cambio, es la opinión pública la que está percibiendo la novedad, pero no en cuatro años plazo. Eso es mucho tiempo. La sensibilidad electoral es otra", aseveró.

Flojera

La Democracia Cristiana se ríe de los peces de colores, porque gracias a la última elección de directiva nacional (8 de enero) logró reunir el mínimo de reinscripciones que exige la nueva Ley de Partidos Políticos para existir, por lo que mira desde arriba las complicaciones que el PR y el PPD han tenido para avanzar con el refichaje.

De todas formas, el diputado Pablo Lorenzini cree que es "inviable" pensar que ambas colectividades no logren la meta de las 17.500 firmas, lo que dejaría las puertas abiertas para que Carolina Goic, posible carta presidencia, tome la delantera al interior de la Nueva Mayoría.

"Eso es solo un cálculo, cuando la verdad es que no veo la posibilidad de que esos partidos se queden sin firmas para avalar sus candidaturas. Lo he hablado con colegas diputados radicales, del PPD y el PS, quienes tienen claro que es inviable creer que se queden afuera del financiamiento y el aporte que entrega el Estado para los partidos refichados", nos explicó.

A juicio del parlamentario, "los alcaldes, concejales, senadores y diputados van a mover todas sus maquinarias en las regiones. Van a usar a Guillier si es necesario. Son alrededor de 400 militantes por comuna y 10 ó 15 comunas por región... Lo que pasa es que han estado flojos y no le han tomado el peso, pero es obvio que van a lograr la meta".

Fuente: http://www.cambio21.cl/cambio21/site/artic/20170128/pags/20170128125924.html

Share this post


Link to post
Share on other sites

:elmostrador:

30 Enero 2017

 

 

Presidenta de la DC asume hoy nuevo período con un estilo sin errores políticos hasta ahora

 

 

 

La jugada maestra de Goic

 

A_UNO_750494_e332f_816x544.jpg

 

 

No consultó con nadie, no hizo una reunión previa de la mesa directiva o el Consejo para debatir la idea y optó por usar su 65% de apoyo interno para imponer una decisión, apostando a que el partido la seguiría, pese a que se perdieron pasajes de avión y reservas de hoteles previamente pagadas, como la del Círculo Español, donde se reunirían los cerca de 900 representantes de la colectividad. En la falange hay quienes consideraron que con esta decisión de postergar la junta, la timonel pierde un mes de estar oficialmente en la cancha de la carrera presidencial de la Nueva Mayoría, factor no menor, considerando que una de sus debilidades es precisamente no ser aún una figura de conocimiento nacional, pero esos argumentos son contrarrestados entre quienes ven como “ganancia política pura” tener a una dirigenta que habla desde la ciudadanía y tiene un estilo diferente.

 

 

 

El 16 de septiembre del 2015 se produjo un violento terremoto, que golpeó con mayor fuerza a la IV Región, cuyas costas de Tongoy, Los Vilos, Coquimbo y La Serena se vieron devastadas además por el tsunami que siguió al movimiento telúrico de 8,4 grados Richter. A pesar de la tragedia, dos días después el senador por dicha zona y entonces presidente de la DC, Jorge Pizarro, no modificó sus planes iniciales y viajó al mundial de Rugby en Londres, desatando una ola de duras críticas, tanto a nivel de opinión pública como al interior de las huestes de la falange. El hecho representa en el partido un hito, como uno los momentos más bajos de credibilidad de la colectividad ante la ciudadanía y un fantasma que, por lo mismo, nadie quiere revivir.
En la DC aseguraron que en la decisión de la actual timonel, Carolina Goic, de suspender la semana pasada la Junta Nacional de la DC, que se realizaría el sábado 28 en el Círculo Español y donde todo indicaba que sería proclamada candidata presidencial del partido, pesó precisamente la idea de no repetir el grave error cometido por Pizarro. “Ella leyó correctamente que hacer la Junta podía ser su propio mundial de rugby”, precisó un miembro de la mesa directiva.
En el entorno de Goic aseguran que una de sus características principales es tener un “sentido común que le permite conectarse con la gente” y de eso hizo gala el jueves 26 en la mañana, cuando explicó públicamente los argumentos para postergar hasta el 4 de marzo la Junta Nacional. “Ayer (miércoles 25) estuve en permanente contacto con los camaradas de las zonas afectadas y me formé, como presidenta, la convicción de que el momento país, la envergadura de la emergencia, requiere que estemos todos volcados, que nuestros parlamentarios puedan estar en las zonas afectadas, que los consejeros y presidentes comunales estén en terreno en vez de estar el sábado en la junta y por eso la decisión que he tomado como presidenta de la DC de postergar esta Junta. La discusión política puede esperar algunas semanas, pero no las personas afectadas”, sentenció la dirigenta, que hoy ante el Consejo Nacional del partido asume un segundo período, después de ganar las elecciones internas con el 65% de los votos.

