Jump to content

Search the Community

Showing results for tags 'elite'.



More search options

  • Search By Tags

    Type tags separated by commas.
  • Search By Author

Content Type


Forums

  • Administración
    • Presentación & Bienvenida Nuevos Fotechitos
  • Premios Fotech
  • Portal Fotech
    • Televisión Chilena
    • Teleseries & Ficción Nacional e Internacional
    • Televisión Internacional por Cable y Plataformas Digitales
    • Área de Ficción Virtual
    • Arte, Cultura y Sociedad
    • Cine
    • Música Nacional y Radioemisoras
    • Música Internacional
  • Mundo Animado & Comunidad Asiática
    • Mundo Animado
    • Mundo Asiático
  • Actualidad, Ciencia, Deportes, Afectividad y Tecnología
    • Actualidad Nacional e Internacional
    • Ciencias, Historia y Naturaleza
    • Deportes
    • Afectividad, Salud y Sexualidad
    • Tecnología, Videojuegos y Diseño Gráfico
  • Ciencias, Educación y Tecnología
  • Pasatiempo
    • Recreo

Calendars

There are no results to display.

There are no results to display.


Find results in...

Find results that contain...


Date Created

  • Start

    End


Last Updated

  • Start

    End


Filter by number of...

Joined

  • Start

    End


Group


Ubicación


Intereses


Facebook


Twitter


Instagram


Skype


Website URL

Found 37 results

  1. TRAILER S02 Las Encinas es el colegio más exclusivo del país y al que la élite envía a sus hijos a estudiar. Un mundo privilegiado con fiestas de alta sociedad, niños ricos, sexo y drogas. En él acaban de ser admitidos tres chicos de clase obrera después de que un terremoto destruyera el colegio público y sus alumnos tuvieran que ser repartidos por otros institutos de la zona. El choque entre los que lo tienen todo y los que no tienen nada que perder crea una tormenta perfecta que acaba en un asesinato. ¿Quién ha cometido el crimen? TEMPORADA 2 Tras el asesinato de una compañera, un estudiante desaparece, las lealtades cambian, llegan nuevos alumnos y los turbios secretos son más difíciles de ocultar. 3 NUEVOS ALUMNOS Y UNA DESAPARICIÓN Cayetana, Valerio y Rebeca son los nombres de los tres estudiantes que llegan a Las Encinas en el nuevo curso. La primera está interpretada por Georgina Amorós, a quien también puedes ver en Vis a vis; el segundo es Jorge López, un actor chileno bastante popular en Latinoamérica por la serie Soy Luna, y cuyo fichaje se lee como un guiño a ese mercado; y la tercera es Claudia Salas, actriz de La Peste. PRIMERAS IMAGENES Social Media: _EliteNetflix CONFIRMADATEMPORADA3 https://www.cooperativa.cl/noticias/entretencion/netflix/netflix-confirmo-una-tercera-temporada-de-elite/2019-09-02/091418.html
  2. Las Encinas es el colegio más exclusivo del país y al que la élite envía a sus hijos a estudiar. Un mundo privilegiado con fiestas de alta sociedad, niños ricos, sexo y drogas. En él acaban de ser admitidos tres chicos de clase obrera después de que un terremoto destruyera el colegio público y sus alumnos tuvieran que ser repartidos por otros institutos de la zona. El choque entre los que lo tienen todo y los que no tienen nada que perder crea una tormenta perfecta que acaba en un asesinato. ¿Quién ha cometido el crimen? CAST María Pedraza Miguel Bernardeau Itzan Escamilla Álvaro Rico Jaime Lorente Miguel Herrán Ester Expósito Danna Paola Arón Piper Social Media: _EliteNetflix CONFIRMADA TEMPORADA 2 https://elcomercio.p...-noticia-559460 se viene bueno esto
  3. Sinopsis: Un hacker, cinco estudiantes y demasiados secretos que ocultar. Es el punto de partida de ‘Más de 100 Mentiras’, un thriller coral en el que lo que ocultan en sus teléfonos móviles los estudiantes y profesores de un instituto sale a la luz, provocando una auténtica convulsión. ¿Las principales víctimas de este caos? Los cinco jóvenes protagonistas de esta ficción que no deja indiferente, no sólo por el argumento, también por el talento del equipo creativo, la factura y calidad técnica e incluso por su impactante banda sonora. Episodios: 6 Temporada: 1 La serie, que cuenta con la calidad del sello Series Atresmedia, producida por Lucky Road y protagonizada por un prometedor equipo de jóvenes actores, muestra un micro universo donde descubrimos cómo la tecnología nos hace cada vez más vulnerables. El formato también se aprovecha de las redes sociales y sus posibilidades, expandiendo la experiencia del espectador en el mundo transmedia. Muy pronto: “Todos guardamos secretos, todos decimos mentiras”. Todos los episodios estarán disponibles en Atresplayer. TRAILER
  4. Chileno es uno de los acusados de sobornar a universidades de élite para la admisión de sus hijos Empresario vitivinícola Agustín Francisco Huneeus está entre los 50 inculpados en el escándalo revelado por el Departamento de Justicia de Estados Unidos. El CEO está acusado de conspirar para cometer fraude por correo para facilitar el acceso de su hija a la U. de California del Sur. El exitoso empresario vitivinícola nacido en Chile Agustín Francisco Huneeus Jr., presidente de la compañía Huneeus Vintners, con sede en el Valle de Napa, California, está entre las 50 personas acusadas en el escándalo de admisiones universitarias revelado este martes por el Departamento de Justicia de Estados Unidos. Huneeus, de 53 años, radicado en San Francisco, es hijo de Agustín Huneeus, un personaje destacado en la escena mundial del vino que, en los años 60, como copropietario y gerente de Concha y Toro, dio inicio al proceso de expansión fuera de Chile de la compañía. Después de varias exitosas adquisiciones y participaciones, padre e hijo fundaron Huneeus Vintners, empresa conocida por etiquetas premium como Quintessa, Faust e Illumination. Hoy Huneeus Jr. se encuentra entre docenas de padres, muchos de ellos ejecutivos y dueños de negocios, acusados de conspiración para cometer fraude por correo para facilitar el acceso de sus hijos a prestigiosas universidades como Yale, Georgetown o Stanford. Los fiscales federales de Boston alegan que el empresario "participó tanto en el esquema de trampas del examen de ingreso a la universidad (de California del Sur) como en el plan de reclutamiento universitario para su hija". De acuerdo con la declaración jurada de la agente especial del FBI Laura Smith, de la unidad de Delitos Económicos, Huneeus pagó 50 mil dólares a la persona que ayudó a que su hija tomara el SAT, un examen estandarizado que se usa extensamente para la admisión universitaria en Estados Unidos, durante varios días bajo su supervisión, brindó asistencia mientras tomaba el examen, "y corrigió sus respuestas después de que ella lo completó". La investigación dice que Huneeus se quejó del puntaje que su hija obtuvo (1.380 de un máximo posible de 1.600) pues no eran los 1.550 que él imaginó. El testigo colaborador involucrado en el esquema le advirtió que el puntaje que le propuso "se habría investigado a ciencia cierta con base en sus calificaciones". Los documentos judiciales también inculpan a Huneeus de fingir que su hija era una estrella de waterpolo en la escuela secundaria y hacer pagos a Donna Heinel, la directora atlética asociada de la Universidad del Sur de California, y Jovan Vavic, el entrenador de waterpolo de la casa de estudios. Según la agente especial del FBI, Huneeus hizo un pago de 50 mil dólares a Heinel, así como un pago de 200 mil dólares a una fundación falsa establecida por los presuntos conspiradores. Las autoridades señalaron que los estudiantes no eran conscientes de que habían accedido a las universidades como resultado de los sobornos pagados por sus progenitores. A continuación, la investigación de la agente especial del FBI Laura Smith: https://www.cooperativa.cl/noticias/pais/relaciones-exteriores/chilenos-en-el-exterior/chileno-es-uno-de-los-acusados-de-sobornar-a-universidades-de-elite-para/2019-03-13/014948.html
  5. Conoce a la estupenda ganadora de Elite Model Look 2017: es prima de Carola de Moras Esta semana se dieron a conocer los ganadores de una de las competencias más importantes del mundo del modelaje, el Elite Model Look Chile 2017, el cual destaca a las jóvenes promesas del rubro. En la oportunidad, los ganadores fueron Germán Cuevas y Victoria Moretti, quienes deslumbraron a los jueces y presentes en el evento con su belleza y desplante arriba del escenario. Pero la joven de 16 años y 1.75 metros de altura no sólo brilló en la pasarela por su hermosura y trabajadas poses, sino que además por un parentesco que de seguro sorprenderá a más de alguien. De acuerdo a lo señalado por nuestro medio, Moretti es nada menos que prima en segundo grado de una de las modelos y animadoras de TV más reputadas de nuestro país: Carola de Moras. Cabe señalar, que el segundo lugar en la categoría femenina lo obtuvo otra joven ligada al mundo del espectáculo, Fiona Jaederlund, la hija mayor de la reconocida actriz Alejandra Fosalba, quien actualmente integra el elenco de la teleserie La Colombiana de TVN. De hecho, la propia intérprete festejó el gran logro de su retoña a través de su cuenta de Instagram, donde compartió una foto de Fiona arriba del escenario, la cual fue aplaudida por sus seguidores. A continuación, te dejamos con algunas fotos de la ganadora de Elite Model Look Chile, Victoria Moretti… ¿Consideras que tiene un parecido con su prima?
  6. 12 Septiembre 2016 Ricardo Lagos y las reformas pro empresariado en su Gobierno 2000-2006 El guardián de los intereses de la elite económica Los multifondos, la creación de la Ley de Acreditación, el CAE, el fortalecimiento de la Ley Antiterrorista en la zona de las forestales y el millonario préstamo de BancoEstado al grupo Luksic, figuran entre las iniciativas impulsadas durante la administración del ex Presidente. Según señalan críticos a su gestión, este es parte del legado que hace que los aplausos se concentren en el poder económico. Los gritos se sucedieron uno tras otro: "Ha endeudado a una generación entera vendiendo la educación a la banca privada", "seis bancos tienen el monopolio de la educación", "hay miles de embargados". El viernes antepasado, un grupo de integrantes del Movimiento Deuda Educativa –que agrupa a profesionales deudores de la educación chilena provenientes de diversas instituciones públicas y privadas– realizaron una funa en contra del ex Presidente Ricardo Lagos, cuando este llegaba a las dependencias de Radio Cooperativa. Ya era sabido que hablaría como presidenciable y los ex estudiantes quisieron hacer guardia para enrostrarle su participación en un sistema que mantiene como rehenes deudores a miles de jóvenes. "Nos manifestamos en contra de Ricardo Lagos Escobar, a quien consideramos un verdadero criminal de la educación, quien junto a su ex ministro de la Educación, Sergio Bitar, no tuvieron ningún asco en endeudar a más de un millón de personas. Familias humildes que no tuvieron otra forma de acceder a la educación superior si no era utilizando lo que se nos prometió como un beneficio social y que resultó ser nada más ni nada menos que un crédito de consumo, como lo es el Crédito con Aval del Estado (CAE)", dijo Juan Pablo Rojas, coordinador nacional del movimiento. El CAE, aprobado durante su gestión, estuvo en el corazón de las demandas estudiantiles el año 2011, debido a la opresión que ha significado para millones de bolsillos estudiar con este instrumento con una tasa cercana al 6% –hasta que eso fue rebajado por el Gobierno de Sebastián Piñera– y tomando en consideración lo bien que le fue a la banca. El año 2006, cuando comenzó a operar el crédito, la Comisión Ingresa –institución que administra el crédito– había entregado $26 mil millones a las universidades, una cifra que ascendió hasta $150 mil millones en 2013. Las instituciones financieras también se habían beneficiado: entre 2006 y 2011, los siete bancos que habían intermediado obtuvieron $150 mil millones de ganancia. Para los afectados, no solo el CAE es un ejemplo de la vinculación de Lagos con el poder económico. Para el movimiento estudiantil este crédito no actuó solo, sino que la implementación de la Ley de Acreditación también ayudó “para definir de forma tecnocrática cuál era una buena universidad”, señala el ex presidente de la Fech y vocero de Izquierda Autónoma, Andrés Fielbaum. “Ha sido un desastre no solo por su funcionamiento sino porque ha permitido pasarles una cantidad enorme de plata, vía esa ley justamente, a las universidades empresariales. El lucro se consolidó en la administración Lagos, tanto con el CAE como con la Ley de Acreditación”, puntualiza Fielbaum. Lagos lovers El entonces presidente de la CPC, Hernán Somerville, lo dejó claro en su minuto con su célebre frase de “mis empresarios aman a Lagos”. El ex Fiscal Nacional Económico durante su mandato, Francisco Fernández, ex PS, es tajante: “Lagos era el regalón de los empresarios. Los benefició en todo lo que pudo”. El abogado, que renunció al cargo molesto por presiones pro empresa que venían directamente del entonces Presidente, señala que este “tuvo una actitud muy favorable al empresariado nacional, pero también a las transnacionales, a través de las empresas extranjeras con inversiones en Chile, a las que les prodigó, según la experiencia que tuve en la Fiscalía, un trato muy diligente y favorable”. Para Fernández, Lagos, como carta presidencial, “es como el retorno de lo más conservador de la antigua Concertación. El que llevó adelante algunas reformas políticas que no se pueden desconocer en su importancia, pero que al mismo tiempo contribuyó a agudizar los estándares de desigualdad en Chile. Por ejemplo, en relación con la redistribución del ingreso: no tomó medidas propias de un Gobierno progresista de centroizquierda, como podría haber sido hincarles el diente a las pensiones. Ahora viene a hablar sobre pensiones, cuando durante su Gobierno no hizo ningún intento por modificar el injusto sistema de capitalización individual que tiene a las pensiones por el suelo”. El ex Fiscal Nacional Económico agrega que “siento que Ricardo Lagos entraña muy bien lo que es el sector de derecha de la antigua Concertación: un sector que quiere mantener las cosas tal como están y hacer correcciones al margen, pero sin ir al fondo medular de los problemas”. En el contexto de esas correcciones –apuntan quienes creen que ayudó a consolidar el poder de la actual élite–, la creación de los multifondos en el sistema de AFP es un ejemplo de ello. En agosto del año 2002 comenzó a operar el sistema que ofrecía que, a partir de entonces, los 6 millones 500 mil afiliados en el sistema de Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) podrían optar al nuevo sistema de multifondos de inversión, una iniciativa contenida en la reforma al mercado de capitales impulsada en la administración Lagos. La idea era que cada AFP manejara cinco fondos de pensiones distintos (denominados A, B, C, D y E), diferenciados por las proporciones invertidas en acciones. Sin embargo, para los detractores del sistema, esto no llevó más que a consolidar el negocio de los privados. Para Ricardo Hormazábal, quien entonces era presidente de la Democracia Cristiana y ya insistía en la eliminación del sistema de pensiones, la creación de los multifondos no fue más que un “maquillaje”. “Tanto el Gobierno de Lagos como el de Frei mantuvieron el sistema. Lagos podría haber hecho un cambio radical, pero no creía en él”, afirma Hormazábal. Luis Mesina, vocero de la Coordinadora No + AFP, dice que es evidente que Lagos fue, quizás, uno de los mayores impulsores del fortalecimiento el sistema de ahorro de capitalización individual al crear los multifondos. “Sin la creación de estos, las AFP quizás habrían desaparecido antes. El APV logró que la gente de mayores ingresos aprobara las AFP, porque es una franquicia que permite que la gente con más plata recaude recursos sin pagar impuestos. O sea, de alguna forma los pobres financian a los más ricos que sí pueden tener APV. Con los multifondos, Lagos liberó a las empresas de asumir el costo cuando no lograban rentabilizar y les traspasó el riesgo a los usuarios”. Banco Estado se pone El primer año en que Lagos ejerció la Presidencia de la República, Banco Estado entregó un millonario préstamo al grupo Luksic: US$ 125 millones de dólares de la época (UF 4,6 millones), que fueron invertidos en la compra de acciones al Grupo Penta –ligado a Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín– para tomar definitivamente el control del Banco de Chile. El crédito, que benefició al grupo Luksic –reconocido como un infaltable donante de las últimas campañas parlamentarias ypresidenciales a través de diversas sociedades y filiales– se aprobó solo 13 días después que el grupo firmara el acuerdo con Penta, y fue cuestionado públicamente. Incluso fue calificado, por los entonces diputados democratacristianos Pablo Lorenzini y Jaime Jiménez, como “el más grave acto de corrupción de los últimos 20 años”. En ese tiempo era presidente de BancoEstado el PS Jaime Estévez, que en 2007 –a los pocos meses de haber concluido el periodo de Lagos– aterrizó cómodamente en el directorio del Banco de Chile, cargo que mantiene hasta hoy. Para justificar la transacción, luego de que los parlamentarios DC quisieron saber los detalles de tal operación, Estévez manifestó que “con los empresarios hacemos negocios, vemos sus balances y les cobramos, pero con los pobres no. Hay cien comunas donde nadie más va y nosotros tenemos que