Jump to content

Search the Community

Showing results for tags 'Maximo Pacheco'.



More search options

  • Search By Tags

    Type tags separated by commas.
  • Search By Author

Content Type


Forums

  • Administración
    • Presentación & Bienvenida Nuevos Fotechitos
  • Premios Fotech
  • Portal Fotech
    • Televisión Chilena
    • Teleseries & Ficción Nacional e Internacional
    • Televisión Internacional por Cable y Plataformas Digitales
    • Área de Ficción Virtual
    • Arte, Cultura y Sociedad
    • Cine
    • Música Nacional y Radioemisoras
    • Música Internacional
  • Mundo Animado & Comunidad Asiática
    • Mundo Animado
    • Mundo Asiático
  • Actualidad, Ciencia, Deportes, Afectividad y Tecnología
    • Actualidad Nacional e Internacional
    • Ciencias, Historia y Naturaleza
    • Deportes
    • Afectividad, Salud y Sexualidad
    • Tecnología, Videojuegos y Diseño Gráfico
  • Ciencias, Educación y Tecnología
  • Pasatiempo
    • Recreo

Calendars

There are no results to display.

There are no results to display.


Find results in...

Find results that contain...


Date Created

  • Start

    End


Last Updated

  • Start

    End


Filter by number of...

Joined

  • Start

    End


Group


Ubicación


Intereses


Facebook


Twitter


Instagram


Skype


Website URL

Found 12 results

  1. 12 Enero 2019 Máximo Pacheco, exministro de Energía: “Debemos definir al candidato presidencial de la centroizquierda en primarias” El exministro de Energía insiste en su disposición a competir si es una decisión colectiva. Valora que existan otros dispuestos en su sector, pero advierte que no hay que cometer los errores de 2017. Dice no ser aspirante hoy a La Moneda, pero reitera que está disponible y habla en clave de candidato. El exministro de Energía Máximo Pacheco (PS), si bien asegura no le gusta abordar “las peleas chicas”, no le hace el quite a la contingencia. El miembro del directorio de TVN, del Duoc, y profesor de la Escuela de Gobierno de la UC, es crítico de cómo el Presidente Sebastián Piñera ha desarrollado su gestión y de las reformas venideras, pero también de la oposición y la falta de conexión con los problemas de la gente. ¿Cómo evalúa lo ocurrido con la muerte de Camilo Catrillanca y los cuestionamientos al manejo del ministro Andrés Chadwick? Catrillanca murió con una bala del Estado de Chile. Es grave eso, y todo lo que ha pasado posteriormente: ocultamiento de información, todas las semanas recibimos nuevas versiones, reinterpretaciones, nuevos antecedentes. Esto ha sido un tremendo daño para el gobierno y para Carabineros. No tengo ninguna duda de que le ha hecho un daño al ministro del Interior, ha dañado su legitimidad. En la oposición piden la renuncia del ministro… No, la renuncia del ministro Chadwick solamente se la puede pedir el Presidente. Pero, ¿aún debe asumir responsabilidades políticas? No cabe ninguna duda de que lo que ha pasado es gravísimo desde el punto vista político. Más allá el hecho puntual del caso Catrillanca, ¿cómo evalúa el actuar del gobierno de Piñera? El Presidente Piñera cuando era candidato generó enormes expectativas anunciando que si era elegido vendrían tiempos mejores, y esos tiempos mejores no han llegado. A mí me llama la atención que el Presidente, que es una persona que tiene una formación global, que entiende que las economías son cíclicas y que empiezan a fatigarse a nivel mundial, no fuera capaz de prever esto. ¿Fueron muy altas las expectativas? Cuando uno es candidato tiene la obligación de hacer promesas, pero no cabe ninguna duda de que se generaron expectativas que los propios electores y el mundo que apoyó al Presidente Piñera, hoy se las están cobrando. En su sector dicen que no hay ninguna reforma estructural. No basta con hacer un llamado a la unidad nacional. Las reformas requieren definir bien el proceso de discusión, diálogo y participación; en eso, los procesos han sido muy débiles. ¿Vio como auténtico el llamado del Presidente a buscar acuerdos? El 2019 es el último año que tiene el gobierno sin elecciones, por lo tanto, es muy importante que en el proceso que se siga sea muy cuidadoso para garantizar que el diálogo sea verdadero, auténtico, y que recoja las ideas que tienen los otros sectores. Me encantaría que en marzo el Presidente invitara a la directiva del PS a La Moneda a escucharla, porque si queremos hacer política, hay que hacerla con los partidos y ese diálogo es muy importante