 

Previo al anuncio de Goic, contaron en la DC, muchos de los delegados de las regiones VI, VII y VIII avisaron a la mesa directiva que no vendrían a la Junta Nacional ante el avance descontrolado de los incendios en el sur. Dicen que la senadora no consultó con nadie realmente, no hizo una reunión previa de la mesa o el Consejo para debatir la idea y que optó por usar su 65% de apoyo interno para imponer una decisión, apostando a que el partido la seguiría, pese a que se perdieron pasajes de avión, reservas de hoteles previamente pagadas, como la del Circulo Español, donde se reunirían los cerca de 900 representantes de la colectividad.
Desde que la senadora por Magallanes asumió la presidencia del PDC en reemplazo a Pizarro, quien renunció intempestivamente en la Junta Nacional de principios de abril del 2016, dirigentes y parlamentarios de la falange coinciden en señalar que Goic ha mostrado un liderazgo sin errores. El discurso haciendo mea culpa por las faltas a la probidad durante el funeral del ex Mandatario, Patricio Aylwin, la intensa gira nacional en la campaña municipal para apoyar a alcaldes y concejales de la tienda, el enfrentamiento público con La Moneda que la llevaron a congelar las relaciones políticas con Palacio, el triunfo en las internas y ahora la postergación de la junta.
“Le resultó bien, fue ejecutiva y mostró liderazgo”, explicó un diputado DC, mientras que en el círculo de confianza de Goic agregaron que desde que la timonel publicó en su cuenta de Twitter –el miércoles 25 antes de la medianoche– el anuncio de la postergación de la Junta, los chats internos en la colectividad se repletaron de felicitaciones de militantes, de valoración y respaldo a la iniciativa.
Desde que la senadora por Magallanes asumió la presidencia del PDC en reemplazo a Pizarro, quien renunció intempestivamente en la Junta Nacional de principios de abril del 2016, dirigentes y parlamentarios de la falange coinciden en señalar que Goic ha mostrado un liderazgo sin errores. El discurso haciendo mea culpa por las faltas a la probidad durante el funeral del ex Mandatario, Patricio Aylwin, la intensa gira nacional en la campaña municipal para apoyar a alcaldes y concejales de la tienda, el enfrentamiento público con La Moneda que la llevaron a congelar las relaciones políticas con Palacio, el triunfo en las internas y ahora la postergación de la junta.
“Es muy habilosa, tiene el control del partido, lo sabe y lo está usando bien”, puntualizó un ex dirigente de la DC. Entre colaboradores y parlamentarios agregaron que Goic es de un estilo “muy empírico”, con “sentido común” y que “no vive en una burbuja o mundo paralelo”.
Hay quienes en la Democracia Cristiana consideraron que, con esta decisión de postergar la junta, Goic pierde un mes de estar oficialmente en la cancha de la carrera presidencial de la Nueva Mayoría, factor no menor considerando que una de sus debilidades es precisamente no ser aún una figura de conocimiento nacional, lo que durante los últimos meses ha ido revirtiendo lentamente. Pero esos argumentos son contrarrestados en la DC entre quienes ven como “ganancia política pura” tener una dirigenta que habla desde la ciudadanía, que tiene un estilo diferente, a la que en las próximas semanas se le verá coordinando el apoyo de los alcaldes del partido a las comunas afectadas, que moviliza a la colectividad.
“Goic también se para desde la ciudadanía como Alejandro Guillier, pero ella tiene más experiencia y más contenido, puede terminar siendo una gran sorpresa”, precisaron en la mesa directiva de la DC.
Para el analista político, Max Colodro, la decisión de Goic “comunicacionalmente fue muy acertada, la muestra privilegiando una situación muy grave y a la ciudadanía, dispuesta a postergar temas políticos personales por la gente (…). Políticamente aquí hay un cálculo para darse tiempo a ver cómo es el posicionamiento de la carrera presidencial de la Nueva Mayoría, esperar a ver si se consolidan las tendencias y qué pasa con Alejandro Guillier, si toca techo o sigue en alza”.
Colodro agregó que es inevitable unir esta decisión al tema de la posible candidatura presidencial de la timonel DC. “El espacio de Goic hoy en la carrera es mínimo, casi cero, casi no aparece en las encuestas, tiene una buena evaluación positiva, pero no marca como opción presidencial. Es probable que esté esperando ver si aparece como alternativa y el darse este tiempo la favorece para ver si esta jugada le reporta dividendos”, explicó.