estar en todo el país. El Banco del Estado va a competir y vamos a tratar de estar en todos los grandes negocios”. Y se negó a entregarlos, amparado en la Ley de Bancos. Angelini La contaminación del Río Cruces, provocada por la planta de Celulosa Arauco en Valdivia, de propiedad del grupo Angelini, marcó otro hito del Gobierno de Lagos en torno a la élite económica. Comentario obligado fue la visita que el propio Anacleto Angelini hizo a La Moneda, a fin de negociar con el Primer Mandatario, en medio del escándalo que había provocado la masiva muerte de cisnes de cuello negro. José Araya, histórico miembro de “Acción Por los Cisnes”, recuerda que “la gestión de Lagos en este caso fue generar una serie de acciones institucionales para que la planta siguiera funcionando. Nunca mostró mayor interés por la contaminación ni por los derechos de las comunidades locales, ni el tremendo impacto que significó para Valdivia y el territorio de Los Ríos”. Para Ricardo Hormazábal, quien entonces era presidente de la Democracia Cristiana y ya insistía en la eliminación del sistema de pensiones, la creación de los multifondos no fue más que un “maquillaje”. “Tanto el Gobierno de Lagos como el de Frei mantuvieron el sistema. Lagos podría haber hecho un cambio radical, pero no creía en él”, afirma Hormazábal. Araya, que también es miembro del Observatorio Ciudadano, sostiene que Lagos “siempre fue promotor y defensor de la industria forestal en el sur. Una actitud muy distinta a la mano dura que mostró con el mundo mapuche, con la aplicación de la Ley Antiterrorista, que no tenía que ver con la demanda de tierras sino que en la práctica buscaba frenar la demanda social ligada al modelo de industria forestal. En el fondo fue decirles a las familias Matte y Angelini que su Gobierno estaba dispuesto a hacer todo lo posible para frenar la demanda mapuche”. Si bien la Ley Antiterrorista se creó durante la Dictadura, fue en el mandato de Lagos cuando se fortalecieron los argumentos jurídicos para su uso contra la causa mapuche, pues tiene un carácter punitivo más fuerte y de mayor alcance que la ley común. En 2002 se presentaron las primeras querellas por parte de su Gobierno, que derivaron en dos procesos investigativos en contra de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM). Uno, que tuvo más resonancia pública, en la IX Región, conocido como Asociación Ilícita Terrorista, significó la inmediata detención y prisión de una veintena de militantes y dirigentes mapuches. Paralelamente y como resultado de querellas que invocaban la Ley Antiterrorista, presentadas por autoridades locales –entre ellas el ex ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo, que a la sazón era gobernador de la Provincia de Arauco–, se abrió otra investigación en el Tribunal de Cañete, que derivó en la misma figura de Asociación Ilícita Terrorista en contra de la CAM, pero esta vez en la VIII Región. El Mostrador se comunicó con el entorno de Ricardo Lagos; sin embargo, no fue posible obtener una versión del ex gobernante. Fuente: http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2016/09/12/el-guardian-de-los-intereses-de-la-elite-economica/
  7. Senado fija sanción penal a fiscales por filtraciones de casos judiciales El martes se aprobó en la Cámara Alta una pena de hasta 541 días de cárcel a quien filtre investigaciones del Ministerio Público. Medida fue ingresada vía indicación del Ejecutivo, a recomendación de la propia Fiscalía y parlamentarios. A inicios de este año, la plana mayor del Ministerio Público acudió a la Comisión de Constitución del Senado a participar de la tramitación de la llamada “Agenda Corta Antidelincuencia” del Ejecutivo. Esto, para hacervaler la opinión del organismo en materia de persecusión penal de los delitos de “robo, hurto y receptación”, objetivos centrales de la iniciativa. Así, la fiscalía planteó su opinión sobre una serie de herramientas que otorgaría el proyecto a su labor investigativa y persecutora, tales como la protección de testigos y nuevas formas en la toma de declaraciones. En este contexto, fue que la discusión abordó un asunto sensible para la contingencia política: la reserva de las investigaciones que llevan a cabo los fiscales. En este escenario fue que en enero pasado se comenzó a debatir la regulación sobre el secreto de las diligencias. En una de las sesiones de ese mes se acordó ampliar los plazos de reserva de la investigación de la fiscalía: desde los actuales 40 días que establece la Ley Orgánica Constitucional del Ministerio Público, se extendió a 90 días. Asimismo, y a propuesta del propio Ministerio Público, se endurecieron las sanciones a las filtraciones del trabajo de los fiscales, alcanzando “pena de presidio menor en su grado mínimo a medio”, es decir, de 61 a 541 días. Este criterio fue acogido por la unanimidad de la Comisión de Constitución. El martes de esta semana, en tanto, fue aprobado por la unanimidad de la sala. No hubo debate en el hemiciclo, pues ninguno de los senadores pidió votar por separado los artículos del proyecto. La votación pasó prácticamente desapercibida. Con esto, se acoge una crítica recurrente expresada por los implicados en distintas causas indagadas por la fiscalía relacionadas con el financiamiento irregular de campañas políticas: las filtraciones de las carpetas judiciales de los casos Penta, Soquimich y Corpesca, que han expuesto antecedentes comprometedores de la investigación para personeros de prácticamente todo el espectro político del país. “Faranduliza el proceso” La idea de sancionar con cárcel las filtraciones fue tomada de común acuerdo entre la fiscalía y los parlamentarios de la Comisión de Constitución del Senado, la que es presidida por Alfonso de Urresti (PS) e integrada por Felipe Harboe (PPD), Pedro Araya (Indep.DC), Hernán Larraín (UDI) y Alberto Espina (RN). Según el acta de la comisión, a la cual tuvo acceso La Tercera, este debate comenzó a propósito de una indicación presentada por el senador Harboe, en relación a fijar sanciones disciplinarias al fiscal y sus ayudantes “que realizare acusaciones infundadas u omitiere maliciosamente la práctica de actuaciones procesales”. Con esto, se abría paso a interpretaciones sobre el “deber de reserva”. “El Honorable Senador señor Espina puntualizó que la situación que plantea la indicación tiene lugar preferentemente cuando se producen filtraciones de la carpeta investigativa”, dice un extracto del acta de la sesión. “Expresó que esa información, difundida por los medios de comunicación social, importa una verdadera condena anticipada del imputado”, se agrega. Ante esto, el entonces fiscal nacional subrogante, Andrés Montes, calificó esta situación como “un asunto delicado”. “Se trata de una conducta indebida que socava el principio de objetividad y que faranduliza el proceso penal”, añadió el persecutor. En una sesión posterior, el presidente de la UDI, senador Hernán Larraín, insistió en “establecer alguna forma de sancionar las filtraciones”. En esto coincidió el senador Harboe. Luego, el fiscal Montes sostuvo que muchas de las filtraciones “son realizadas por personal ajeno al Ministerio Público”, luego que expira el plazo de 40 días de reserva. Actualmente, la Ley Orgánica del Ministerio Público establece, en su artículo 64, que “los fiscales deberán abstenerse de dar opiniones acerca de los casos que tuvieren cargo”. En tanto, el artículo 182 del Código Procesal Penal, señala: “Los funcionarios que hubieren participado en la investigación y las demás personas que, por cualquier motivo, tuvieren conocimiento de las actuaciones de la investigación estarán obligados a guardar secreto respecto de ellas”, sin explicitar una sanción sobre las filtraciones. Por lo mismo, el fiscal propuso a la comisión una redacción con un castigo “más contundente”, pues “la regla actual sólo hace una remisión confusa a las reglas del desacato”, explicó. “El que violare las normas sobre secreto establecidas en el presente artículo, será sancionado con la pena de presidio menor en su grado mínimo a medio”, sentencia la indicación, ingresada por el ministro del Interior y aprobada por la unanimidad de la comisión . Dos meses después, la enmienda sería ratificada por la totalidad de la Cámara Alta en su segundo trámite constitucional. El presidente de la Comisión de Constitución del Senado defiende esta penalización, a propósito del clima de desconfianza generado por casos de corrupción. “Se establece una mayor rigurosidad en relación a la obligación de reserva. Nadie puede llamarse a suspicacias cuando se pide pleno cumplimiento de la ley”, afirmó el senador De Urresti. Por su parte, el senador Araya agrega que “no hay que mirar el cambio bajo suspicacia, porque es norma de carácter general que no aplica solo a las investigaciones políticas. Hay que pensar en los casos de tráfico, lavado de activos y terrorismo, que requieren de reserva”. http://www.latercera.com/noticia/politica/2016/03/674-673744-9-senado-fija-sancion-penal-a-fiscales-por-filtraciones-de-casos-judiciales.shtml
  8. 31 Marzo 2016 Giorgio Jackson emplaza a los empresarios en su propia casa: “¿Ustedes creen en la democracia?” “El rol del sector privado es de ser copartícipe de esa evolución que se necesita tener para una democracia sana. El rol que les cabe a los empresarios es cómo aportamos a esto. O cómo buscamos mantener las reglas y los privilegios, los intereses que debemos defender. Es una pregunta que todos se deben hacer”, planteó además el diputado de RD en su intervención en el foro Icare que se desarrolla en Casa Piedra. Con intervenciones del tipo “en RD queremos que dejen de mandar los que están en esta sala y que empiece a mandar Chile”, o “¿Ustedes creen en la democracia?” el diputado de Revolución Democrática, Giorgio Jackson, se presentó esta mañana en el foro Icare “¿Cómo viene el 2016?”. El ex líder estudiantil habló de manera directa, no se guardó nada, y no tuvo empacho en afirmar que “nunca más voy a asistir a un panel donde se excluya a las mujeres. Ninguno de los expositores es mujer; uno mira y no hay cómo enterarse de que la mitad del país son mujeres”. Jackson emplazó directamente al empresariado presente en Casa Piedra, preguntando si “pesa más el amor al país o la ambición de tener más”. El parlamentario también se refirió a las reformas, en su opinión, algo que no sólo hay que seguir haciendo, sino que profundizando. “Creemos en otro Chile, con un mejor sistema se seguridad social, salud y educación pública. Recorro todos los días las calles recogiendo las inquietudes de las personas y, a diferencia de lo que opina Jaime (Bellolio), la gente siente incertidumbre por hasta dónde van a llegar las reformas, pero no hay duda de que quieren reformas. Buscan certeza y nosotros no vamos a titubear para transmitir certezas con respecto a los cambios que Chile quiere. Y entre seguir haciendo cambios o devolverse, no me pierdo: no sólo hay que seguir haciendo cambios, sino profundizarlos”, afirmó. “La democracia va a ser cada vez más intensa y va a exigir una forma distinta de hacer política, pero no sólo de forma. Hay mucho de fondo en la discusión que se viene”, complementó además. Sobre el papel que en todo esto juegan los empresarios, expresó que “el rol del sector privado es de ser copartícipe de esa evolución que se necesita tener para una democracia sana. El rol que les cabe a los empresarios es cómo aportamos a esto. O cómo buscamos mantener las reglas y los privilegios, los intereses que debemos defender. Es una pregunta que todos se deben hacer”. “Una sociedad donde callamos lo incómodo y escondemos lo injusto no es estable. Es una bomba a de tiempo”, dijo asimismo, el líder de RD. Finalmente, con la frase “la política viene desafiante para 2016 porque tenemos que pelear por otro Chile”, Jackson cerró su alocución. Fuente: http://www.theclinic.cl/2016/03/31/giorgio-jackson/
  9. Berríos: “La Iglesia estuvo más preocupada de la élite económica que del pueblo” Y es que para el prelado, "no basta con que Karadima haya sido condenado, sino que también la Iglesia debe desprenderse de ese abuso de poder y eso, la jerarquía, todavía no lo hace". Nacional11 de enero, 2016 Autor: El Dínamo El sacerdote jesuita Felipe Berríos volvió a mostrar su lado más crítico para referirse a la relación de la Iglesia Católica chilena con los grupos de poder y cómo enfrenta su baja adhesión en la ciudadanía. “La Iglesia en algún momento en Chile, (…) empezó más preocupada en hacerle venia a una élite económica y poderosa, que realmente a responder a las necesidades del pueblo de Dios”, expresó. Y es que para el prelado, “no basta con que Karadima haya sido condenado, sino que también la Iglesia debe desprenderse de ese abuso de poder y eso, la jerarquía, todavía no lo hace”. “Lo que comenzó a vivir la iglesia en los años 60 fue bruscamente frenado en los 70 incluso hubo un retroceso con Juan Pablo II como Papa (…) Nosotros vivimos eso en Chile, ese retroceso en la iglesia comprometida con los derechos humanos, alcanzamos a vivir esa primavera. Y ese retroceso lleva también a un abuso de poder”, expresó en entrevista con Cadena Nacional de Vía X. Berríos puso como ejemplo la actitud del cuestionado obispo de Osorno, Juan Barros, apuntando que “vemos en el obispo Barros hoy en día, ‘Dios le dijo al Papa, el Papa me nombró a mí, y el resto me importa un cuesco’. Ese abuso de poder es lo que ampara, lo que alimenta todos los otros abusos”. “La mentalidad que él expresa (Obispo Barros) es la misma mentalidad eclesiástica que tenía Karadima, una cosa verticalista”, añadió, enfatizando que Barros “debiera renunciar por el bien de él, por el bien de la gente y apaciguar las cosas. No puede continuar”. Fuente: http://www.eldinamo.cl/nacional/2016/01/11/felipe-berrios-iglesia-catolica-elite-economica-pueblo/
  10. 14.03.2016 FOTOS | Trabajadores realizan funa en sede de la UDI Esta mañana, el Comité de Iniciativa de Unidad Sindical (CIUS) -una organización de trabajadores paralela a la CUT- realizó una funa en la sede de la UDI, cuestionando los recientes casos de corrupción en los que se han visto envueltos personeros del partido. Con lienzos, banderas y pancartas que hacían alusión a las ya clásicas […] Por [email protected] Esta mañana, el Comité de Iniciativa de Unidad Sindical (CIUS) -una organización de trabajadores paralela a la CUT- realizó una funa en la sede de la UDI, cuestionando los recientes casos de corrupción en los que se han visto envueltos personeros del partido. Con lienzos, banderas y pancartas que hacían alusión a las ya clásicas frases de los militantes UDI involucrados (“Soy un hombre honesto” de Pablo Longueira, “fue un error involuntario” de Ena von Baer, “jamás he actuado de forma ilegal” de Jovino Novoa”), dirigentes del CIUS leyeron una declaración pública en la que explicaban el motivo de la funa. “Estamos aquí para decir a la derecha golpista, demagoga y populista que, aunque por mucho tiempo han engañado y confundido a nuestro pueblo de forma impune, ha comenzado a quedar expuesta la calidad de personas que son”, dice la declaración. “Lo que hoy puede ver todo el país es un grupo minoritario de frescos y sinverguenzas que forman parte de la élite que se creen con derecho divino para dirigir un país”. Revisa acá las fotografías de la funa contra la UDI: Fuente: http://www.eldesconcierto.cl/pais-desconcertado/2016/03/14/fotos-trabajadores-realizan-funa-en-sede-de-la-udi/
