Jump to content

Search the Community

Showing results for tags 'hacinamiento'.



More search options

  • Search By Tags

    Type tags separated by commas.
  • Search By Author

Content Type


Forums

  • Administración
    • Presentación & Bienvenida Nuevos Fotechitos
  • Premios Fotech
  • Portal Fotech
    • Televisión Chilena
    • Teleseries & Ficción Nacional e Internacional
    • Televisión Internacional por Cable y Plataformas Digitales
    • Área de Ficción Virtual
    • Arte, Cultura y Sociedad
    • Cine
    • Música Nacional y Radioemisoras
    • Música Internacional
  • Mundo Animado & Comunidad Asiática
    • Mundo Animado
    • Mundo Asiático
  • Actualidad, Ciencia, Deportes, Afectividad y Tecnología
    • Actualidad Nacional e Internacional
    • Ciencias, Historia y Naturaleza
    • Deportes
    • Afectividad, Salud y Sexualidad
    • Tecnología, Videojuegos y Diseño Gráfico
  • Ciencias, Educación y Tecnología
  • Pasatiempo
    • Recreo

Calendars

There are no results to display.

There are no results to display.


Find results in...

Find results that contain...


Date Created

  • Start

    End


Last Updated

  • Start

    End


Filter by number of...

Joined

  • Start

    End


Group


Ubicación


Intereses


Facebook


Twitter


Instagram


Skype


Website URL

Found 3 results

  1. 09 Diciembre 2018 Ex Penitenciaría de Santiago: poder y jerarquía en la cárcel más poblada de Chile La ex Penitenciaría de Santiago no es solo el penal más antiguo del país, sino también el más poblado y hacinado de todo Chile. En su interior, un pequeño mundo propio. Códigos y poderes. Presos y gendarmes. Los funcionarios, con los recursos disponibles, tienen el deber de contener y reinsertar a los reos. Tres filas de gendarmes, con 15 funcionarios cada una, esperan instrucciones. “Vamos a iniciar un nuevo operativo. Les pido no sean destructivos, estamos en una fecha delicada para todos, queremos tranquilidad”, arenga el alcaide (S) de la ex Penitenciaría, Iván Betancourt. En pocos minutos, el grupo iniciará una “requisa” a la calle 5 del penal, perteneciente en su mayoría a narcotraficantes, en busca de drogas, armas blancas y cualquier elemento prohibido. Pasadas las 18.00, los 290 internos de bajo y mediano compromiso delictual que aquí habitan serán sorprendidos por una decena de efectivos del Grupo Especial Antimotines (Geam), quienes en segundos los obligarán a abandonar sus pertenencias y salir del lugar. Algunos alcanzarán a tragar las drogas, otros harán uso de los más llamativos escondites para evitar que les encuentren lo que sea que tengan. Muchos no tendrán tiempo y lo perderán todo a manos de Gendarmería, con castigos y denuncias como consecuencia. Cabezas agachadas, manos atrás y en fila, los presos son llevados al trote hacia el gimnasio del penal. Nadie desobedece. La escena ocurrió el jueves pasado, y apenas deshabitan, cuatro antimotines con perros rottweiler ingresan en busca de drogas. Allí estarán varios minutos y darán con marihuana, cocaína y pasta base. Una vez que terminan, comienza la segunda parte del procedimiento, esta vez a cargo de los arengados 45 funcionarios del penal, encargados del trabajo sucio. Cuesta imaginar a casi 300 personas convivir en este espacio. Un pasillo principal, de unos 30 metros de largo, contiene a cada lado cerca de 20 piezas. Son cuatro duchas e inodoros para todos. Los insectos abundan. El olor es muy fuerte, de todo tipo. Cuatro gatos pequeños esperan el retorno de sus dueños. El recorrido por la calle tiene rap y reggaetón como banda sonora, la que se mezcla con los gritos de los presos de la galería contigua. A los pocos minutos, los gendarmes salen de las piezas mostrando los botines encontrados Hay tarros de pintura y botellones con comida y agua en su interior. Se trata de la denominada chicha de manzana. Lo que encuentren capaz de fermentar entra allí para convertirse en trago. El excremento y la orina apuran el proceso. Nada importa a los presos “para saciar la sed”, menos a pocos días de las celebraciones de fin de año. El orden y el acceso tienen siempre que ver con la jerarquía y el poder. Desde aquí muchos continúan liderando el narcotráfico al exterior. El dinero y acceso a bienes se deja ver en algunas piezas. Cada habitación tiene construido un segundo piso. La experiencia dice que pueden vivir más de 10 personas en cada “ambiente”. Aunque esto no es para todos. Las primeras piezas pertenecen a los líderes, “choros” o “vios” de la calle. Estas se encuentran muy cercana a los baños, desde donde pueden mantener todo tipo de control. En la calle 5, el liderazgo pertenece a dos hermanos condenados por