El decano de la Facultad de Ciencia Política y Administración Pública de la Universidad Central, Marco Moreno, añadió que la postergación de la Junta Nacional “le permite a Carolina Goic ganar tiempo para la búsqueda de consensos que le permitan blindar la opción de competir en primarias de la NM, descartando la tesis del ‘camino propio’ para competir en primera vuelta. Si bien cuenta con una mayoría importante que le dio un triunfo en las internas de la DC y sumaría eventualmente a la disidencia tras ese objeto táctico, busca dotar de mayor legitimidad a la decisión de primarias y competir en dos listas”.
El tropiezo del Gute
A lo que apunta Moreno fue a la jugada que intentó a principios de la semana pasada el ex diputado Gutenberg Martínez y el grupo Progresismo con Progreso, liderado por la ex ministra Mariana Aylwin, quienes difundieron un documento político que proponía que la DC sometiera a sus bases a un plebiscito para definir si respaldan o no la idea de llegar hasta la primera vuelta de noviembre con un candidato presidencial propio o plegarse a la primaria legal de la Nueva Mayoría el 2 de julio.
Al día siguiente, en Radio Cooperativa, el “Gute” Martínez profundizó la idea: "Si vamos hasta la primera vuelta o no, lo debe decidir la gente en un plebiscito, no debe ser una decisión cupular nuestra (…) yo soy partidario de ir a primera vuelta, porque se requiere una mayor expresión de la diversidad. Y porque, si seguimos haciendo las cosas tal cual las hemos hecho, vamos a seguir teniendo una baja electoral permanente”, al tiempo que añadió que la DC necesita afianzar su identidad política “frente a la población y eso no se logra en una primaria de tres meses sino que en una elección de más largo plazo".
La propuesta no tuvo eco alguno en la DC. El ex secretario general del partido, Víctor Maldonado, fue lapidario al respecto en una columna de opinión la semana pasada, también en Radio Cooperativa: “El problema es que una vez hecho el plebiscito ya no queda nada por hacer. No importa lo que se vislumbre en el porvenir. No importa que esto te aísle. No importa que te separe de la coalición, ya no queda más que seguir adelante. Es decir, la política es reemplazada por el piloto automático (…). Terminar con el declive electoral no se consigue reduciendo la representación parlamentaria a un tercio de la actual, simplemente porque no se tuvo la sensatez de cuidar el pacto de coalición, donde con la votación que se tiene el PDC consigue elegir un gran número de diputados y senadores (…). Obligarse desde ahora a llegar a primera vuelta no asegura el triunfo de la candidata DC, pero sí asegura la desaparición de la centroizquierda como coalición”.
En la DC plantearon que los argumentos de Maldonado son la sensación mayoritaria en el partido, que a ojos de la colectividad fue una jugada de último minuto del “Gute”, que la Junta Nacional sobre este punto estaba totalmente controlada por Goic, por lo tanto, Martínez y el grupo Progresismo con Progreso habrían sufrido “una derrota estrepitosa”, habrían perdido por paliza. “Apostó por intentar matar la Nueva Mayoría, pero la idea no fue sostenible y cometió un error grave”, agregaron en la DC.
Entre los cercanos a Martínez y con quienes conversa de política habitualmente, confesaron que el ex timonel ha dicho en reserva que, efectivamente, no tiene una respuesta concreta y plausible para el dilema de llevar candidato propio hasta noviembre sin quedar fuera del pacto electoral de la Nueva Mayoría para las parlamentarias. Añadieron que la fracasada jugada del plebiscito refleja el estado de ánimo político del ex parlamentario en esta etapa, que es de “desaliento profundo” y “escepticismo”, que si bien mantiene sus reconocidas habilidades como político, “perdió la pasión” por la política y eso lo lleva a cometer errores garrafales como los de la semana pasada.
Por el contrario, Goic olfateó bien el yerro de Martínez. “Ha ido desarrollando un liderazgo soft que le permite alinear a los ‘lotes’ internos sobre la base no solo de la autoridad sino también de legitimidad. Su objetivo estratégico se enfoca en convencerlos de que, por ahora, la tesis del camino propio tiene más desventajas que ventajas (…). Si bien Martínez y Progresismo con Progreso son minoría en la Junta, el objetivo de Goic es cuadrar a todos tras su estrategia”, recalcó Moreno.
El decano y analista político insistió en que, a pesar de las habilidades y aciertos que ha mostrado Goic, este no es su momento político más idóneo para una aventura presidencial exitosa. “Sabe que su mejor apuesta es el 2022, por lo tanto, en esta etapa buscará consolidar su liderazgo en su partido, en la coalición y a nivel país, que le permita pavimentar una opción en la elección del 2021”, añadió.

Share this post


Link to post
Share on other sites
Guest
This topic is now closed to further replies.
Sign in to follow this  

  • Recently Browsing   0 members

    No registered users viewing this page.

×