  11. Análisis semanal ¿Es la prensa la mala? Víctor Herrero | Lunes 14 de marzo 2016 7:59 hrs. La prensa chilena, al menos la oficial, nunca ha querido ser un “cuarto poder”, nunca ha querido investigar mucho. Es más, los medios tradicionales son pro-modelo económico, conservadores y derechistas. Han estado históricamente alineados con los Longueira, los Ominami, los Matte y los Luksic y con las grandes empresas en general. Incluso en estos últimos meses, han sido la punta de lanza de la candidatura de Ricardo Lagos. Es curioso cómo la elite de Chile -sea la empresarial, la política, la eclesial, la militar o la futbolística- coincide en un diagnóstico: gran parte de los males que los aquejan proviene de la prensa. O de filtraciones de prensa orquestadas por fiscales que desconocen las formas caballerescas y tradicionales de obrar en nuestra República. El episodio más reciente fue la renuncia la semana pasada de Pablo Longueira a la UDI. El ex general del gran partido pinochetista (porque la jerarquía política de Longueira es mucho mayor a la de un coronel) se sintió injustamente tratado por fiscales y la prensa, acusando entre líneas ser víctima de un asesinato de imagen. Fue la misma estrategia que ocupó su colega Jovino Novoa, pero también el otrora hombre de confianza de Ricardo Lagos, Carlos Ominami, o el ex candidato presidencial Marco Enríquez Ominami. Y es el mismo discurso que utilizan los grandes empresarios, que se quejan amargamente porque la prensa los mete a todos en el mismo saco, a pesar de que los casos de abusos son, a juicio de ellos, aislados. ¿Aislados? Una breve y reciente lista incluye la colusión de las farmacias, la de los pollos, el caso La Polar o Johnson, por no hablar de Penta, Soquimich, el financiamiento político de compañías como el BCI, la incestuosa relación entre el Grupo Luksic y la Concertación, Corpesca, los abusos ambientales de Agrosuper, la colusión de la Papelera de Los Matte. Y, probablemente, muchas otras colusiones y abusos que aún no se han revelado, entre ellos seguramente la de las grandes inmobiliarias (casi todos los chilenos nos preguntamos por qué los precios de las viviendas no paran de subir, y nos contestan que son las leyes de mercado, de una demanda que supera la oferta; es decir, no muy distinto a lo que se decía en Estados Unidos poco antes de que estallara la llamada crisis “subprime” en 2008 que, precisamente, se originó en el mercado inmobiliario). Lo extraño de esta defensa corporativa de la elite es que la prensa chilena, al menos la oficial, nunca ha querido ser un “cuarto poder”, nunca ha querido investigar mucho. Es más, los medios tradicionales son pro-modelo económico, conservadores y derechistas. Es decir, han estado históricamente alineados con los Longueira, los Ominami, los Matte y los Luksic y con las grandes empresas en general. Es más, en estos meses han sido, en especial El Mercurio, la punta de lanza de la candidatura presidencial de Ricardo Lagos, un hombre que sólo entusiasma a la propia elite cuestionada, pero a casi ningún ciudadano de a pie. Entonces, ¿cómo se explica ese discurso de atacar a aliados históricos? La explicación más simple es que sencillamente no saben a quién cargarle la culpa, y la prensa siempre es un culpable fácil. Después de todo, la credibilidad de los noticiarios de TV y de los periodistas en general, es muy baja. Resulta casi tragicómico cómo los próceres y arquitectos del Chile de los últimos 25 años ahora tratan de manera desesperada de cargarle el muerto a la prensa y a la fiscalía, cuando fueron ellos mismos los que crearon el actual paisaje de medios en nuestro país, a costa de sacrificar en los años 90 a la prensa independiente y crítica. Fue Eugenio Tironi, siendo secretario de Comunicaciones del gobierno de Patricio Aylwin, quien habría acuñado la frase “la mejor política comunicacional es no tener política comunicacional”. Un pensamiento que fue absolutamente funcional a que las leyes del mercado dictaran la pluralidad de expresión. Y, a estas alturas, ya sabemos que en Chile no existen políticas pro-mercado, sino pro empresas. Y así, se entregó en bandeja a los empresarios e ideólogos de derecha gran parte de los medios de comunicación de nuestro país. En abril de 2001, el entonces Presidente Lagos estaba en Quebec, Canadá, participando de una conferencia hemisférica. El periodista que escribe esta columna le hizo una pregunta incómoda en medio de una improvisada conferencia de prensa. Lagos le dijo: “Aprenda de la seriedad de medios como el New York Times o Washington Post”. Ante ello, el periodista le respondió: “Presidente, debe darse con una piedra en el pecho que en Chile no seamos tan serios como esos medios, que no investiguemos tanto, ni podamos ser tan independientes, de lo contrario usted estaría en una posición mucho más vulnerable”. Era la época del escándalo Mop-Gate. Ese intercambio casi termina a puñetazos con un asesor de prensa de la presidencia. ¿Qué se quiere decir con todo esto? Entre todas las transiciones que el país ha tenido en los últimos 25 años, incluyendo el tema militar, los derechos humanos, una mayor democratización de nuestras instituciones, el único ámbito en el que se ha avanzado poco o nada es precisamente el de la prensa. Ciertamente, hay medios loables que diariamente hacen esfuerzos por romper con el duopolio conformado por la elite y la prensa tradicional, como lo es este mismo medio. Sin embargo, aún estamos a años luz de contar con una prensa verdaderamente inquisitiva, como las que, ironías de la historia, existieron incluso en los años 80 durante la dictadura. Entonces, la próxima vez que un político, empresario, cura, militar o futbolista se queje de la “mala prensa” que recibe, piénselo dos veces: No es mala prensa, es mala conducta. Diario Uchile Radio Universidad de Chile Fuente:http://radio.uchile.cl/2016/03/14/es-la-prensa-la-mala
  12. Parlamentarias 2017: A río revuelto, ganancia de candidatos al Senado Para todos los que pensaban que con el nuevo sistema electoral proporcional habrá una renovación de la política, craso error, porque varios ex parlamentarios y conocidos diputados de la capital aprovecharán el aumento de cupos a elegir para postular a la Cámara Alta. Conozca el panorama región por región y sabrá de los que estamos hablando. Ajenos al estrés que se vivió en el cierre de la temporada legislativa durante enero pasado, sobre todo con la tramitación de la ley de partidos políticos y la ley de profundización de la democracia (agenda de probidad y transparencia), y mirando de reojo el alto rechazo ciudadano que cargan en sus espaldas, los protagonistas de esta historia, que son los representantes de ambas cámaras, hace rato que están planificando su futuro. La meta son las próximas elecciones senatoriales de 2017, donde el nuevo mapa que se aprobó con la reforma política que eliminó el binominalismo tiene desplegados por el país a decenas de diputados, ex legisladores y dirigentes de todos los colores. Datos a considerar: disminuyó la cantidad de circunscripciones (de 19 a 15), aumentó el número de escaños a elegir (38 a 50), se separó Arica-Parinacota de Tarapacá y se terminaron las subdivisiones norte-sur, cordillera-costa y oriente-poniente en las regiones de Valparaíso, Santiago, O'Higgins, El Maule, Biobío y La Araucanía. Resultado: la expectativa en cuanto a campañas se fue a las nubes, aunque en esta vuelta solo habrá competencia en las zonas impares, incluida la capital. La previa a nivel nacional de los que se cree que serán los candidatos de la Nueva Mayoría, Chile Vamos y los movimientos alternativos, a continuación. Quieren, ¿pueden? (XV) Arica-Parinacota (elige 2) Desde suelo metropolitano pretender anclar en el extremo norte los diputados por Quilicura y Pudahuel Gabriel Silber (DC) y Patricio Melero (ex timonel de la UDI), la diputada por Ñuñoa y Providencia Marcela Sabat (RN) y el ex ministro de Cultura en el Gobierno de Sebastián Piñera, Luciano Cruz-Coke (fundador de Evópoli), candidato a senador por Antofagasta en 2013 que fue objetado por el Servel. El diputado por Iquique Hugo Gutiérrez (PC) y la concejala por Arica Lissette Sierra (Amplitud) pisan con fuerza y las cartas locales corren por cuenta del ex diputado del primer distrito Orlando Vargas (PPD) y el consejero regional, ex alcalde y ex diputado Carlos Valcarce (RN). En la suplencia quedó el ex diputado por Macul y San Joaquín Felipe Salaberry (UDI). (I) Tarapacá (elige 2) De todo hay en la "tierra de campeones": el caudillo Jorge "Choro" Soria (Independiente), alcalde de Iquique; Guillermo Teillier (presidente del PC), diputado por San Miguel y Lo Espejo, y Cristián Monckeberg (presidente de RN), diputado por Las Condes y Vitacura. Renzo Trissoti (UDI), diputado por Iquique, y Luz Ebensperger (UDI), ex intendenta regional, juegan de anfitriones en la disputa por los votos. Ojo que Luciano Cruz-Coke también sería sondeado en esta circunscripción. (III) Atacama (elige 2) Uno de los créditos femeninos de la DC es la diputada por Vallenar Yasna Provoste (vicepresidenta de la falange). A su vez, la UDI exhibe a Felipe Ward, diputado por Calama. Los demás vienen de la capital: Nicolás Monckeberg (RN), diputado por Cerro Navia y Quinta Normal, y Felipe Kast (presidente de Evópoli), diputado por Santiago. (V) Valparaíso (elige 5) Solo representantes de la quinta región se harán presentes en una de las disputas más importantes de 2017. La Nueva Mayoría tiene en carpeta a Aldo Cornejo (DC), diputado y ex alcalde de Valparaíso; Marco Antonio Núñez (PPD), diputado por Los Andes y presidente de la Cámara, y Nelson Ávila (PR), ex senador por Valparaíso Costa. El único "invasor" sería José Miguel Insulza (PS), agente internacional en la Corte de La Haya, ex secretario general de la OEA, ex ministro, ex canciller y carta presidencial del socialismo. Chile Vamos, en tanto, apuesta por Andrea Molina (UDI), diputada por Quillota y La Calera, y Edmundo Eluchans (vicepresidente de la UDI), ex diputado por Viña del Mar y ex presidente de la Cámara. "Por si las moscas" está la alternativa de Sergio Romero (RN), ex embajador y ex senador desde 1990 a 2010. (VII) El Maule (elige 5) Era que no. Con la unificación regional a varios se les abrió el apetito. Por casa emergen los diputados por Linares Jorge Tarud (autoproclamado precandidato presidencial del PPD) y Romilio Gutiérrez (UDI); Guillermo Ceroni (PPD), diputado por Cauquenes; Germán Verdugo (UDI), diputado por Talca, y Juan Castro (pro UDI), alcalde de Talca que mantiene en suspenso la repostulación de este año. En calidad de "afuerinos" llegan Osvaldo Andrade (ex timonel del PS), diputado por Puente Alto y La Pintana; Álvaro Elizalde (PS), primer vocero de Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, y la diputada Marcela Sabat (RN), que se repite. Signos de interrogación para Ximena Rincón (DC), actual ministra del Trabajo que fue senadora por El Maule Sur al inicio de la presente administración y que dijo que quería volver al Congreso, y Karla Rubilar, diputada por Renca y Huechuraba, que cuando militaba en Amplitud presentó sus intenciones de ser candidata a la Cámara Alta. Ahora es independiente y su situación cambió. (IX) La Araucanía (elige 5) Una verdadera guerra de caciques se vivirá en tierras araucanas. Desde la región metropolitana hace rato que está en campaña Gustavo Hasbún (UDI), diputado y ex alcalde por La Florida y ex edil de Estación Central que enfrentó recientemente un juicio por desafuero (caso del joven Rodrigo Avilés que fue herido en una protesta por el accionar de Carabineros en 2015). El otro es Rafael Guilisasti (ex Mapu), empresario y uno de los financistas del ex candidato presidencial Andrés Velasco (Ciudadanos), que se da como posible candidato. Luego viene una seguidilla de parlamentarios del oficialismo: Fernando Meza (PR), diputado por Villarrica; Fuad Chahín (DC), diputado por Victoria; René Saffirio (DC), diputado por Temuco, y Francisco Huenchumilla (DC), ex intendente, ex diputado, ex alcalde de Temuco y recientemente mencionado como posible carta presidencial de la falange por parte del timonel de su partido, Jorge Pizarro. Después surge la cuadrilla de Renovación Nacional: José Manuel Edwards, diputado por Nueva Imperial; Germán Becker, diputado por Temuco, y Teodoro Ribera, ex ministro de Justicia en el Gobierno de Sebastián Piñera y ex diputado por Nueva Imperial entre 1990 y 1998. Andrés Molina (Evópoli), ex intendente en el Gobierno de Sebastián Piñera, también quiere tener velas para este entierro. (XI) Aysén (elige 2) Por ahora solamente hay dos interesados en el sur: David Sandoval (vicepresidente de la UDI), diputado por Coyhaique, y Pablo Galilea (vicepresidente de RN), ex diputado por este mismo distrito y ex subsecretario de Pesca que fue mencionado en correos electrónicos derivados del "caso Corpesca". Tienen, pero no todos mantienen Tratamiento aparte se les dio a los senadores en ejercicio, quienes en calidad de "incumbentes" deben decidir si abandonan el hemiciclo o aspiran a estar ocho años más en el edificio de Avenida Pedro Montt, en Valparaíso. Adivine por cuál alternativa se inclinarán. Arica-Parinacota y Tarapacá Fulvio Rossi (PS) está cuestionado por el "caso SQM", por lo que es posible que no pueda repostular por disposición de su partido respecto de los candidatos con antecedentes ligados a financiamiento irregular de campañas y otras ilegalidades. Jaime Orpis (UDI), por su parte, renunció a la colectividad y se retirará de la política a raíz de su participación en el "caso Corpesca". Cabe recordar que fue desaforado por los delitos de cohecho, lavado de activos, delitos tributarios y fraude al Fisco. Atacama Isabel Allende (timonel del PS) es una de las cartas presidenciales del Partido Socialista y repostularía al Parlamento si no sale airosa en el proceso de primarias al interior de la Nueva Mayoría que se realizará a mediados de 2017. Al igual que en 2009, Baldo Prokurica (RN) puso en duda sus deseos de continuar en el poder legislativo. Por ende, la tienda de Antonio Varas 454 aún no toma ninguna postura al respecto. Valparaíso Costa Con "new look" (sin barba ni bigote), Ricardo Lagos Weber (vicepresidente del PPD) volverá a ser candidato. Se presume que Francisco Chahuán (RN), hoy carta presidencial, haga lo mismo cuando se resuelva este tema al interior de la entidad dirigida por Cristián Monckeberg. Valparaíso Cordillera En igualdad de condiciones se encuentran Ignacio Walker (DC) y Lily Pérez (Amplitud). Ambos son figuras presidenciales que en caso de perder sus respectivas primarias (falange y Nueva Mayoría) y Sentido Futuro (bloque que comparte con Ciudadanos y Red Liberal) volverían a presentarse al Senado. El Maule Norte A pesar de la edad que tendrá en noviembre de 2017 (81 años), el DC Andrés Zaldívar aspirará a la reelección. Sin sobresaltos, Juan Antonio Coloma (uno de los "coroneles" de la UDI), se repetirá el plato. El Maule Sur El DC Manuel Antonio Matta accedió a este escaño luego de ganar una primaria local tras la renuncia de Ximena Rincón (fue designada ministra por la Presidenta Bachelet). Por el momento, se desconoce si querrá legitimar su gestión en una segunda elección. A su turno, Hernán Larraín (timonel de la UDI), carta presidencial del gremialismo, repostularía al cargo si el abanderado a La Moneda por la derecha resulta ser otro. La Araucanía Norte Sin novedad en el frente, Jaime Quintana (presidente del PPD) será postulante al Senado en 2017. Alberto Espina (RN), autoproclamado como precandidato presidencial incluso antes del inicio del Gobierno, se mantendría como legislador si fracasa su campaña en la primaria opositora. La Araucanía Sur Después del juicio por fraude al fisco respecto de la presunta utilización de fondos públicos derivados de las asignaciones parlamentarias que casi termina en su desafuero, el senador PPD Eugenio Tuma tomará un segundo aire parlamentario para la elección del próximo año. En el otro lado de la medalla, el RN José García Ruminot sería la carta estelar de su partido para mantener el puesto. Aysén Apoyado por la DC, el senador y presidente de la Corporación, Patricio Walker, reconcursaría por ocho años más. Lo mismo cuenta para Antonio Horvath (Independiente ex RN), aunque desde su renuncia al Partido Regional Democracia Patagónica que fundó junto con Carlos Bianchi y algunos ex DC se intuye un camino más complejo para su reelección. Hoy lidera el movimiento "Somos Aysén" y se sumaría a la "federación regionalista" que componen Alejandra Sepúlveda, Pedro Araya, Gabriel Boric, Vlado Mirosevic y Gaspar Rivas, todos diputados de provincia. Fuente: www.cambio21.cl
  13. Boric barre con los partidos y el Congreso chileno en entrevista con El País “El Parlamento chileno no representa la diversidad social, sino a una élite de Santiago, machista y, evidentemente, de clase alta”, se queja el congresista, para quien “la mayoría de los partidos recurrieron al empresariado para financiar sus campañas y se transformaron en sus empleados”. El diputado y ex líder estudiantil, Gabriel Boric, se refirió en entrevista con el diario El País de España a la realidad de la desafección política en Chile y el alto nivel de rechazo que enfrenta la actividad, esto a propósito de la reunión que sostuvo con el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias. “El Parlamento chileno no representa la diversidad social, sino a una élite de Santiago, machista y, evidentemente, de clase alta”, se queja el congresista. Boric también dispara, de manera transversal, por los casos de financiamiento irregular, práctica al parecer extendida, según las revelaciones de las investigaciones de los casos Penta, SQM y Corpesca. “La mayoría de los partidos recurrieron al empresariado para financiar sus campañas y se transformaron en sus empleados”, exclama. En ese punto, y a propósito de la situación del ex candidato presidencial del PRO, Marco Enríquez-Ominami, quien declaró en la causa SQM por los pagos que recibió su ex brazo derecho, Cristián Warner, Boric es tajante: “No hemos ido y no vamos a ir nunca a tocarle la puerta a empresarios para financiar nuestras campañas. Bajo ninguna excusa”. En esa misma línea, Boric se quejó de que en Chile las movilizaciones que hicieron caer a la Dictadura dieron lugar “a la política de los consensos que terminó consolidando el Chile neoliberal de la actualidad”. Por esa misma razón es que confiesa no sentirse a gusto con el gobierno de Bachelet. “No me siento representado por el Gobierno de Michelle Bachelet. Llegó a La Moneda con un programa moderado que busca humanizar un neoliberalismo desbocado más que realizar reformas estructurales”. Asimismo, aprovechó de sostener que el paso del PC al gobierno de la Nueva Mayoría el resto peso en el calle. “Los comunistas han disminuido su influencia en los movimientos sociales”. Fuente: http://www.theclinic.cl/2016/03/02/boric-barre-con-los-partidos-y-el-congreso-chileno-en-entrevista-con-el-pais/