fortalecerlo. ¿Son buenos proyectos los que se han presentado al Ejecutivo? A mí me ha sorprendido muchísimo que el gobierno impulsara la reforma tributaria, porque recién este año es el primer año de la aplicación plena. El país no puede estar haciendo reformas de esta profundidad y de este calado sin esperar que por lo menos conozcamos los números y datos de cuál ha sido el impacto que está teniendo la reforma anterior. La reforma de pensiones es una reforma que está hace mucho tiempo siendo discutida, porque lo que estamos planteando básicamente es que el sistema previsional no sea solamente un sistema de ahorro individual y que efectivamente cubra el conjunto de la poblacional en su realidad previsional. La reforma laboral no se ha presentado. Pero entonces, ¿no se puede avanzar? El problema de fondo que tenemos como país es que nuestra democracia está enferma y muy grave por la desconexión que tiene la política y los políticos con lo que son los temas que le preocupan y le impactan a la gente en su vida cotidiana. Tenemos que asumir que nuestra democracia está enferma y la conversación política hoy en Chile es irrelevante para la gente. El presidente Ricardo Lagos habló de una crisis en las instituciones e hizo un llamado a un gran consenso. ¿Lo comparte? La verdad, lo que veo, más que una crisis en la institucionalidad, es que la democracia tiene esta enfermedad de la cual la política tienen que hacerse cargo. ¿De quién es la responsabilidad? Hay una sensación muy extendida de que el gobierno no gobierna para el país, y que el poder se protege a sí mismo y que los políticos y los partidos gozan de privilegios difíciles de explicar cuando están en el aparato público. ¿Pero usted considera que es así? Tengo un recuerdo muy claro de una frase de Nicanor Parra que decía “dejémonos de pamplinas”. La pamplina es una planta que crece con mucha facilidad y que puede causar mucha molestia en la pega del campo si no se la elimina oportunamente. Nuestra democracia se ha llenado de pamplinas, que no son más que excusas para no atender el daño que el amiguismo, el pituto, el cuoteo, le han hecho a la actividad política y a la percepción del rol que tiene el Estado como garante del bien común. ¿El gobierno lo ha hecho mal respecto de este último tema? Lo dijo Nicanor Parra, dejémonos de pamplinas. ¿Cómo puede el gobierno buscar acuerdos si hay una oposición tan fragmentada? Me parece gravísimo que demonicemos a la oposición, que es una parte sustantiva del sistema democrático. Yo no me compro la idea de que estamos en un país polarizado. Puedo coincidir en que tenemos algunos personajes que polarizan, pero la sociedad que uno ve y conversa no es una sociedad polarizada o que está en son de guerra. Lo que sí necesitamos son liderazgos que construyan propuestas razonables, sensatas, creíbles y que recojan la complejidad de los problemas con soluciones verdaderas. ¿No cree que en la oposición ha habido obstruccionismo? No puedo estar de acuerdo con ese comentario. Empezar a ponerle apellido a la oposición, como una forma de descalificarla en su rol, creo que empobrece la democracia. Es responsabilidad del gobierno, justamente, construir los puentes y los procesos, para que ese diálogo entre gobierno y oposición, que es legítimo, válido y que le hace bien al país, sea conducente. ¿Cuál es la autocrítica de su sector? La autocrítica fundamental que nos hago es que tuvimos una derrota el año 2017 muy categórica, muy dura, y que necesitamos claramente revertirla conectándonos con la gente. No vamos a salir bien parados de esta discusión ensimismados, encerrados, haciendo discusiones internas, sino que tenemos que hacer esta discusión con la ciudadanía. Debemos interpretar la necesidad urgente que tiene la sociedad por temas como la seguridad, el empleo, la salud pública, la educación pública, y cómo vamos a ser capaces de ampliar también la base empresarial del país. ¿Y cómo interpreta que liderazgos de extrema derecha estén conectando con la ciudadanía? El vendedor de humo, en su versión tradicional, era bueno para el verso, para la frase enrevesada que suena lindo y dice poco. En su versión populista de nuestros tiempos el verso ya no importa mucho, sino que lo que importa es ser choro, pero es el mismo humo ahora disfrazado con un falso coraje. ¿Y qué le parece que figuras como José Antonio Kast surjan como alternativa presidencial? Falta tanto para la elección presidencial, que verdaderamente