narcotráfico. Privilegiados con espacios exclusivos y mucho más cómodos que el resto. En su primer piso, no hay nada más que un televisor y un caldero, en una especie de living. Arriba, equipo de música, televisor, ventilador y dos colchones demuestran el alto estándar de vida de sus propietarios. Una breve revisión en esta habitación permite detectar fácilmente dos celulares de alta gama. Serían los más caros de los cerca de 30 encontrados en todo el operativo. “No se demorarán mucho en recuperarlos”, asume un funcionario. El coronel Betancourt reconoce lo dificultoso que es evitar completamente el ingreso de drogas y teléfonos. “Tenemos cinco o seis funcionarios y baja tecnología para la revisión de casi mil visitas diarias. Es imposible, pese a todo el esfuerzo que hacemos”, señaló. Aunque destaca que como complemento a esta “falencia” se realizan estos operativos. La jerarquía en prisión es decretada por el poder adquisitivo. Y eso lo sabe el narco. Con dinero se compra seguridad y comodidad, a cambio de drogas y lujos para otros internos, quienes van asumiendo distintos roles en esta estructura. Al “choro” lo secundan los “perros”. Son sus soldados, quienes materializan la lucha entre bandas y defienden la integridad de sus jefes. Ponen su vida de por medio. Duermen en piezas y tienen buen “estatus”. Aunque en ocasiones alojan en pleno pasillo, fuera de donde habita el “choro”, para así advertir posibles ataques. “Vio” o “perkin”. Aquellos presos recién llegados o “con menos fianza” están obligados a dormir en el pasillo. A veces, incluso, sin colchón. El paso a los “dormitorios” se gana, como todo. Afuera arman sus carpas con sábanas, y convivirán con las múltiples goteras que ellos mismos provocan. “Se comen la cárcel”, dice un gendarme. “Estoques” y “sables” salen de la propia estructura que los cobija. Durante la requisa, las armas blancas asoman de todos lados, así como también los agujeros propios de la destrucción. Hay presos asignados exclusivamente a buscar cualquier elemento que permita armar a las bandas para defender sus territorios. En la ex Penitenciaría, las rivalidades son por comunas, y muchas vienen desde el exterior. Mientras se concretan las pesquisas en la calle, los reos son revisados uno por uno en el gimnasio. Fueron puestos en fila, sentados uno tras otro, con las piernas al frente, manos en las rodillas y cabeza en la espalda de quien está adelante. Fila por fila, se dirigen a un rincón, donde serán revisados. Allí se les buscará droga, encendedores, celulares, lo que sea. No hay privacidad a la hora de revisar. Tampoco lugar donde no se pueda hallar algo. Terminado el procedimiento, se dirigirán nuevamente a la calle. Allí, a algunos los esperan horas de orden para colocar todo nuevamente en su lugar. La disconformidad por este tipo de procedimientos ha sido muchas veces la semilla de complejos escenarios Betancourt destaca que una de las principales tareas del gendarme es “contener a los internos”. Por ello, el diálogo es primordial. Reconoce las jerarquías entre los presos, razón por la que mantiene con aquellos que posean el liderazgo conversación permanente. Todos los viernes recibe en su oficina a quienes lo requieran. “Nosotros debemos contener, pero al mismo tiempo ser sicólogos”, explicó. La ex Penitenciaría es el penal mas antiguo del país. Fundado en 1843, el actual Centro de Detención Preventiva Santiago Sur es también el recinto penal más poblado de Chile, con 4.595 internos, y uno de los más hacinados (95%). Todos ellos, a cargo de 508 gendarmes, aunque por tema de turnos y labores, la responsabilidad del preso es de pocas personas. Por ejemplo, mientras la población penal está en el tradicional óvalo, su vigilancia cae en manos de 33 uniformados. Fuente: https://www.latercera.com/nacional/noticia/ex-penitenciaria-santiago-poder-jerarquia-la-carcel-mas-poblada-chile/437714/
  2. Historia del topic acá http://foros.fotech.cl/topic/334640-colina-1-indh-presenta-amparo-por-condiciones-insalubres-en-penal-colina-i/?hl=%2Bcolina&do=findComment&comment=23430848 12 Mayo 2018 Análisis de Gendarmería revela los efectos que genera la sobrepoblación Hacinamiento, problemas en tendido eléctrico, malas condiciones de salubridad y falta de camas. En el 50% de las cárceles se exceden sus plazas. El penal de Limache está por sobre su capacidad en un 279%. Tras visitar la cárcel de Colina en abril pasado, los diputados integrantes de la Comisión de Derechos Humanos pidieron a la Dirección Nacional de Gendarmería conocer la realidad penitenciaria en detalle: sus condiciones en infraestructura, salubridad, acceso al agua potable y de capacidad para albergar internos. La respuesta a