  14. Crisis de confianza: Mariana Aylwin afirma que Chile tiene “cimientos sólidos para salir adelante” “Pese al sentimiento de impunidad, en Chile las instituciones democráticas están funcionando. Parlamentarios, grandes empresarios, incluso familiares de la Presidenta, están siendo investigados y procesados por actos incorrectos. No obstante, los catones quieren sanciones mayores”, afirma Aylwin y critica a los “hipócritas” que despotrican contra la justicia chilena. A través de una columna en La Segunda, La ex ministra del gobierno de Ricardo Lagos y una de las militantes emblemáticas de la DC, Mariana Aylwin, habla del “mal ambiente” que vive Chile por hechos que provocan indignación en la ciudadanía. Aunque, aclara que en algunas oportunidades existe hipocresía cuando se evalúan casos de corrupción y no se distinguen entre las situaciones de mayor gravedad con las insignificantes. “Hay algo positivo en cómo reaccionan los chilenos frente a actos irregulares o de corrupción que, aunque no sean lo mismo, suscitan un enorme y similar rechazo en la opinión pública. Hay países -especialmente en nuestro continente- en que se trata de hechos admitidos. Se supone que el que tiene poder, de cualquier tipo puede abusar de él. Asesinatos de fiscales y enriquecimientos ilícitos de autoridades son, en la práctica tolerados. Es la herencia de una sociedad jerarquizada donde los privilegios de los poderosos eran la ley y las grandes mayorías vivían bajo el peso de la noche, sin conciencia alguna de sus derechos”, escribe Aylwin al inicio de su texto. “En la tradición chilena republicana, la honestidad y corrección han sido valores importantes, sobre todo de una clase media ilustrada cuyo ascenso se basó en el mérito y en las oportunidades que brindaron la educación y el servicio público. De eso nos hemos enorgullecido, aunque también hayamos convivido con una suerte de moral victoriana en que la basura se escondía debajo de la mesa, lo cual nos ha permitido guardar las apariencias, Pero eso, felizmente, no es posible en una sociedad más educada e informada”, agrega la hija del primer presidente desde el retorno de la democracia. Además, la ex autoridad profundiza su teoría sobre el mal entorno que produjeron en nuestro país los casos relacionados a la política como Penta, SQM, Caval la confusión que existe al compararlos con delitos de menor complejidad. “Estamos viviendo en un ambiente donde predomina la desconfianza. No se distingue entre hechos de mayor o menor gravedad. Nos hemos convertido en catones, sospechando de todos, tirando la primera piedad aunque pueda ser recibida de vuelta. El juicio es en la plaza pública y las mayorías quieren ver correr sangre”, argumenta. “Pese al sentimiento de impunidad, en Chile las instituciones democráticas están funcionando. Parlamentarios, grandes empresarios, incluso familiares de la Presidenta, están siendo investigados y procesados por actos incorrectos. No obstante, los catones quieren sanciones mayores”, complementa Aylwin y endurece su tono a los “hipócritas” que despotrican contra la justicia chilena. Del mismo modo, la otrora diputada en la comuna de La Florida cierra su columna con un dicho popular y está convencida de que Chile puede dejar atrás la corrupción gracias a sus instituciones y a sus “sólidos cimientos”. “Bueno es el cilantro pero no tanto, dice el dicho. Bien por un país que se indigna frente a los abusos de poder, los actos irregulares y la corrupción, venga de dónde venga. Mal por el espíritu vengativo, especialmente de quienes hablan desde una supuesta autoridad moral, sembrando la imagen de que todo está podrido. Hay mucho que mejorar, pero tenemos sólidos cimientos para hacerlo”, cierra. Fuente: http://www.theclinic.cl/2016/02/16/crisis-de-confianza-mariana-aylwin-afirma-que-chile-tiene-cimientos-solidos-para-salir-adelante/
  15. Opinión Ya nada es como antes: el lloriqueo de la elite por Mirko Macari 19 febrero 2016 El tiempo que viene recién lo empezamos a palpitar, pero intuimos sus contornos. Su tono es el de las redes sociales: directo, coloquial, un tanto insolente. Su jerarquía es horizontal. Su valor, la transparencia; su desvelo, los privilegios. No siempre es razonable ni educado, pero es auténtico. No hay espacio aquí para los eufemismos, las frases vaticanas ni los políticos florentinos. (Buena parte del siguiente texto es un extracto de la introducción del libro Las Crónicas imperdibles de El Mostrador). El ex canciller Insulza pone el grito en el cielo. Dice que el actual clima político del país es el peor que ha vivido nunca, salvo los meses previos al 73. Queda claro que los inmediatamente posteriores a dicha fecha no fueron tan malos para él. Salió a decir que Longueira era un estadista y el abucheo desde la galería fue muy superior al aplauso que alguna vez le brindó la derecha en el Congreso, cuando se fue como secretario general a la OEA. Mariana Aylwin se queja amargamente del clima de linchamiento. Cual María Antonieta, observa horrorizada y dice que “el juicio es en la plaza pública y las mayorías quieren ver correr sangre”. Su cuello transpira. Lo propio hace el decano de la Universidad del Desarrollo (UDD), Eugenio Guzmán, un tipo más bien frío y simpaticón que no se inmutaba por nada, pero que ahora se nota alterado por lo que califica como ‘la cultura del circo romano’. Su tesis es que “en los últimos años en nuestra sociedad se ha instalado un ambiente en que lo único que vale es el veredicto público”. Mi amigo, el transversal Jorge ‘Pirincho’ Navarrete, nos alerta que en la cultura de las redes y la información digital el “descubrimiento de la verdad adquirió una estatura desproporcionada. Ya no se trata del papel fiscalizador de la prensa al poder, sino del hallazgo de lo estimado secreto como un bien en sí mismo, independientemente de su relevancia”. Y al ex ministro y senador Carlos Ominami se lo nota incómodo e irritado con lo que denomina en clave fuguetiana “la mala onda”: “Estamos viviendo en una atmósfera tóxica que favorece las acusaciones falsas, los comentarios tendenciosos, la propagación de todo tipo de rumores infundados que terminan haciendo un grave daño. Prácticamente ninguna de las instituciones se salva de estas malas prácticas”. Qué duda cabe –como diría el ex Presidente Ricardo Lagos o nuestro predicador favorito, el rector Peña–, las elites están remecidas, a contrapelo del espíritu de los tiempos. Sin duda los arrulla la nostalgia de ese periodo dorado llamado la transición. Ese en el que brilló una generación que fracasó en su ideario juvenil de construir el socialismo, pero se irguió triunfante en su conversión al paradigma neoliberal. Ambas apuestas absolutamente ideológicas, aparentemente opuestas y contradictorias, pero unidas por una misma necesidad: un partido único en el poder. Es un tiempo plebeyo y por eso Óscar Contardo puede escribir una columna en un diario del establishment haciendo sorna de un ex Presidente que se ve a sí mismo como el Rey Sol, seguramente con nostalgia de esos tiempos en que él golpeaba la mesa cuando alguien osaba levantarle la voz. Una pena: ya nada es como antes y de poco sirve el lloriqueo. Ese partido, construido al alero de la privatización de la vida y la política, es el que hemos denominado el partido del orden. Del orden, porque su sustrato y composición oligárquica, que incluye elites de las viejas izquierdas y derechas, poder político y económico –separados solo para efectos del espejismo electoral–, entronca con la tradición más profunda de las clases dirigentes chilenas, cocinada al alero de la historiografía conservadora. Augusto Pinochet rebautizó el edificio de la UNCTAD como Diego Portales, y Ricardo Lagos tenía en su despacho presidencial un retrato del ex ministro del siglo XIX, cuya idea del gobierno fuerte, autoritario e impersonal era condición sine qua non para la prosperidad de hombres de negocios y comerciantes. El templo de esta religión no fue La Moneda sino el centro de eventos Casa Piedra. Sus mantras fueron el crecimiento y el consenso; su sumo sacerdote el ex ministro Edgardo Boeninger y su representante en la tierra Enrique Correa; sus salones, las páginas sociales y de opinión de El Mercurio y los encuentros a puertas cerradas en el Centro de Estudios Públicos. Su negrito de Harvard, Camilo Escalona. Su fantasma, el desborde. El fin de las reglas claras, le llaman. La incertidumbre les da pánico. Pero la incertidumbre ha llegado para quedarse. No de la mano del viejo Marx, sino más bien de Ilya Prigogine y su teoría del caos, expresada en una sociedad más indócil y compleja, y de “el fin del poder”, tan bien descrito por Moisés Naím, hijo predilecto de sus seminarios de corbatas caras. Este tiempo fue fuerte y largo, consistente y exitoso respecto a sus propias expectativas. Pero ese tiempo ya fue o, más bien dicho, está dejando de ser. El tiempo que viene recién lo empezamos a palpitar, pero intuimos sus contornos. Su tono es el de las redes sociales: directo, coloquial, un tanto insolente. Su jerarquía es horizontal. Su valor, la transparencia; su desvelo, los privilegios. No siempre es razonable ni educado, pero es auténtico. No hay espacio aquí para los eufemismos, las frases vaticanas ni los políticos florentinos. Es más digital que análogo. Su energía viene de abajo más que de arriba. No tiene problemas con el dinero pero no lo idolatra. Habla de calidad de vida y no de rendimiento ni productividad. No transforma en deporte la siguiente elección presidencial ni comulga con la rueda de carreta de que la democracia es ir a votar cada cuatro años. ‘El pensamiento complejo’, de Edgard Morin, es una buena herramienta conceptual para analizarlo. Es un tiempo plebeyo y por eso Óscar Contardo puede escribir una columna en un diario del establishment haciendo sorna de un ex Presidente que se ve a sí mismo como el Rey Sol, seguramente con nostalgia de esos tiempos en que él golpeaba la mesa cuando alguien osaba levantarle la voz. Una pena: ya nada es como antes y de poco sirve el lloriqueo. Fuente: http://www.elmostrador.cl/noticias/opinion/2016/02/19/ya-nada-es-como-antes-el-lloriqueo-de-la-elite/
  16. REVELADORA INVESTIGACIÓN DEL CIENTISTA POLÍTICO JUAN PABLO LUNA Crisis de la política: “Al final, el problema de Chile sigue siendo esencialmente la desigualdad” Por : Juan Andrés Guzmán en Actualidad y Entrevistas Publicado: 16.02.2016 El sistema político pasa por su crisis más profunda desde que recuperamos la democracia. Para el cientista político Juan Pablo Luna, el escándalo del financiamiento ilegal solo evidenció una degradación que lleva años y que incluye: partidos sin programas, desconectados de la sociedad; y elecciones ganadas por los que van a la reelección o los que más gastan. Las investigaciones de Luna ayudan a entender por qué tantos partidos buscaron la “plata negra” de la elite; por qué la UDI es, hasta ahora, la colectividad más comprometida; y por qué la crisis es mas profunda que el lunar de su financiamiento. A mediados de 2014, en un debate en el programa Vía Pública de TVN (ver a partir del minuto 17.20), José Antonio Viera Gallo, entonces presidente de Chile Transparente, afirmó: “La experiencia del parlamento chileno es que no ha habido compra de votos. No ha pasado como en el parlamento argentino, o brasilero, felizmente. Yo creo que si una empresa hace donaciones después no pide una contraprestación. Eso está fuera de la cultura. No tienen cara para decir, ´mire, como le di tal cantidad para su campaña, usted vote de esta manera´”. En el estudio de televisión estaba Juan Pablo Luna, cientista político uruguayo, PhD en Ciencia Política en la Universidad de Carolina del Norte, profesor titular en la UC, e investigador principal del Núcleo Milenio para el Estudio de la Estatalidad y la Democracia en América Latina. Luna tomó distancia del respaldo de Viera Gallo a la clase política (respaldo que siguió ofreciendo hasta 2015 en distintos medios): -José dice “sabemos que no hay compra de votos en el parlamento” y yo diría, “lo suponemos”, en base a las experiencias vitales de cada uno, pero la verdad es que no tenemos información suficiente para afirmarlo –dijo Luna Viera Gallo, actual embajador de Chile en Argentina, se apuró en precisar: “Claro, pero como no tenemos información hay que presuponer inocencia”. Los hombres de derecho presuponen inocencia. Los cientistas sociales y políticos como Luna no presuponen nada: cuando no saben, ponen un signo de interrogación e investigan. Las prácticas que a Viera Gallo hace solo un año y medio atrás le parecían fuera de la cultura criolla, nos golpean a diario con nuevos detalles. Ahora sabemos, cada vez con más claridad, que el financiamiento ilegal no consigue sus fines toscamente, como especulaba Viera Gallo en TVN (“te puse plata, cúmpleme”), sino que se materializa usando los rituales propios de “la cultura” de quienes intercambian favores. También se hacen ilegalidades con cordialidad y buenas maneras. Los correos electrónicos publicados por The Clinic entre el ex presidente de la UDI Pablo Longueira y el gerente general de Soqumich, Patricio Contesse, son un buen ejemplo: el político y el gerente se escriben con humor, se tratan de “mi coronel”, hablan de “obediencia debida”, disfrutan su relación de confianza mientras Longueira le facilita información sobre las propuestas del royalty minero o la reforma tributaria que quiere hacer el gobierno de la Presidenta Bachelet y que al equipo de Contesse le parecen ideológicas y politizadas. Pablo Longueira Se sabe ahora que SQM donó más de $700 millones a la campaña de Longueira, según el informe de la consultora Sherman & Stearling que publicó La Tercera, pero en el intercambio de correos no hay actos brutales como mencionar ese dinero; hay pertenencia a un mismo mundo y complicidad. Ese tipo de relación fue bien resumida por Enrique Krauss (DC), ex ministro del gobierno de Aylwin, cuando habló en La Tercera de lo exagerado que le parecía la ley del lobby: “No éramos corruptos, éramos amigos de los amigos”. Las investigaciones de Juan Pablo Luna examinan el sistema político desde el trabajo cotidiano de los partidos, desde su cocina y su sala de máquinas, desde los discursos que elaboran y cómo se vinculan con la sociedad a la que buscan representar. Richard Katz, cientista político de la universidad Johns Hopkins, ha dicho que los partidos no solo son un ingrediente irremplazable de la democracia, sino que además “la salud y el carácter de los partidos se halla entre los principales determinantes de la salud y el carácter de la democracia”. Con sus investigaciones, Luna ha prendido la alarma sobre aspectos claves de nuestra democracia, preguntándose quién logra ser candidato y quién gana las elecciones; o cómo la igualdad electoral (esto es, todas las personas valen lo mismo, un voto) ha sido afectada por la enorme desigualdad económica chilena, donde cada uno de los cinco hombres más ricos gana lo mismo que un millón de chilenos (vea reportaje de Ciper). Aunque algunas cosas que Luna ha indagado seguramente el lector las ha oído o las intuye, la visión de conjunto que ofrece en esta entrevista, configura una fotografía detallada de nuestra democracia y ayuda entender por qué tantos partidos buscaron el “dinero negro” de la elite; por qué la UDI es, al menos hasta ahora, la colectividad más comprometida; y sobre todo, por qué la crisis que vive la política chilena no tiene que ver solo con su financiamiento, sino que es mucho más profunda. LA UDI En 2010, cuando la UDI llevaba casi una década siendo el partido más votado y con mayor representación en el Senado y en la Cámara, Juan Pablo Luna publicó una investigación en la que trataba de entender cómo una colectividad financiada por grupos económicos y fuertemente enlazada con la dictadura, el Opus Dei y los Legionarios de Cristo lograba atraer a los votantes más pobres, y gracias a ellos, imponerse electoralmente. ¿Había que entender el éxito de la UDI como un respaldo popular a sus propuestas económicas y políticas o, de alguna manera, ese partido había encontrado la forma de que electores muy distintos –incluso irreconciliables en la historia de Chile– apoyaran a los mismos candidatos sin pensar lo mismo sobre temas centrales? En su investigación de 2010 –Vínculos entre partidos segmentados y votantes en Latinoamérica: el caso de la UDI (Segmented Party–Voter Linkages in Latin America: The Case of the UDI)– integró los estudios disponibles sobre ese partido con entrevistas y observación en terreno en 12 municipalidades manejadas por distintas colectividades. Uno de los elementos más clarificadores de esta investigación es lo que dijo una fuente que Luna identifica como “un alto dirigente nacional de la UDI”: “Lo que hicimos, y este es un trabajo que hizo muy bien Jaime (Guzmán), es convencer a la elite de que teníamos que estar en el Congreso para proteger sus intereses. Jaime los convenció de que aunque fuéramos un partido chico, con las ventajas que nos daba el binominal y los quórums, podíamos proteger sus intereses. Al mismo tiempo los convenció de que para que nosotros pudiéramos hacer eso, teníamos que ganar votos en los sectores populares, porque la elite es muy chica. Entonces, básicamente lo que el partido hace es tomar los recursos que dan los empresarios y volcarlos a las poblaciones”. La investigación de Luna recogió los antecedentes que había hasta 2010 sobre el financiamiento legal que recibía la UDI y que indicaban que era el partido que más aportes reservados recibía y, a la vez, el que más gastaba en las elecciones (en 2005 la UDI gastó US$90.000 por campaña, seguida por el PPD que desembolsó US$70.000). La misma situación documentó para el periodo 2009-2010 un estudio de Claudio Agostini