me parece que sería un error darles a las encuestas una mayor validez. Lo que sí me doy cuenta es de que los vientos que soplan en el mundo favorecen a liderazgos como el de Kast. Que aparezcan liderazgos simplones, encuentro que es algo que no les hace bien a las soluciones de fondo que el país necesita y me huele a humo. ¿Cómo se debe enfrentar esto desde la oposición? ¿Es necesaria la unidad desde la DC al FA? En esta materia tengo súper claro que tenemos que hacer un esfuerzo mayúsculo por construir las propuestas en unidad. Es tan complejo el fenómeno de entender la transformación ocurrida en la sociedad chilena, que todos esos grupos tienen un espacio en esta conversación, no aplico vetos. ¿Hay quienes desde el PS lo han planteado a usted como candidato a gobernador regional de la Región Metropolitana? El nivel de centralismo que tenemos en Chile está asfixiando el desarrollo del país; por lo tanto, soy un entusiasta partidario de la descentralización y me parece una muy buena idea que tengamos gobernadores electos. Nadie me ha planteado ser candidato a gobernador, no está en mis planes ser candidato a gobernador, porque además no es un tema que esté hoy día en la discusión. ¿Y si se los pidieran? He aprendido una de las cosas, de que la gente también está cansada de que la política consista en repartirse cargos y candidaturas, yo prefiero seguir haciendo lo mío. Lo que estoy tratando de hacer hoy día es contribuir a la reflexión sobre lo que son las propuestas que necesitamos impulsar en Chile para superar la enfermedad que tiene la democracia. ¿La mejor plataforma no es la Presidencia de Chile? Hay varios que lo apuntan como candidato presidencial. Yo lo único que puedo decir es que esta decisión de ser candidato presidencial no puede ser un capricho ni es una decisión individual que uno tome con su almohada. Esta es una cuestión que en su momento se va a plantear y, cuando se plantee, se van a plantear los distintos liderazgos, se va a plantear quién representa mejor las propuestas y los valores que queremos tener en la campaña y, por lo tanto, esa discusión ya habrá momento para hacerla. ¿No lo descarta? A mí me molesta esta idea de que en las preguntas uno responda lo políticamente correcto, o que uno eluda la pregunta, y no voy a eludir la pregunta. No la he eludido y la he respondido en la forma que he dicho. Que está disponible… Lo dije hace ocho meses atrás, cuando me preguntaron si estaba disponible solo para ocupar cargos designados o si estoy disponible para candidaturas como la presidencial, que es un cargo electo, y estoy disponible. ¿Qué le parece que Lagos Weber y Ximena Rincón hayan manifestado también su disponibilidad y que aparezcan otros nombres como Heraldo Muñoz? Me parece muy bien que la oposición tenga distintos liderazgos, con distintas sensibilidades. Sin embargo, debemos definir al candidato presidencial de la centroizquierda en primarias. A nosotros nos hizo mucho daño no tener primaria en la elección presidencial anterior y eso ya lo aprendimos. Estoy convencido de que la centroizquierda tiene mucho que proponerle a Chile y a las nuevas clases medias que hay. Fuente: https://www.latercera.com/politica/noticia/maximo-pacheco-exministro-energia-debemos-definir-al-candidato-presidencial-la-centroizquierda-primarias/481679/
  2. 19 Octubre 2018 Máximo Pacheco entra al debate tributario: “Nos vamos a enfrascar en una discusión que va a generar incertidumbre económica” Habla sobre su libro de energía que lo tiene recorriendo el país, también de descarbonización y de la crisis en Quintero, donde acusa que “el mercado es ciego en medio ambiente”.Es crítico con el gobierno y la Reforma Tributaria. También cuestiona a Bolsonaro, a quien ve como un riesgo. Y deja la puerta abierta hacia el futuro. “Siempre depara novedades”, dice. Han pasado dos años desde que dejó de ser autoridad pero su paso por el gobierno de Michelle Bachelet -el que abandonó para convertirse en el generalísimo de la campaña de Ricardo Lagos- marcó un hito en el sector energético. “Tiene valor atreverse y en esta área nos atrevimos y eso generó enorme valor”, comenta Máximo Pacheco, ex ministro de Energía. En los últimos días, se ha dedicado a recorrer Chile presentando el libro Revolución Energética en Chile, en el que 14 autores detallan el cambio que se produjo en el país en esta materia durante su gestión, la que fue alabada, como rara vez ocurre, de forma transversal. Por