estas dudas llegó el 2 de mayo pasado, luego de que la directora de Gendarmería, Claudia Bendeck, presentara ante los parlamentarios la situación actual de los recintos penitenciarios del país. Allí se revelaron los efectos de la sobrepoblación penal, la que hoy afecta a un 50% de las cárceles del país. Según el análisis de Gendarmería expuesto ante los diputados, 42 de las 84 unidades existentes tienen distintos niveles de sobrepoblación, lo que, a juicio de la institución, produce distintos efectos en la realidad penitenciaria. Se identificaron las siguientes consecuencias: hacinamiento de internos, falta de camas, deficiente acceso a servicios básicos y malas condiciones de salubridad. Además, se detectó que en los penales de 10 regiones hay dificultades con el tendido eléctrico. Por ejemplo, el análisis planteó que en “el CCP Iquique, que alberga a mujeres, requiere trabajos en los sistemas eléctricos y sanitarios. La basura se dispone solo en contenedores, por no contar con sala de basura, y siempre se presentan carencias o deterioros en ellos. Los residuos hospitalarios no cuentan con sala autorizada para su disposición. La mayoría de las plagas (roedores, insectos y microorganismos) están presentes y en vías de control, a pesar de que los servicios se realizan a través de empresas autorizadas. La supervisión se está mejorando”. Tomando en cuenta el crítico escenario en Iquique, no es allí donde están los mayores índices de sobrepoblación. Según Gendarmería, son cinco los penales que exceden de manera drástica la capacidad máxima de internos. Estos recintos son el Centro de Detención Preventiva (CDP) de Limache, con un 279% de sobrepoblación; el Centro Penitenciario Femenino (CPF) de Talca, con un 244% por sobre la capacidad máxima; el CDP de Taltal, con un 243%, y el CDP Santiago Sur (ex Penitenciaría), con un 240% de exceso de internos. Consultada Gendarmería sobre cómo se trabaja con estos niveles de sobrepoblación, y las soluciones que se deben aplicar, señalaron por escrito que “efectivamente, según lo informa el catastro realizado por la institución en febrero de 2018, al término de la anterior administración, 42 de las 84 unidades existente tienen distintos niveles de sobrepoblación. En ese sentido, esta es una de la prioridades del Plan de Vida Digna encargado desde el gobierno, que entre otras cosas permitirá disminuir los niveles de hacinamiento y mejorar las condiciones de vida al interior de las unidades, tanto para internos como para los funcionarios”. Tendido eléctrico Los problemas de infraestructura carcelaria son una preocupación para el Ejecutivo. Por ejemplo, en la Región Metropolitana, según el análisis de Gendarmería, “se contemplan 11.512 plazas para internos y 1.864 para mujeres, las que se encuentran en regular y mal estado. La unidad con mayores falencias es el CDP Santiago Sur (ex Penitenciaría), que presenta problemas estructurales, eléctricos y sanitarios”. La situación de los tendidos eléctricos, presente en las cárceles de 10 regiones, es de preocupación en Gendarmería y el Ministerio de Justicia. Es por ello que se pondrá en marcha una mesa de trabajo entre el sector público y privado para buscar una fórmula en conjunto, para mejorar la infraestructura penitenciaria. Para la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados, Carmen Hertz (PC), “el sistema carcelario en Chile es algo que preocupa. Es un tema grave. Hemos sido denunciados ante organismos internacionales por la calidad de nuestras cárceles y las condiciones en las que viven los internos. Es necesario tomar medidas urgentes, como disponer de más recursos, habilitar espacios que están sin ocupar y tener una política integrada. Hay lugares donde sobra espacio y en otros que falta. Por ejemplo, en Colina 1 vimos que había pabellones vacíos, eso no puede ser”. Para el diputado Gonzalo Fuenzalida (RN), miembro de la Comisión de Seguridad Ciudadana de la Cámara, el tema pasa por construir más cárceles concesionadas. “La realidad carcelaria no va a mejorar si no hay espacio, el que tiene que ser concesionado”, dijo. Agregó que en las cárceles operadas por privados “no hay hacinamiento. Las públicas están mal administradas, por lo que no dan abasto. Si no hay una política de verdad para construir cárceles, tendremos siempre el problema de la sobrepoblación”. Actualmente, hay ocho establecimientos penales concesionados, los que pueden ser multados por el Ministerio de Obras Públicas en el caso de que haya un exceso de internos en los recintos. Para solucionar las dificultades detectadas, además de las estructurales, Gendarmería también buscará potenciar los programas de reinserción. La institución hará un catastro de infraestructura y detección de brechas. También elaborará programas de reinserción, propondrá mejoras al reglamento de establecimientos penitenciarios, mejorará el sistema de clasificación de la población penal y soporte tecnológico y creará un plan para la internacionalización de Gendarmería. Fuente: http://www.latercera.com/nacional/noticia/analisis-gendarmeria-revela-los-efectos-genera-la-sobrepoblacion/163000/