publicado en 2012 (Financiamiento de la política en Chile). Dice Agostini: “Al considerar la magnitud total de las donaciones, la UDI supera fuertemente a todo el resto de los partidos. En particular, en las donaciones reservadas para campañas parlamentarias, en las que la mayoría de los donantes son personas jurídicas, la UDI recibe más del doble de recursos que RN y cuatro veces más que el PDC, que son los partidos que le siguen en magnitud de aportes recibidos”. En su libro Poderoso Caballero el periodista Daniel Matamala constató que esta tendencia se prolongó hasta las últimas elecciones. En 2013, “los 22 candidatos a diputados que recibieron más aportes reservados fueron todos de la Alianza, y 15 de ellos, militantes de la UDI”. Respecto de los senadores, Matamala cita el caso de la senadora Ena Von Baer, la cual, de acuerdo a las cuentas públicas, obtuvo $323 millones en aportes reservados a su campaña mientras que todos sus contendores sumaron apenas $45,5 millones, esto es, siete veces menos (ver ficha de la Región de Los Ríos en especial de CIPER). A lo anterior hay que agregar el dinero recibido por la vía ilegal, donde la UDI aparece nuevamente claramente favorecida. LA ELITE NO APARECE EN LA FOTO Juan Pablo Luna identificó en su investigación estrategias a través de las cuales la UDI transforma los recursos de la elite en voto popular. Primero, el desarrollo de un discurso antipolítico –o “cosista” como se lo llamó durante la candidatura de Joaquín Lavín en 2000–, que transmite la idea de que ese partido se preocupa de los problemas reales de las personas y no de las peleas políticas. Ese discurso, “hace que las personas no vean que la política está detrás de muchas circunstancias que determinan como transcurre su vida”, dice Luna. El discurso antipolítica ayudó a la UDI a conseguir algo muy importante: poner un velo sobre el vínculo ideológico que tiene con la elite empresarial. Ese velo era parte central del diseño de Jaime Guzmán, según se lo dijo a Luna el ya citado dirigente nacional de la UDI: Foto: TVN. “Nosotros les dijimos a nuestros amigos que para representarlos necesitamos más votos en los sectores populares, no en la élite, porque ahí no podemos crecer. Entonces les dijimos que necesitábamos su financiamiento, pero también les dijimos que se abstuvieran de acercarse a nosotros. En las fotos teníamos que aparecer con los pobres, no con ellos. Al principio fue difícil para ellos entender que teníamos que apelar a los pobres, pero ahí es donde hay más votos disponibles. Y uno de los obstáculos que enfrentamos actualmente es que hay menos personas pobres en Chile”. La segunda estrategia que usa la UDI es el clientelismo. Luna argumenta que durante la dictadura la UDI construyó, a través de su participación en el gobierno (particularmente en Odeplan y en las municipalidades), una máquina clientelística usando recursos del Estado. Desde el regreso de la democracia la UDI habría alimentado esa máquina con las donaciones privadas. Su intensivo clientelismo está registrado en declaraciones que recibe el Servicio Electoral (Servel). El ítem “donaciones” muestra que todo el espectro político recurre al regalo para hacerse querido y confiable y así ganar votos: está lleno de tortas para bingos, galvanos para competencias, pelotas para clubes deportivos. Pero, dado su mayor acceso a recursos, la UDI va más allá. Algunos ejemplos tomados de las elecciones municipales de 2012: 1.440 lentes ópticos ($690.000) comprados por la candidata de la UDI a concejal por Recoleta, María Inés Cabrera Squella; 303 tenidas completas, camisetas y shorts ($3.000.000) comprados por el candidato independiente pro UDI Juan Pablo Barros, alcalde de Curacaví; 5.000 latas de bebida ($1.600.000) compradas por Gonzalo Cornejo, candidato a alcalde por Recoleta; $5.100.000 en dos avalúos de un camión y una camioneta pagados como donación por Carlos Ward, candidato a concejal de la UDI en Lo Barnechea; $2.500.000 gastados en una función gratis de circo por el candidato UDI Rodrigo Delgado a la alcaldía de Estación Central; $925.000 en donaciones sin especificar, gastados por la candidata de la UDI a concejal por Las Condes, María Carolina Cotapos. El resultado de la expansión del clientelismo ha causado un gran daño a la democracia chilena. Escribe Luna: “Los políticos exitosos tienden a ser los que regularmente son capaces de pagar las cuentas de los servicios durante el periodo de campaña, ofrecer asistencia médica y legal o distribuir equipos de televisión, cajas de comida, anteojos, equipos fútbol para el club local o la torta que necesita la junta de vecinos para organizar un bingo”. En suma, agrega Luna, los políticos que desarrollan una eficiente red de solución de problemas “disfrutan de una ventaja competitiva sobre los candidatos que no desarrollan ese tipo de contactos”. Coincidente con esto es la entrevista que la diputada María Angélica Cristi (UDI) le dio a Luna para explicarle por qué la UDI tenía más trabajo en una comuna como Peñalolén (sector medio-bajo) que en La Reina (sector medio): “La gente pobre te necesita todo el tiempo. Te necesitan para sobrevivir porque todos sienten las puertas cerradas. Ellos no saben dónde ir, qué cosas hacer… en La Reina nosotros no atraemos la atención de nadie”. Este tipo de vínculo contrasta con el que describe Julio Dittborn, en ese momento diputado de la UDI en el distrito 23 (Las Condes, Lo Barnechea y Vitacura), zonas donde la UDI obtiene su financiamiento: “El 90% de las personas que viven aquí no esperan que yo resuelva problemas específicos de ellos ni que los visite en sus casas. Lo que esperan es que yo represente su opinión en los medios y que vote como ellos votarían si estuvieran en mi sillón”. La secuencia descrita refrenda lo señalado por el dirigente nacional de la UDI a Luna. El partido recolecta dinero en la elite y, a través del clientelismo y el antipoliticismo captura votos en los sectores populares. La fuerza política que construye, la usa en el Congreso para representar las ideas de la elite o, como dice Luna, para “proteger a la elite empresaria preservando el modelo económico legado por el régimen autoritario”. Examinando las votaciones en el Congreso, Luna confirma que la UDI cumple con su tarea. La UDI, más que RN, es la sistemática defensora de las reformas orientadas al mercado “oponiéndose a diferentes paquetes legislativos que podían afectar los intereses de los empresarios o eventualmente redistribuir recursos a los estratos bajos, a través de políticas de alzas de salario mínimo o de regulaciones a los mercados, al trabajo, subsidios a la educación pública, aumentos tributarios para los sectores altos o reformas al sistema de pensiones”. ACTUAR COORDINADAMENTE El escándalo del financiamiento ilegal de la política, que ha golpeado especialmente a la UDI, ha levantado sospechas sobre los verdaderos motivos de parlamentarios de ese partido al momento de votar proyectos de ley y en su trabajo político. Sin negar que es grave el que se pueda vincular el aporte electoral con el envío de información –como se sugiere en los emails de Longueira y Contesse–, la investigación de Luna hace pensar que el actual escándalo, más que revelar algo completamente desconocido, sólo hace más visible un diseño del que ya había bastantes evidencias y que permitía que la UDI y la elite actuaran coordinadamente. Tasha Fairfield (Foto: clas.berkeley.edu) Un ejemplo de esto se encuentra en el reciente libro de la investigadora Tasha Fairfield, donde busca explicar por qué la elite chilena ha logrado pagar menos impuestos que las elites latinoamericanas y de la OECD. Una de las estrategias, dice Fairfield, fue contar con partidos políticos, particularmente la UDI, que representan sus intereses en el Congreso (ver entrevista en CIPER). En su libro, Fairfield entrevista a un alto funcionario de Impuestos Internos quien describe cómo la derecha y los empresarios intentaron frenar la reforma antievasión de 2001: “La derecha y los líderes empresariales son la misma cosa… Y no sabía si debía negociar con el senador líder de la oposición o con el presidente de los empresarios. A veces tenía que negociar con los dos, porque ellos trabajaban juntos. A veces ellos estaban en las mismas reuniones diciendo lo mismo… se coordinaban y eso era público, no era algo escondido”. –La defensa de la elite que hace la UDI y que antes se presumía, se cristalizó en la opinión pública con estas investigaciones sobre financiamiento. Ahora se los ve como un partido que defendió ciertos intereses muy específicamente –dijo Juan Pablo Luna a CIPER. –Dado que la estrategia se ha hecho evidente, ¿sigue siendo la UDI útil para la elite en los términos que lo propuso Jaime Guzmán? –La elite no es ingenua y siempre aporta a todos los partidos. Soquimich muestra claramente eso: la Nueva Mayoría está metida hasta el tuétano también. Por otra parte, creo que la UDI va a seguir teniendo ese vínculo porque no es solo instrumental. La UDI tiene una cercanía con el nuevo empresariado chileno que sale muy fortalecido de la dictadura y que siente que ellos son los que deben defender el modelo. Creo que esos empresarios siguen viendo como algo positivo lo que ha hecho Jovino Novoa. Esta crisis no va a terminar con la estrategia de la UDI. Porque la gente tiene memoria corta, y los candidatos no se promocionan con el nombre del partido. Ningún UDI va a poner a Novoa en su campaña, se va a colgar de alguna figura potente de la derecha y va a competir enfatizando que es servidor del distrito, de la municipalidad, el tipo que soluciona los problemas. A lo más este tema podría ser un asunto que intentaran levantar los adversarios. Pero en la medida en que todos tienen tejado de vidrio, eso se anula. –¿Cree que el financiamiento ilegal a todo el espectro político puede explicar por qué ha costado tanto hacer reformas que afecten a la elite, como subir los impuestos a los más ricos? –No creo que haya una explicación única para eso. En la Nueva Mayoría, por ejemplo, hay personas que a principio de los ‘90 pensaban que una de las claves de la estabilidad política del país era la marcha de la economía y, por lo tanto, tenían y tienen mucho miedo de tocar algo que pueda volverla lenta. No diría que la Concertación o la Nueva Mayoría tiene solo aversión al conflicto (como sugiere Tasha Fairfield en su libro), sino que está extendida la convicción de que la clave del éxito tiene que ver con la estabilidad macroeconómica y con generar condiciones microeconómicas para los empresarios. Creo que hay gente que dice: a mí me gustaría cambiar esto, pero no podemos, porque si no viene el caos. Los mecanismos de conformidad con el modelo probablemente sean múltiples y diversos para distintas personas. FINANCIAMIENTO CENTRALIZADO Muchas de las estrategias que usa la UDI para hacer política son comunes también en el resto de las colectividades. En 2012, junto a Fernando Rosenblatt, Juan Pablo Luna publicó una investigación que indagaba sobre el funcionamiento de los partidos, usando como base más de 50 entrevistas a líderes, militantes de peso y potenciales futuros líderes de todo el espectro político. En ese momento, el escándalo del financiamiento ilegal no había estallado, pero premonitoriamente la investigación se tituló: ¿Notas para una autopsia? Los partidos políticos en el Chile actual. Los antecedentes recogidos llevaron a los autores a concluir que era inminente una crisis del sistema de partidos debido a al alto nivel de desarraigo social y al fuerte descontento frente al liderazgo político. El análisis que desarrolla esta investigación asume que no hay posibilidad de una democracia de calidad si no cuenta con partidos “institucionalmente firmes”, esto es, con partidos que tienen recursos suficientes, debate de ideas y estructuras de gobierno interno que les permitan desplegarse por el territorio y dialogar con la sociedad. Pero los partidos chilenos –dicen Rosenblatt y Luna en su estudio–, no pueden hacer eso porque son extremadamente débiles en tres áreas centrales. Primero, carecen de financiamiento suficiente para hacer actividad política mínima: para formar cuadros, tener sedes regionales y generar proyectos nacionales. Al interior de los partidos la distribución de recursos no es homogénea. Y debido a que los partidos no pueden financiar todas las candidaturas, quienes cuentan con dinero propio o con un mecenas, tienen más posibilidades de ser designados candidatos. “Esto genera un sistema bastante endogámico respecto de quienes logran cargos de elección”, dice Luna. En segundo lugar, sus lazos internos son débiles. La mayor fortaleza de un partido es su visión de la sociedad, la perspectiva desde la que aborda los problemas. Hoy, sin embargo, “no sabemos muy bien dónde están los partidos en términos de temas claves para la sociedad. Hay una suerte de dilución programática”, explica. Esto se debe, por una parte, a la falta de discusión interna; y por otra, a que las elecciones se pueden ganar sin explicitar ideas. De hecho, dada la alta desaprobación que tienen los partidos, los candidatos desarrollan campañas alejadas de sus colectividades y no está claro que las ideas que usen para ganar votos sean consistentes con las que sostienen otros candidatos del mismo partido. Así, lo que un partido piensa sobre un tema es más bien el agregado de lo que los distintos líderes dicen a los medios y a sus electores. Es frecuente que las diferencias sean más profundas entre líderes de un mismo partido que entre dirigentes de distintas colectividades, dice Luna. En tercer lugar, los partidos carecen de control sobre sus parlamentarios y alcaldes. Como los candidatos no dependen financieramente del partido y la marca tampoco les ayuda a ganar votos, la colectividad no tiene cómo disciplinarlos. Peor es la situación cuando los candidatos se hacen con el cargo. Los incumbentes, es decir, los parlamentarios y alcaldes que van a la reelección, plantean el mayor desafío para los partidos y para la democracia. “Los partidos no pueden sacar a un diputado díscolo, porque no tienen cómo asegurar que con otro candidato el partido siga manteniendo el cupo”, dijo Luna a CIPER. En cambio, si el incumbente va a la reelección, es altamente probable que gane. De hecho, la investigación de Luna y Rosenblatt muestra que si estos cuentan con el dinero suficiente nunca son derrotados por los desafiantes, pues el conocimiento y el prestigio que les da el cargo no son fáciles de neutralizar. La investigación analiza 16 casos que buscaron ser reelegidos entre 2004 o 2009: 14 lo lograron. Pero los partidos no solo no los pueden disciplinar, sino que, en muchos casos, su presencia en los distritos depende en términos financieros y organizacionales únicamente de lo que hagan los parlamentarios y alcaldes. Así, los partidos quedan desconectados de la sociedad, incapaces de canalizar demandas sociales que como en casos recientes de movilización social (por ejemplo, el movimiento en Aysén en 2012), los terminan desbordando. La percepción que recogieron Rosenblatt y Luna de los dirigentes entrevistados fue de frustración: “Gran parte plantea un fuerte descontento con el funcionamiento de sus propios partidos, denunciando frecuentemente la presencia de prácticas irregulares, indeseables, y en muchos casos ilegales en las organizaciones que ellos mismos lideran”. El único partido que escapa al crítico estado descrito es la UDI. Su amplio acceso a recursos le permite formar cuadros y tener actividad partidaria en todas las regiones. De hecho, es de las pocas colectividades que, como ocurría antaño, se puede recorrer nacionalmente. Por otra parte, tiene una ideología clara y ejerce un control estricto sobre cómo deben votar sus parlamentarios. –Todos los partidos reciben financiamiento empresarial. La diferencia fundamental es que la UDI centraliza el financiamiento que recibe el partido y lo distribuye con mucha visión estratégica. Apoyan al que está en la línea correcta y al que demuestra trabajo para el colectivo, y pueden sacarle recursos al que se desvía –dijo Luna a CIPER. –¿Ese involucramiento institucional podría explicar por qué la UDI no pudo sancionar a Jovino Novoa a pesar de que fue condenado por delitos tributarios? –No sé por qué han hecho eso. Es una decisión irracional respecto de su posicionamiento en la opinión pública. Y creo que tiene más que ver con el peso de los históricos en la UDI y con el peso político que tienen los involucrados. Pero no sé. OTRA VEZ LA DESIGUALDAD Durante el debate que se generó con el proyecto de ley que intenta limitar la reelección de parlamentarios y alcaldes, se argumentó que los políticos que no pueden buscar la reelección “no tienen incentivos para atender a las demandas o aspiraciones de sus votantes”, como lo constata el Informe Parlamentario Mundial 2012 elaborado por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo. Ese argumento no parece valido en Chile. Si se considera que el ingreso promedio es de $454.031 y el 70% de las personas gana menos de $426.000 (según datos de la Nueva Encuesta Suplementaria de Ingresos de 2013), la teoría dice que los políticos deberían competir por ese 70% de votos promoviendo políticas que produzcan equidad. Pero eso no ocurre, porque debido a los mecanismos descritos por Luna, los elegidos son permanentemente “personajes que están completamente alejados de las necesidades que tiene el votante medio chileno”: “Ellos triunfan porque se juntan con el club del adulto mayor, con el centro de madres, porque consiguen una beca, porque traen obras al distrito. En su campaña el candidato no opera ni verbaliza sus preferencias programáticas. Y así son consistentemente reelectos aunque sus ideas estén muy desconectadas con su electorado. Esa es la clave del sistema”, explica el cientista político. La despolitización creciente de la sociedad chilena se puede ver, entonces, como una reacción al hecho de que todos los partidos se igualan en sus métodos. Y los métodos son lo único que queda pues están vacíos de contenidos. “La gente no ve diferencias entre izquierda y derecha. Y si funcionan como una elite unificada, que sistemáticamente promueve ciertos intereses y anula otros, las personas los perciben como una ‘clase política’ y se preguntan para qué los van a validar con el voto”, explica. En 2014, Luna publicó el libro Segmented representation: political party strategies in unequal democracies (Oxford University Press), en que el que constata que el panorama descrito sigue siendo válido. Allí argumenta que el tipo de relación entre votantes y partidos “contribuye a aislar a los líderes de la sociedad y de sus propias organizaciones”. Algunos de los problemas planteados por Juan Pablo Luna se abordan en la ley sobre fortalecimiento y transparencia de la democracia, aprobada el mes pasado. Por ejemplo, a partir de ahora, se prohíbe efectuar erogaciones o donaciones en dinero o en especies durante el periodo de campaña. No más clientelismo. Sin embargo, la ley no regula el periodo entre campañas y los datos del estudio de Luna indican que es ahí donde los incumbentes aseguran su reelección. Cuando se inicia la campaña ya está todo zanjado, por lo que la vigilancia de las donaciones en la época electoral solo impedirá a los desafiantes ir en su búsqueda. Luna cree que siendo la ley un avance, el problema que tiene el sistema político en Chile no se reduce sólo a temas de financiamiento y gasto. Tiene que ver con cómo reconstituir el vínculo entre los partidos y la sociedad, que está dramáticamente cortado. –Yo soy un escéptico del diseño de políticas públicas en base a la noción de “alinear incentivos” –dice Luna refiriéndose a las propuestas de la Comisión Engel que sirvieron de base a la ley de fortalecimiento a la democracia–. Yo creo que la solución pasa por construir partidos de naturaleza diferente. Varias de las ideas van en el sentido correcto. Pero construir partidos diferentes lleva tiempo y, por otra parte, depende también de dinámicas estructurales y no meramente de incentivos institucionales. Al final, el problema de Chile sigue siendo esencialmente la desigualdad. “Tenemos 25 años de democracia y al menos en términos teóricos se espera que la igualdad política termine generando algún tipo de efecto redistributivo que no se ha visto en Chile”, dijo en una conferencia Luna. Piensa que la constancia de la desigualdad tiene efecto en cómo están funcionando los partidos. Al igual que el economista de la Universidad de Harvard, Ricardo Hausmann (ver entrevista en CIPER), Juan Pablo Luna considera que la elite chilena tiene una responsabilidad muy grande en la crisis del sistema de partidos: –La elite chilena es cerrada, endogámica, son todos primos, amigos, fueron a los mismos colegios. Y eso genera un efecto de burbuja, donde la gente diferente interactúa muy poco. Es muy fácil en Chile vivir segregadamente, sin ver a los diferentes, sin tener de co-apoderado a alguien que no tiene tus estudios, o tiene más o tiene menos. Y lo que hoy vemos en la política es un reflejo de la inequidad, pero sobre todo de la segregación. Porque tú puedes tener sociedades más o menos desiguales, pero donde los diferentes se conocen más, interactúan más. La figura clásica de esto son las escuelas públicas, donde el hijo del bancario esta con el hijo del zapatero y tienen un mismo uniforme que los iguala en el espacio de ciudadanía que es la escuela. En la medida en que no tienes una sociedad que funciona con esas reglas, la segregación escala y se traspasa al sistema político y al sistema económico. Por eso digo que este es un problema más estructural que de diseño institucional. –Esa mirada indica que la solución es muy compleja, porque el problema es circular: para reducir la inequidad se necesitan partidos que empujen eso. Pero los partidos no van a ser capaces de hacerlo mientras no mejore la equidad. –Sí. Los cientistas sociales estamos muy obsesionados por la “no circularidad”, por poder decir “x” causa “y”. Pero creo que tenemos que asumir que nos enfrentamos a este tipo de círculos viciosos y que, por lo tanto, es muy difícil, con un solo diseño de políticas públicas tratar de cambiar problemas que son mucho más complejos. Fuente: http://ciperchile.cl/2016/02/16/crisis-de-la-politica-al-final-el-problema-de-chile-sigue-siendo-esencialmente-la-desigualdad/
  17. Gabriel Boric: "En Chile hay un simulacro de democracia donde las decisiones las toma una elite" El legislador por Magallanes hace un crítico balance de sus dos años en el Congreso, donde, dice, llegarían las leyes "precocinadas" por "poderes fácticos". En marzo del próximo año, Gabriel Boric, diputado de Izquierda Autónoma, cumplirá dos años desde su ingreso al Congreso. Un espacio que al ex presidente de la Fech todavía no le acomoda del todo, pese a reconocerle cierta utilidad política. En esta entrevista, su balance refleja un tono de denuncia. “El Congreso no es lo que parece ser. No es representativo de la diversidad, no es el lugar donde se toman las decisiones que definen el rumbo del país. Desgraciadamente, las decisiones se toman en otros pasillos, donde la democracia no tiene acceso”, sostiene el diputado por Magallanes. ¿Dónde se toman las decisiones a su juicio? Son los poderes fácticos. En las mesas y reuniones con los empresarios, en los debates internos de los partidos y no sometidos al escrutinio público. Más allá de lo que se diga en el discurso oficial, termina siendo una suerte de buzón, en donde llegan leyes precocinadas y a las que es posible echarle un poquito de sazón, pero en ningún caso determinar su contenido y carácter. ¿Podría identificar quiénes protagonizan esos “poderes fácticos”? En instancias como Icare, en citas con lobistas, en las relaciones que tienen los políticos con los empresarios, en reuniones de asesores. Todo el circuito de decisiones no está sometido al escrutinio público. Y eso es un déficit tremendo de la democracia en Chile, habla de su desgaste y revela el profundo abismo que existe entre sociedad y política. A la sociedad le cuesta mucho entrar a los circuitos institucionales que están raptados por una casta que es minoritaria y que no quiere soltar el poder. Eso fue muy patente en la discusión de la ley de partidos políticos, donde los partidos tradicionales han hecho todo lo posible para dificultar la entrada de nuevas fuerzas al escenario político institucional. Entonces, ¿hay una debilidad de la democracia? En Chile hay un simulacro de democracia, donde las decisiones las toma una pequeña elite, que además es muy endogámica. Tiene las características de ser santiaguina, rica y machista. Y eso genera una suerte de protección donde no se escucha lo que pasa afuera. Si uno ve las reacciones que han tenido los actores institucionales frente a los casos de corrupción, han sido súper erráticas. El mismo Congreso no capta lo que pasa afuera. Ejemplo de ello es que el PS defiende a Fulvio Rossi, la UDI defendiende a Jovino Novoa y se igualan en eso, dos partidos que vienen de tradiciones muy diferentes. ¿Se puede acercar la sociedad al Congreso utilizando sus espacios? Se supone, por ejemplo, que los parlamentarios se acercan a la gente en sus semanas distritales. La semana distrital se transforma en una suerte de momento de clientelismo. Y si bien reconozco que hay parlamentarios que hacen un trabajo real, hay muchos que se dedican sólo al asistencialismo, que era lo que hacía Fulvio Rossi en Iquique, con su casa de acogida que tenía pagada por las mineras. Se requieren nuevas alternativas políticas y dar por superado el bicoalicionismo de derecha y Nueva Mayoría. Es el desafío de Izquierda Autónoma, Revolución Democrática, entre otras fuerzas políticas que no están representadas en el Congreso. A las comisiones del Congreso van invitados de la sociedad civil a exponer sus argumentos. ¿Tampoco vale eso? Pese a las excepciones, muchas de las instancias de participación que hay acá terminan siendo para la foto, para dejar tranquilo a las personas que vienen. Por ejemplo, he visto a muchos parlamentarios de la Nueva Mayoría que estaban de acuerdo con lo que exponía la gente que iba a la Comisión de Trabajo por la reforma laboral y al final votaban en bloque. El Congreso suele emitir proyectos de acuerdo sobre diversos temas ¿Sirven? Hay muchos diputados que apenas pasa algo, presentan un proyecto de ley. Esa cuestión es para la foto, porque los proyectos que se aprueban son muy pocos. Se utilizan de manera muy grosera para decir ‘nosotros presentamos esto’, cuando saben que no hacen nada porque se apruebe, eso sí que es para la galería. He visto muy pocos proyectos de acuerdo que tengan una utilidad concreta. Otro fenómeno son los perfeccionamientos que hace el Senado a los proyectos que aprueba la Cámara. Hay que pensar si tiene sentido esta bicameralidad en donde el Senado se atribuye un rol de consejo de sabios que no lo tiene. Uno ve que ahí están los senadores Iván Moreira (UDI), Jaime Orpis (UDI) Ena von Baer (UDI) y Fulvio Rossi (PS), que están igual de comprados por el empresariado. Se atribuyen una función revisora o de madurez que no tienen. En el Senado se producen los mismos vicios que en la Cámara, lo que pasa es que se dan más ínfulas, tienen un divismo mayor. Así las cosas, ¿cree que ha sido útil su paso por la Cámara? Sin lugar a dudas. Ha sido útil desde una perspectiva de aprendizaje, de conocer in situ los límites de la democracia chilena y los vicios de la misma, pero también el tener la posiblidad de traer intereses sociales no representados en la política al Parlamento. Ha servido como una plataforma para dar cuenta de esta crisis. El discurso general es bastante autocomplaciente y es bueno que hayan voces críticas adentro. Y yo estoy hablando desde la política, me interesa hacer política, por tanto no me siento un outsider hablando de esto. Lo hago sin pasarme el rollo, con humildad. ¿Y piensa repostularse? Es muy pronto para decirlo, pero para eso hay que analizar tres factores: tener una buena evaluación en Magallanes, que Izquierda Autónoma tenga fuerza a nivel nacional y tiene que ser por la región de Magallanes. Soy de ahí y no estoy disponible para hacer turismo político. www.latercera.com
  18. Película chilena inspirada en el caso de Martín Larraín participará en Festival Sundance La producción desnuda la realidad del sistema de justicia chileno y cuenta con las actuaciones de Agustín Silva, Daniel Muñoz, Luis Gnecco, Alejandro Goic y Paulina García, entre otros.  CultPOP3 de diciembre, 2015 Autor: El Dínamo La cinta “Aquí no ha pasado nada” del chileno Alejandro Fernández participará de la sección World Cinema del próximo Festival de Cine de Sundance, que se celebrará en enero de 2016. La película, inspirada en el caso de Martín Larraín, hijo del ex senador Carlos Larraín y quien dio muerte a Hernán Canales tras atropellarlo y darse a la fuga en Curanipe, mostrará la realidad del sistema de justicia chileno. La producción cuenta con las actuaciones de Agustín Silva, Daniel Muñoz, Luis Gnecco, Alejandro Goic y Paulina García. Esta será la segunda participación de Fernández en el conocido festival independiente, ya que en 2014 se quedó con el Gran Premio del Jurado por “Matar a un hombre”. Fuente: http://www.eldinamo.cl/cultpop/2015/12/03/pelicula-martin-larrain-festival-sundance-aqui-no-ha-pasado-nada/
  19. CONCENTRACIÓN DE LA ECONOMÍA Y ELITES EMPRESARIALES: Las redes de directores de las grandes empresas de Chile Por : Julián Cárdenas y César Guzmán-Concha en Opinión Publicado: 03.12.2015 Dos investigadores expertos en análisis de redes estudiaron los directorios empresas chilenas para determinar el nivel de concentración de la elite empresarial. En un grupo de 50 grandes empresas, 40 de ellas comparten directores y conforman una red cohesionada en que el grupo Luksic ocupa en rol central. Esto da cuenta da una pauta endogámica de reclutamiento de directores, a diferencia de lo que ocurre con las empresas extranjeras que actúan en el país. Se aleja también del ideal de una economía realmente competitiva, donde las empresas actúan de manera completamente independiente. Los casos recientes de colusión en el mercado del papel higiénico, las farmacias y los pollos, sumados a escándalos como el del caso Cascadas, y la reciente difusión de noticias sobre el costo de la vida en Chile comparado con el de los países desarrollados, plantean directamente la cuestión sobre si la concentración es un rasgo estructural de la economía nacional, hasta qué punto puede afirmarse que estamos en presencia de mercados oligopólicos, y en qué medida las tendencias hacia la cartelización se han generalizado. Algunos economistas y sociólogos han sostenido que un rasgo distintivo de la economía chilena es su alto grado de concentración, y el propio fiscal nacional económico, Felipe Irarrázabal, ha reconocido “que existe una tendencia natural a que las empresas se cartelicen o abusen”. En este artículo intentamos aproximarnos a este debate desde una perspectiva empírica, y lo hacemos a través del análisis de las redes dedirectivos de las grandes empresas. Las redes que se crean al compartir consejos de administración o directorios ofrecen un mapa de la organización del poder económico y una forma de analizar las posibilidades de coordinación y “cooperación” empresarial. Cuando las empresas comparten directivos o consejeros se crean redes empresariales (o corporativas). Este fenómeno, conocido como interlocking directorates, sirve para evaluar la cohesión y concentración del poder, a la vez que permite identificar las empresas y directores líderes en la red. A partir de los datos de la Superintendencia de Valores y Seguros (www.svs.cl) y de los informes anuales de las empresas para el año 2014, realizamos un análisis de los consejos de administración de las 50 mayores empresas de Chile (las 40 mayores empresas según ventas y los 10 mayores bancos según activos), con el fin de identificar aquellos directores que pertenecen a varias empresas simultáneamente. Los directores “pluriempleados” son clave en la conexión de la elite empresarial y adquieren poder relacional. Mediante el análisis de las redes de directores de las grandes empresas, observamos el nivel de cohesión de las elites económicas e identificamos a las empresas y directores centrales. Si las empresas y sus directores están más relacionados, entonces se incrementan las posibilidades de concentración y cartelización de la economía, ya que coordinarse es más fácil y se comparten espacios comunes. En cambio, menos relaciones entre empresas y directores supone un escenario de des-concentración, más competencia y autonomía de las empresas, pues, entre otras cosas, los costos de alinear sus decisiones se incrementan. ¿Están cohesionadas las mayores empresas chilenas a través de sus directores? En total, 40 de las 50 mayores empresas de Chile están conectadas entre sí por compartir directores, y 36 de éstas forman un componente unido, es decir, una red conectada. Algunas de estas empresas son más centrales, ya sea por el número de directores que comparten (indicador de grado) o porque ocupan una posición clave en la red y conectan a otras empresas (indicador de intermediación). Esto se puede visualizar con claridad en la imagen adjunta, donde las conexiones (líneas) entre empresas (nodos) indican que se comparten directores (ver imagen). Por ejemplo, las empresas Antofagasta PLC, propiedad del grupo Luksic, y Colbún, empresa controlada por el grupo Matte, están conectadas por Vivianne Blanlot. Blanlot, militante PPD, es ex directora de la CONAMA durante el gobierno de E. Frei Ruiz-Tagle, ex secretaria ejecutiva de la Comisión Nacional de Energía (CNE) al principio del gobierno de Lagos, y ex ministra de Defensa del primer gobierno de Michelle Bachelet. En 2011 fue nominada integrante del consejo directivo del Consejo para la Transparencia, y en 2014 asumió la presidencia de dicho organismo. En 2012 se integró a Colbún, mientras que en 2014 ingresa como directora a Antofagasta PLC. Seguramente el pasado político de Vivianne Blanlot la convierte en un activo valioso que las grandes empresas quieren tener en su directorio. ¿Cuáles son las empresas centrales (líderes) en la red? Las empresas que tienen varios directores compartidos y por tanto más conexiones (grado) tienen más capacidad de comunicación e influencia al tener diversas fuentes de información, acceso a recursos como capital financiero o contactos políticos, y oportunidades de intervenir más allá de su empresa. Esto les permite alinear el comportamiento de diversas empresas en el mercado, incrementa la posibilidad de actuar como cartel sin grandes dificultades, ya que reduce las resistencias de las empresas que eventualmente podrían negarse, y aumenta la capacidad