  3. 13 Diciembre 2017 Más de 500 mil hogares viven en hacinamiento en 75 comunas del país Lo Espejo y La Pintana poseen el mayor porcentaje de estos casos. Las cifras pertenecen al Atlas de Acción Social que presentó hoy el gobierno. En Chile se considera que un hogar se encuentra en situación de hacinamiento cuando el número de personas por dormitorio supera las 2,5 o en el caso de que la vivienda no cuente con un dormitorio para uso exclusivo. En este sentido, según indica el Atlas de Acción Social del Ministerio de Desarrollo Social, en las 75 comunas consideradas por este instrumento -capitales regionales, provinciales y conurbaciones-, 518.804 hogares viven bajo esta condición. De acuerdo a las cifras oficiales, la comuna de Lo Espejo es la que presenta el mayor porcentaje de hacinamiento, con un 25,1% de sus inmuebles. Es seguida por La Pintana (24,3%), Calama (21,9%) y Alto Hospicio (21,8%). En tanto, el mayor número de inmuebles bajo esta situación se encuentran en Puente Alto, con 23.096 (ver infografía). Según explica la subsecretaria de Evaluación Social, Heidi Berner, este es uno de los indicadores que forman parte de la pobreza multidimensional, medida en Chile desde la Encuesta Casen 2015. En este sentido, la autoridad advierte que esta situación “no siempre tiene que ver con la pobreza de ingresos”, sino que depende de elementos como “la estructuración del territorio”. Como ejemplo, Berner indica que las regiones de Tarapacá y Antofagasta son aquellas con el mayor porcentaje a nivel nacional, pese a que en pobreza de ingresos se encuentran entre las más bajas. “En estas zonas hay menos terrenos disponibles, eso hace que distintos núcleos familiares vivan juntos”. Mauricio Rosenbluth, director de Propuesta País, indica que la experiencia del hacinamiento “atentaría gravemente contra la satisfacción de necesidades humanas, revelando situaciones de pobreza”. Al respecto, considera que ha aumentado en los últimos años, principalmente en urbes receptoras de trabajadores extranjeros, como es el caso de Antofagasta, Alto Hospicio y Santiago, donde “la política habitacional ha tenido serias dificultades para asumir este crecimiento poblacional, sumado a las situaciones de desastre socionatural que han generado inesperada presión sobre la capacidad constructiva del país”. Atlas de Acción Social El Ministerio de Desarrollo Social presentó hoy el Atlas de Acción Social, instrumento que reúne diversos indicadores y, a través de la geolocalización de los mismos, identifica Áreas Prioritarias de Acción Social en 75 comunas de Chile. Según el ministro de Desarrollo Social, Marco Barraza, a través de esta herramienta “se trata de identificar los bolsones en el plano territorial de pobreza, vulnerabilidad y desigualdad”. Además de hacinamiento, el Atlas identifica a los hogares ubicados en el tramo del 40% de Calificación Socioeconómica; personas en situación de dependencia y/o adultos mayores; jefatura femenina y niños(as) en primera infancia y jóvenes que no trabajan ni estudian. Estos datos son cruzados en el libro de 355 páginas, con información georreferenciada sobre violencia intrafamiliar, condominios sociales, campamentos, establecimientos de salud, educacionales y equipamientos comunitarios y sociales. Según el jefe del proyecto, Nicolás López, el cruce de indicadores definen las Áreas Prioritarias de Acción Social. “Al identificarlas sabemos cómo y dónde llegar, para así ser mucho más coherente y rápida la intervención”, agrega. Desde el gobierno proyectan este trabajo como insumo para servicios públicos, académicos, sector privado y organizaciones de la sociedad civil. Patricio Sanhueza, presidente de la Agrupación de Universidades Regionales de Chile, valoró su creación y enfatizó que la accesibilidad a estos datos posiciona a Chile a la altura de países desarrollados. La información recogida en este instrumento pertenece al 70% de la población nacional, y los datos corresponden al Registro Social de Hogares. Las autoridades advirtieron que el Atlas será actualizado cada año, y el número de comunas aumentará parcialmente hasta llegar a la totalidad de ellas. Fuente: http://www.latercera.com/noticia/mas-500-mil-hogares-viven-hacinamiento-75-comunas-del-pais/
×