de emprender acciones colectivas en defensa de sus intereses, por ejemplo ante el gobierno o la autoridad reguladora. Empresas más conectadas entre sí (cantidad de enlaces con otras empresas por compartir directores) Las empresas más conectadas entre sí son Antofagasta PLC y Cía. Sudamericana de Vapores (ambas controladas por la familia Luksic) con 8 conexiones, seguidas de Agrosuper (familia Vial), Soquimich (Ponce Lerou), Cía. Cervecerías Unidas (familia Luksic), Colbún (grupo Matte) y Entel (familia Matte, Fernández León y Hurtado Vicuña) con 6 enlaces cada una. De las 50 más grandes, 10 empresas no están conectadas entre sí a través de directores. La mayoría de las empresas sin enlaces directivos son corporaciones de capital accionarial extranjero, como Banco BBVA, Telefónica, Banco Internacional, Enersis, y su subsidiaria Chilectra, Minera Escondida, Fasa o Masisa. Esto sugiere que las elites de las empresas extranjeras que operan en Chile no pertenecen al círculo de poder central, conformando una elite separada. Indicador de intermediación (número de veces que la empresa es conectora contabilizando todos los posibles caminos de conexión entre todas las empresas) Otra forma de medir la centralidad es a través de la intermediación. El indicador de intermediación en el análisis de redes indica las veces que un actor actúa de conector entre otros actores. Cuantas más veces haga de conector, más poder acumula en términos de dependencia y conexión. Por ejemplo, la empresa Antofagasta PLC es intermediadora 148 veces, lo cual indica que se encuentra en una posición clave en los caminos de conexión entre las empresas. Los actores claves en la red empresarial chilena porque ejercen funciones de intermediación, y por tanto son imprescindibles en la cohesión general, son: Antofagasta PLC y Cía. Sudamericana de Vapores (ambas del grupo Luksic), Colbún (grupo Matte), Soquimich (Ponce Lerou), Mall Plaza (controlada por la familia Solari), Banco de Chile (familia Luksic) y Celulosa Arauco y Constitución (familia Angelini). Con pocas diferencias, casi los mismos actores mencionados antes. El indicador de intermediación indica la cantidad de veces que una empresa actúa de conectora teniendo en cuenta los posibles caminos de conexión entre todas las empresas. Por ejemplo, si 5 empresas solo pueden conectarse entre sí solo a través de la empresa X, esta empresa X actúa de conectora 10 veces, que resulta de calcular 5*(5-1)/2. ¿Quiénes son los directores más centrales? Los directores que pertenecen a más empresas son: Andrónico Luksic, que se sienta en 5 consejos de administración de las 50 mayores empresas chilenas, Gonzalo Menéndez (4) y Luis Felipe Gazitúa Achondo (4). Menéndez, además de sentarse en otros consejos de empresas del grupo Luksic, también se desempeña como vicepresidente de la Fundación Andrónico Luksic A., lo que revela su lealtad a ese grupo económico. Gazitúa, en cambio, se alinea con el grupo Matte. En el caso de Bernardo Matte, con asiento en tres empresas, Poderopedia nos recuerda que “fue cuestionado por la Fiscalía Nacional Económica (FNE) en 2012 por integrar las mesas directivas de las empresas forestales y de celulosa de su propiedad, y simultáneamente la de Empresas Copec del Grupo Angelini, que controla a Celulosa Arauco, que son su competencia directa. Según la FNE, los cuestionamientos surgieron tras recibir una denuncia de carácter reservado por eventual colusión entre estos dos conglomerados nacionales”. La FNE constató una “alta concentración del mercado entre ambas empresas” pero no determinó la existencia de colusión, con lo que el caso fue desestimado. Sin embargo, la FNE admitió la existencia de un vacío legal al respecto. En efecto, los interlocking directorates han sido tradicionalmente una cuestión sensible si se observa la experiencia de otros países. En Estados Unidos, hace más de 100 años se prohibieron los interlocking entre empresas del mismo sector con la Clayton Act, mientras que en Alemania los interlocking fueron promovidos. Esto da cuenta de dos paradigmas opuestos de cómo organizar la economía. Los directores no sólo acumulan poder al ocupar simultáneamente varios asientos del consejo de administración en diversas empresas. También lo hacen por sus lazos de pertenencia a otras instituciones, actores o espacios de influencia. En realidad, los directores no son personas especializadas en un mercado o sector en particular, y tampoco son necesariamente expertos. Se trata de personas con poder, contactos, visión y estrategia. Pero algunos destacan más que otros en ese rubro. En el grupo de directores con asientos en varias empresas, destaca un núcleo significativo con vínculos con partidos de derecha, el régimen militar y otras instituciones del ámbito más conservador del país. En efecto, algunos directores tienen o tuvieron vínculos con la UDI (Hernán Büchi, Juan Antonio Guzmán) y otros ocuparon cargos de gobierno durante el régimen militar (Vittorio Corbo fue asesor del Ministerio de Hacienda, el mismo Büchi, Guzmán). Por su parte, Juan Claro, Jean Paul Luksic, y Carlo Solari son miembros consejeros del Centro de Estudios Públicos, el que es presidido por el hoy cuestionado líder de la CMPC Eliodoro Matte. Otros directores se han vinculado a las universidades privadas: Canio Corbo pertenece a la junta directiva de la Universidad de los Andes, Hernán Büchi a la de la Universidad del Desarrollo y Juan Antonio Guzmán a la de la Universidad Andrés Bello (éstas dos últimas incluidas en la investigación por lucro de la cámara de diputados dirigida por el fiscal Carlos Gajardo). Dentro de esta red de las 50 más grandes es posible identificar con nitidez un círculo central donde destaca el papel conector y articulador del grupo Luksic. El análisis de las redes de directores y empresas muestra que los Luksic acumulan gran poder en términos de centralidad en la red de las grandes empresas, además de capital social, activos y riqueza. En efecto, Iris Fontbona, viuda de Andrónico Luksic Abaroa, aparece como la cabeza de la familia Luksic en el puesto 82 del ranking mundial 2015 de Forbes, liderando a los multimillonarios chilenos. Le sigue Horst Paulmann, en el puesto 369 del mundo y unos activos de US$ 4,4 mil millones, una tercera parte de los US$ 13,5 mil millones que amasan los Luksic. Las 40 empresas que, como vimos, comparten directores, conforman una red muy cohesionada, en la que los Luksic tienen más centralidad que todo el resto. Esto es así porque tienen más directores en otras empresas, y porque sus empresas, a su vez, conectan a más empresas de entre las 50 más grandes. Lo anterior permite identificar una pauta endogámica de reclutamiento de directores: las grandes empresas reclutan directores que pertenecen a otras grandes empresas. Éstas prefieren actuar sobre seguro en lo que se refiere a sus consejos de administración, arriesgan poco con miembros que no posean el capital social preferido por la red: contactos y experiencia en su propio círculo. Del mismo modo, se observa que las grandes empresas son poco permeables, con una clara división entre las empresas controladas por los grupos chilenos y las empresas de propiedad mayoritaria extranjera. La cohesión del poder económico en Chile tiene una nítida base nacional, aunque las inversiones en el exterior, particularmente en Sudamérica, sugieran una tendencia hacia la internacionalización que se inicia en la década de los 90. Pero la elite del poder económico presenta una morfología más bien cerrada (más del 90% son hombres), lo que revela una preferencia por el control y también un modo para reforzar su capacidad de influencia política. Del mismo modo, se observa un claro sesgo ideológico en un grupo significativo de consejeros, el que cultiva relaciones con instituciones educativas, centros de pensamiento y partidos de corte más bien conservador. El grupo de consejeros con esas características ejerce un rol que podríamos llamar de soft-politics o política blanda. El pre-requisito de mercados genuinamente competitivos es la existencia de empresas independientes, cuyas decisiones estratégicas son adoptadas en forma autónoma. En Chile, el análisis de la red de directores de las empresas más grandes revela una alta capacidad de alineación de intereses. Hay una relación entre las características de las elites empresariales del más alto nivel y su capacidad de concentración y captura del sistema económico. La alta cohesión de esa red, con centro en el grupo Luksic, muestra que concentración y/o cartelización de la economía podrían bien considerarse rasgos estructurantes del sistema. La cohesión de las elites empresariales chilenas a través de sus redes ayuda a entender y no sorprendernos por los comunes escándalos de colusión, corrupción, excesiva concentración del ingreso y escasa renovación de las elites. Fuente: http://ciperchile.cl/2015/12/03/las-redes-de-directores-de-las-grandes-empresas-de-chile/
  20. Movimiento es contra “delincuentes de cuello y corbata”, aseguran sus convocantes Con cacerolazo en todo Chile este viernes 13 organizaciones sociales protestan contra la colusión Senador Navarro espera que se sumen sus colegas. “La colusión se metió en el baño de la gente”, asegura. Presidente de RN está de acuerdo con que la ciudadanía se exprese contra los abusos. Conadecus sospecha que también habría colusión en el mercado del gas licuado. Patricio Araya Hoy 09:11 Para este viernes 13 de noviembre, a contar de las 21 horas, diversas organizaciones de consumidores de todo el país, encabezadas por Conadecus y Adecon Biobío, en conjunto con el senador Alejandro Navarro, manifestarán su molestia frente a los últimos casos de colusión conocidos –como el montado por las empresas controladoras del 90 por ciento del mercado del papel higiénico–, y que han afectado de manera inusitada tanto la confianza y como el bolsillo de millones de consumidores durante la última década. La actividad partió en la región del Biobío y pretende alcanzar todo el territorio nacional. Cerca de las 10 y media de esta mañana en la esquina de los Paseos Huérfanos y Ahumada, en pleno centro de la capital, el presidente de Conadecus, Hernán Calderón, entregará detalles de la convocatoria, que según sostuvo, “es contra los delincuentes de cuello y corbata”. Calderón también asegura estar convencido de la existencia de otro caso de colusión, y que de comprobarse, provocará un fuerte golpe a la economía de los hogares de ingresos medios y más vulnerables. “En una investigación realizada en Perú se detectó un caso de colusión que involucra a cinco empresas que participan del mercado local. Una de ellas es la chilena Lipigas. Sin duda estamos frente a un problema producido por una industria que tiene una integración vertical y transversal, por lo que en Chile debiese ser investigado el mercado del gas licuado, donde hay tres actores: Lipigas, Gasco y Abastible… Algo huele mal en la cocina de los chilenos”, reflexionó el presidente de Conadecus, en entrevista con El Ciudadano. En la misma línea, el senador y presidente del Movimiento Amplio Social (MAS), Alejandro Navarro, dio a conocer su decisión de sumarse a la iniciativa popular bajo la convicción de que se trata de “un cacerolazo contra la colusión y los delincuentes de cuello y corbata”, en clara alusión a los propietarios y ejecutivos de las empresas involucradas en el bullado caso del papel higiénico. Navarro dijo que la convocatoria es para este viernes 13 de noviembre. “Estamos llamando a que la gente concurra a las plazas, que ponga en su equipo de música un cacerolazo virtual; se han creado más de 100 tipos de caceroleos distintos, ringtones para los teléfonos. Se trata de una acción colectiva para denunciar la impunidad, la indignación de la ciudadanía”. El legislador del MAS reiteró que “es un cacerolazo contra los delincuentes de cuello y corbata a lo largo de todo Chile. Ya lo estamos trabajando en la región del Biobío. Es necesario que la gente se desahogue porque tiene mucha rabia contenida, y que lo haga a través de un mecanismo que efectivamente posibilita una protesta masiva en contra de los coludidos”. Del mismo modo, Navarro dijo que espera que los partidos políticos y los parlamentarios se sumen a este movimiento ciudadano. En tal sentido, relató que ya ha recibido el apoyo de algunos alcaldes. “Me llamó el alcalde de Penco y Cristián Tapia de Vallenar para decirme que son parte de la convocatoria, lo importante es que es una convocatoria ciudadana; le he pedido a varios diputados y senadores que se hagan parte, la gente siente que hay demasiada pasividad, que los tribunales de Justicia y el Ministerio Público (no actúan); todos sabemos cómo termina esto, con clases de ética, con tareas ciudadanas. Siento que el cacerolazo puede contribuir a darles una señal a los empresarios, que este es un tema que le ha dolido a la gente. La colusión se metió en el baño de la gente, por lo que llega un momento donde hay que decir ‘basta ya’, a propósito de las palabras de (Jorge) Burgos”. (La alusión se enmarca en las declaraciones del ministro del Interior en referencia al propio Navarro, a quien considera más cercano a las opiniones del gobierno boliviano que al chileno, por su oposición contraria a un ejercicio militar fronterizo. Burgos sostuvo respecto a Navarro: “Basta ya. Todo se pone en tela de juicio”). “Basta ya de coludidos”, puntualizó Alejandro Navarro, parafraseando al ministro del Interior. Y agregó: “Todas estas investigaciones, como la del papel confort, surgen en Perú y en Colombia, no han sido investigaciones nuestras, lo que nos obliga a revisar en todas las áreas donde hay posibilidades de colusión, como la de los detergentes, que terminó con un avenimiento, es decir, la Fiscalía investigó y luego puso de acuerdo a las partes, excluyendo toda posibilidad de resarcimiento a los consumidores; hemos pedido que se retome la investigación por la colusión y la concertación de precios en materia de detergentes, donde al igual que en del confort, se concentra todo en dos empresas que tienen el 95 por ciento de todo el mercado”, concluyó Navarro. Gabriel Boric: “Mientras no cambiemos el modelo, esto va a continuar” “Me parece totalmente legítimo que la ciudadanía se organice contra los casos de colusión, corrupción y colonización del mundo empresarial hacia la política que hemos visto últimamente, y que eso se exprese públicamente; acá no basta solo con sanciones legales, también tiene que haber una elevación del estándar de la ciudadanía hacia nosotros los políticos y los empresarios para que este tipo de turbiedades no se repitan, por lo que me parece muy bien que la gente se organice. No obstante, Boric se manifestó cauto respecto al término del actual estado de corrupción que vive el país. “Yo pienso que a esto se le puede poner un atajo, pero creo que esto está íntimamente vinculado con el modelo de desarrollo económico que se vive en Chile, donde el gran empresariado, que son unos pocos chilenos, tiene el control e influencia sobre decisiones públicas, por lo que mientras no cambiemos ese modelo, esto va seguir así”, explicó. El cacerolazo ‘opositor’: Apoyo y empatía La acérrima adversaria política del senador Alejandro Navarro, la también senadora por la región del Biobío, Jaqueline Van Rysselberghe, no obstante sus diferencias con su colega, dijo estar de acuerdo con la molestia de los consumidores, y aunque reconoció no acostumbrar a participar en manifestaciones ciudadanas, sostuvo que “a cualquier persona le irrita profundamente el abuso que se produce, no solo por parte de las grandes empresas, sino (también) por parte de cualquiera”. Van Rysselberghe explicó que independiente del apoyo del senador Navarro al cacerolazo convocado para las 21 horas de este viernes 13, ella como afectada también le brinda su respaldo al movimiento social. “Creo que es bueno que la ciudadanía lo haga”. Respecto a si ella concurriría con su cacerola, la senadora sostuvo: “Yo no voy nunca a una manifestación”. Del mismo modo, dijo no preocuparle una eventual mala apreciación de sus electores por su ausencia en esta oportunidad. “No creo que lo hagan porque yo no voy nunca a una manifestación”. En tanto, consultado por este medio, el presidente de Renovación Nacional, diputado Cristián Monckeberg, sostuvo a nombre de su partido: “La colusión es un abuso. En Renovación Nacional nos gusta el emprendimiento, nos gusta la competencia, que a la gente le vaya bien emprendiendo negocios, porque la competencia es buena. Lo que no nos gusta es que se vulneren nomas que perjudiquen a los ciudadanos y que ocurra lo que estamos viendo, y que además queden impunes. Por eso creo que se avanzó bien en una delación compensada y en multas, pero faltaban delitos y sanciones reales”. El diputado que representa a Las Condes, Barnechea y Vitacura, afirmó que la Cámara acaba de despachar de la comisión de Constitución un proyecto de ley que aumenta las penas en casos de colusión. Respecto al cacerolazo del viernes 13, Monckeberg reconoció el valor de las organizaciones sociales. “Las movilizaciones ciudadanas en repudio (a la colusión) y en apoyo a una legislación más estricta, me parecen súper razonables, muy bueno, prudente, y eso ayuda a que cuando los parlamentarios estén legislando en temas como éstos, sientan que estas cosas molestan e indignan a mucha gente”. Monckeberg dijo que comparte el gesto simbólico de tocar cacerolas en señal de protesta frente a la colusión. “Lo comparto. Es una molestia enraizada: los abusos cansan; tenemos que generar la mayor cantidad de limitaciones, sanciones, regulaciones para que este tipo de cosas ocurran la menor cantidad de veces posibles, y si ocurren, que las sancione sean estrictas”, al tiempo que descartó que tras esta movilización se busquen réditos políticos. “Aquí hay una molestia transversal, y me incluyo”, puntualizó. Patricio Araya El Ciudadano Fuente: http://www.elciudadano.cl/2015/11/11/230391/con-caceerolazo-en-todo-chile-este-viernes-13-organizaciones-sociales-protestan-contra-la-colusion/
  21. La frase cota mil que lanzó el rector de la U. Adolfo Ibáñez en encendido debate con el cura Berríos The Clinic Online 27 Octubre, 2015 Las redes sociales se reventaron con las palabras de Andrés Benítez Un encendido debate protagonizaron el rector de la Universidad Adolfo Ibáñez, Andrés Benítez, y el cura jesuita Felipe Berríos, en una de las tres mesas que se organizaron en torno al seminario por los 20 años de las radios Duna y Zero. El intercambio de opiniones se centró en temas como pobreza, desigualdad y educación. Mientras Berríos lanzaba opiniones del tipo “nos han metido en la cabeza que todo es meritocracia” y “la elite chilena se alimenta de lo que lee en El Mercurio, pero el país es más que eso”, Benítez pronunció unas palabras que no pasaron inadvertidas para nadie y que elevaron la discusión a la categoría de Tendencia en Twitter. “Yo obligo a mis alumnos una vez al año a bajar a Peñalolén a trabajos sociales”, profirió el habitual columnista del diario La Tercera. Si trató de hacer una referencia geográfica o no (la mencionada Casa de Estudios tiene una sede en la precordillera de Peñalolén) quedará para la posteridad, el asunto es que las reacciones no se dejaron esperar. Radio Zero @radiozero977 "Yo obligo a mis alumnos una vez al año a bajar a Peñalolén a trabajos sociales", Andrés Benítez #DunaZero20 pic.twitter.com/8b6od9N6bv [email protected] @dpo83 @radiozero977 bajan a peñalolen, que está al lado de la cordillera... desde donde bajan? digo yo... desde el olimpo? 11:25 - 27 oct 2015 Marcos Cordero @edu_mcorder @radiozero977 Escuchar a Benítez explica toda la inequidad de este país. 10:43 - 27 oct 2015 Marcelo Prado @MarceloPradoSz @radiozero977 Turismo social 11:06 - 27 oct 2015 Marcelo Prado @MarceloPradoSz @SamantaFischer @radiozero977 gil, ven a los pobres como animales de circo o mascotas 11:09 - 27 oct 2015 AMAS @nomastonteras @radiozero977 "Bajar" a Peñalolén, descender del reino de los cielos hasta los plebeyos simples mortales,sacrificar su aire puro,¡oh cielos! 11:25 - 27 oct 2015 Fuente: http://www.theclinic.cl/2015/10/27/la-frase-cota-mil-que-lanzo-el-rector-de-la-u-adolfo-ibanez-en-encendido-debate-con-el-cura-berrios/
  22. Entre los Matte, Paulmann, Salas y Von Appen Bachelet en el CEP: Historial de los empresarios a los que visitó la mandataria Pinochetismo, abusos laborales, fraude al Fisco, impulso de proyectos cuestionados medioambientalmente y hasta intervenciones en favor de abusadores sexuales acompañan a los que roncan en la élite chilena. El Ciudadano Hoy 17:10 Hoy la Presidenta Michelle Bachelet fue recibida en el Centro de Estudios Públicos (CEP) por un centenar de empresarios, con motivo de los 35 años de esta institución. El encuentro no es inocuo. La mandataria no se da el tiempo de escuchar ni exponer ante organizaciones sociales o de trabajadores. Su visita es un gesto político importante hacia la élite empresarial del país que la ha cuestionado majaderamente por las reformas impulsadas por su gobierno. Sin embargo, no es inofensiva tampoco en términos de lo que representan algunos de los empresarios que la recibieron y cuyo cuestionado actuar se legitima cada vez que la mandataria asiste a rendirles cuentas. Acá revisamos el historial de algunos a los que se dirigió Bachelet en este encuentro, del que se ausentaron Andrónico Luksic y Roberto Angelini. Eliodoro y Bernardo Matte Eliodoro Matte Dueños de la empresa generadora de electricidad, Colbún, la que junto a Endesa ha intentado llevar adelante el cuestionado proyecto HidroAysén. Herederos de un grupo económico que surgió al alero de la llamada “Papelera” –a través de la cual levantaron una férrea oposición al gobierno de Salvador Allende-, también han sido protagonistas de conflictos territoriales y medioambientales con comunidades mapuche por la acción de su forestal CMPC Celulosa. Conocido es el rol que cumplió principalmente Eliodoro Matte en las maniobras para ayudar al sacerdote Fernando Karadima cuando se dieron a conocer los abusos sexuales que cometió al interior de la Iglesia El Bosque. De hecho, Matte llegó a reunirse con el Fiscal Nacional Sabas Chahuán para influir en favor del religioso y fue uno de los 7 empresarios que pagaron la defensa del abusador. Pero no solo con Karadima tiene una estrecha relación Eliodoro, sino que también con el cura John O’Reilly -perteneciente a los Legionarios de Cristo-, condenado por la justicia también por abuso sexual en contra de menores. Fue en medio de esta causa que Matte pidió permiso para que se le levantara su arresto domiciliario para pasar dos semanas juntos en su fundo de Los Ángeles. Alberto Salas “El financiamiento ilegal de la política por parte de privados tiene su contraparte en los préstamos que el Estado le da a empresas que nunca son pagados”, dice un reciente reportaje de CIPER Chile. En él se cuenta que Alberto Salas, actual presidente del gremio empresarial (CPC), era director de la Enami cuando se otorgó un crédito de US$1 millón a la minera de su entonces suegro y de cuyo holding era gerente. “Dos meses después la minera cerró faenas. Nunca se pagó la deuda”, agrega el artículo. Cuando Salas asumió en la CPC, el ex vicepresidente de la ENAMI entre 1997 y 2000, Patricio Artiagoitia, escribió en su cuenta de Twitter: “Pedirle un crédito a la empresa del Estado de la que eres director y no pagarlo nunca, debe ser uno de los atributos de A. Salas para CPC”. Wolf von Apenn En 2006, en el contexto de la investigación del senado norteamericano por las cuentas secretas que mantenía en el Banco Riggs el dictador Augusto Pinochet, se inició en Chile una investigación por malversación de fondos públicos y el Ministro Carlos Cerda encargó periciar a la Fundación Pinochet: 113 empresarios hicieron donaciones entre 1996 y 2004 a esa entidad, aumentando considerablemnte su patrimonio. Tanto Wolf como su hermano Sven aparecían donando fondos para la fundación que se encarga de mantener el legado del dictador. Wolf es integrante del directorio de SQM desde 2008, empresa investigada por financiamiento ilegal a campañas políticas. Según publica elmostrador.cl, Von Appen “no ha escatimado esfuerzos en intentar y, en algunos casos, concretar contactos con altos funcionarios del Ejecutivo para tratar de detener la avanzada de Corfo dirigida a terminar con el contrato de concesión con SQM en el Salar de Atacama”, lejos el conflicto más importante que enfrenta Corfo en estos momentos. A raíz de la investigación por el caso de las Sociedades Cascadas (SQM) Wolf Von Appen tuvo que declarar en 2013 a la PDI. Como dueños del Grupo Ultramar han debido enfrentar paros en sus puertos de Valparaíso y Mejillones, por las exigencias de sus trabajadores de mejores condiciones laborales. Además, junto al grupo Angelini son los responsables del proyecto de minería de carbón que en conjunto desarrollan en Magallanes a través de Minera Isla Riesco, el que ha sido fuertemente rechazado por la ciudadanía por los impactos en el ecosistema, patrimonio natural, cultural y productivo que ocasionarán en el lugar. Horst Paulmann En 2011 un grupo de diputados propuso revocar la nacionalización concedida por gracia al empresario Horst Paulmann el 2006, argumentando que su aporte al desarrollo económico al país “se aleja profundamente de un sincero interés por el beneficio de la sociedad chilena”. Junto a ello consideraron “graves vulneraciones a los derechos humanos de sus trabajadores”, entre ellos una acusación por parte de trabajadores de Santa Isabel, quienes aseguraron tener que usar pañales durante su jornada laboral. El 2013 cuatro ejecutivos del holding de Horst Paulmann, Cencosud, fueron formalizados por contrabando y fraude al Fisco, tras internar a Chile camiones con mercadería proveniente desde Argentina rotuladas como “ayuda humanitaria” luego del terremoto del 27F. Es decir, ingresaron sin pagar impuestos y fueron vendidos posteriormente a la Onemi, según acusó el Consejo de Defensa del Estado. El empresario volvió a ser fuertemente cuestionado en abril de 2014, tras ofrecer créditos y avances en efectivo a 15 cuotas sin interés a los damnificados por el incendio en Valparaíso, luego de lo cual nuevamente se solicitó se revocara su nacionalidad chilena. Por Daniel Labbé Yáñez Fuente: http://www.elciudadano.cl/2015/10/08/220066/bachelet-en-el-cep-historiales-de-empresarios-a-los-que-visito-la-mandataria/
  23. Retórica de la reacción chilena La estrategia conservadora para frenar las reformas Alejandro Goic 08 Septiembre, 2015 La derecha chilena es de un extremismo decimonónico. Actúan como dueños de fundo. Tú hablas con cualquier empresario europeo y se espanta. Ellos alientan la sindicalización, porque así negocian pensando en el país. ¿Por qué allá han tenido buena educación gratuita desde siempre? Porque no están pensando en el dominio de clase: están pensando en que, en el futuro de la empresa, la inteligencia es valor agregado. Leí un libro de Albert Hirschman, economista y politólogo, que habla de las retóricas de la reacción y sorprende porque parece estar escrito para la situación política actual chilena. El análisis va desde la Revolución Francesa: en los últimos 200 años, los conservadores han usado exactamente las mismas retóricas contra cualquier reforma o cambio progresivo y democrático. La primera es la de la perversión, que dice que cualquier cambio va a tener el efecto contrario a lo que proclama. La otra es del peligro, que pone en jaque cosas sustanciales del establishment. La última es la de la futilidad, que nada de lo esencial cambia. Los mismos argumentos que hoy se dan contra las reformas planteadas por la Presidenta: que son catalizadoras que van a generar caos. Lo han llevado al extremo. Es tanto el delirio de generar una percepción caótica, de desgobierno, que lo llaman Estado fallido. Es peligrosa la estrategia que está jugando la derecha, y han hecho eco la Nueva Mayoría, los dirigentes, la prensa: darle como bombo en fiesta a Bachelet, a base de un tinglado completamente armado y premeditado, con fines políticos. Quieren generar una sensación que recuerde la crisis institucional previa al Golpe Militar. Como diría Marx: la historia se repite, primero como tragedia y luego como farsa. Ahora como un remedo burdo de lo que fue. Es peligroso, pero no va a funcionar. Yo a los agoreros apocalípticos de la Nueva Mayoría y de la oposición les digo: va a salir bien parada la Presidenta. No con el programa total, imposible por diferencias dentro del sector, pero además por la oposición de la derecha, que está un poquito impotente y tiene que tomar viagra. Hay que verlo así: son los mismos que intentaron exterminar a la izquierda chilena y a los demócratas, imponer a sangre y fuego su modelo neoliberal. Cómo no van a ser capaces de generar una crisis de tal envergadura si lo que está en juego es ese paradigma. Su último instrumento es la retórica: esto es el caos, es el fin. Además hablamos de reformas dentro del sistema capitalista, casi una modernización de las instituciones, de otorgarle mínimos derechos a los trabajadores, que son el factor principal en la creación de riquezas. La gran "pichula" de la dictadura es la idea de que el empresario es el héroe social. Eso es mentira: en esa dupla, el trabajo es lo esencial. La derecha chilena es de un extremismo decimonónico. Actúan como dueños de fundo. Tú hablas con cualquier empresario europeo y se espanta. Ellos alientan la sindicalización, porque así negocian pensando en el país. ¿Por qué allá han tenido buena educación gratuita desde siempre? Porque no están pensando en el dominio de clase: están pensando en que, en el futuro de la empresa, la inteligencia es valor agregado. Y creo también que los medios deberían parar el hueveo. Se han ensañado de forma perversa con la Presidenta. Está bien, la obra está mala, pero ella no es la única actriz. Y la infamia que leí en El Mostrador, lo digo: ese es un "hijo de puta", que le ofrezco combos cuando quiera y donde quiera. Yo soy a la antigua: cuando quiera estoy disponible, porque lo encuentro completamente infame. La crisis económica es un fenómeno mundial. El precio del cobre no se controla desde el ministerio de Hacienda. No sean frescos de raja. Dentro de una situación internacional compleja, Chile está relativamente bien parado. Pongo mis cocos en notaría, que pasado este momento las cosas se van a afirmar. No veo un futuro aciago como los que están presagiando un destino para el Gobierno. Estuve mucho tiempo en política y las cosas son pendulares. Vi a los que partieron a la lucha armada, pasar al aprecio de la vía neoliberal. Pasaron de revolucionarios que escupían balas, pólvora y prometían el infierno a la burguesía, a empresarios multimillonarios. Lo he visto todo. Me declaro bacheletista. Ella tiene que llevar adelante lo que es: una mujer de izquierda, que está con los trabajadores y que debe protegerlos socialmente. A la gente frágil y desvalida que no tiene poder, a los ciudadanos más débiles, pero también a las capas medias, que lo está haciendo. Tiene que seguir adelante con sus reformas. Y creo que lo va a hacer. Alejandro Goic Fuente: http://www.theclinic.cl/2015/09/08/la-estrategia-conservadora-para-frenar-las-reformas/
  24. Ex dirigente de la CTC asegura que la mística y convocatoria de Gladys Marín ya no está en el partido Cuevas deja el PC golpeando la mesa: "El Gobierno ha estado secuestrado por las malas prácticas que representan a la elite" por El Mostrador 7 septiembre 2015 El ex agregado laboral de Chile en España criticó la forma en que la coalición gobernante ha afrontado los casos de financiamiento irregular a la política y el rol que ha tenido el Partido Comunista, al tiempo que sostiene que, a pesar de que en su ex partido "no tienen ninguna relación con estas malas prácticas (...), no puedes estar avalando con el silencio". La noticia de que Cristián Cuevas –ex agregado laboral de Chile en España y ex presidente de la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC)– dejaba su militancia en el Partido Comunista, remeció al bloque más de izquierda al interior de la Nueva Mayoría. La decisión de dejar su cargo en España fue gatillada por la muerte del trabajador subcontratado de Codelco, Nelson Quichillao, luego de que este recibiera una bala disparada por un carabinero de FF.EE. que le causó la muerte, hecho que también influyó en la opción de dejar el partido en el cual militó durante 17 años. "Ingresé al PC el año 98, primero por la convocatoria que generaba Gladys Marín, me siento orgulloso de estos 17 años de militancia", dijo Cuevas a CNN. Agregó que "esa mística o esa convocatoria que hacía Gladys yo la veo, hoy día, desdibujada, no los veo con esa misma convicción, esas ideas". Para Cuevas la opción de los consensos y los acuerdos que ha tomado la Nueva Mayoría lo han distanciado de su opción original. "En el propio Gobierno de la Nueva Mayoría –que yo incluso apoyé y avalé estando en el Comité Central del partido, siento que esto se va desdibujando en virtud de que no se va avanzando en función de las transformaciones sociales que están comprometidas con el pueblo de Chile, o por lo menos están secuestradas, retenidas por sectores conservadores, que son los sostenedores del modelo económico neoliberal que impiden el avance que la mayoría de nuestro país votó", dijo. El ex dirigente gremial señaló que entiende "que el gobernar se tiene que hacer", pero asegura que respecto a "nosotros desde la militancia (...) hay una distancia entre el gobernar y el diciplinamiento que tiene que ver con respaldar en todo momento el Gobierno". Para Cuevas el principal problema es que no se escuchan las voces disidentes y que "el Gobierno ha estado secuestrado por las malas prácticas que hoy día gobiernan y representan a la elite". Asimismo, apuntó a la improvisación a la hora de afrontar los casos de financiamiento irregular a la política, y la corrupción. Respecto al actuar del Partido Comunista, Cuevas aseguró que "el PC no tiene ninguna relación con estas malas prácticas", pero recalcó que "no puedes estar avalando con el silencio" o permitir, con los acuerdos o tratos de la Nueva Mayoría, que dichas prácticas continúen. "En esta gobernanza ha habido una inhabilidad para enfrentar momentos de tensión y la crisis de legitimidad y no se ha enfocado en convocar al pueblo", agregó. Finalmente, aseveró: "No me siento representado en esas prácticas, tengo una distancia ética y política con la Nueva Mayoría", razón por la cual –según afirmó– "buscará otros canales de participación". Fuente: http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2015/09/07/cuevas-deja-el-pc-golpeando-la-mesa-el-gobierno-ha-estado-secuestrado-por-las-malas-practica-que-representan-a-la-elite/
×