ello, en sus diversas charlas plantea la necesidad de replicar ese esfuerzo en otras áreas. “Estoy dedicado a facilitar, motivar, animar una conversación sobre el Chile que queremos y cómo una política pública exitosa fue Energía, deja lecciones y aprendizajes para poder emular esto en otras áreas. Entonces, primero la gente llega en una actitud de pensar, pensemos en temas, discutamos estos temas”, señala Pacheco. ¿Próximos desafíos? Deja la puerta abierta. “El futuro siempre depara novedades y espero que la principal novedad que me depare sea que hay un tremendo espacio para hacer buenas políticas públicas y mejorar la calidad de vida de nuestra gente”, anticipa. Antes había problemas de déficit de energía y hoy tenemos un superávit. ¿Cómo se entiende? -Aquí pasaron muchas cosas. La situación en que estábamos había generado un gran nivel de estrés, donde de lo que hablábamos era de razonamiento, de que si iba a haber o no black out, de si íbamos a ser capaces de suplir el gas argentino, si éramos capaces de seguir construyendo centrales cuando estaba toda la institucionalidad ambiental tan cuestionada. Entonces nos atrevimos a decir ‘vamos a pensar de manera distinta’. También a ese mismo Estado le pedimos que impulsara la competencia. Estas son inversiones muy pesadas que si uno no las hace con diálogo y participación de la ciudadanía, uno puede incendiar el país, porque la gente se resiste a ella. ¿Hay un problema de competencia en Chile? -Tremendo, tremendo. En parte porque el Estado no ha hecho la pega. No le corresponde a los privados reunirse para discutir cómo van a competir. La primera reunión puede ser novedosa, la segunda, sospechosa. La responsabilidad de que los mercados funcionen con competencia es de la política pública. Es el Estado el que tiene que impulsar la competencia en el mercado. De ahí es la importancia de que el Estado tenga buena políticas públicas, para que efectivamente los mercados funciones con competencia. ¿Es posible avanzar en este tipo de acuerdos transversales en otros temas que no sean energía? -La motivación del libro es compartir lecciones y aprendizajes para que esto sirva para el diseño y ejecución de políticas públicas en otros sectores. Esto tiene varios elementos: tenemos que ser capaces de tener buenas políticas públicas y para eso necesitamos un Estado robusto, calificado, profesional, competente; que no se deje capturar por los intereses comerciales o corporativos, con los amiguismos, con los familiares, con el cuoteo político. Pero la política pública no es una materia solo de expertos, sabios o gente con conocimientos, porque lo definitivo de la sociedad moderna, es que la gente tiene mucha información y que la gente también tiene mucha opinión. Hoy el mayor desafío en energía es desacarbonizar. ¿Cómo lo ve? -El gran desafío es construir un sistema energético de bajas emisiones. Ya se ha anunciado el cierre de dos centrales a carbón y en los próximos meses se van a anunciar unas dos más. De aquí a fines de 2019, debería anunciarse el cierre de al menos nueve y me atrevería a decir que a 2030 se va a haber anunciado el cierre de todas las carboneras de Chile. ¿Cómo ha visto la discusión por la Reforma Tributaria? -Me resulta incomprensible que el gobierno insista en abrir esta conversación. Estamos a cuatro años de cuando discutimos esto apasionadamente. Finalmente, se aprobó en el Parlamento con gran mayoría de votos. Luego se revisó al año siguiente y recién este año vamos a tener la reforma en plena aplicación. Uno tiene que definir bien el problema antes de empezar a pensar en las soluciones. ¿Qué es lo más complejo? -Aquí se nos dice que la reforma quedó mal hecha. Pero ¿dónde están los indicadores? ¿La métrica? Se nos dice que vamos integrar el sistema y en el informe financiero se reconoce un impacto de eso, de US$830 millones de menor recaudación. Y que ese número cierto se va a sustituir con un número incierto que nadie todavía ha podido demostrarme, que son los US$1.000 millones que se van a recaudar con boleta electrónica. Primer problema: el número de US$1.000 millones es muy incierto. Pero lo segundo es que los US$830 millones salen de las personas que pagan más impuesto en Chile. Y eso se va a compensar eso con la boleta electrónica, que grava por igual a todos aquellos que pagamos IVA. Esta es una cuestión que yo no logro entender. ¿Para qué vamos a pedirle a los que pagan más impuestos, que paguen menos y, además, lo vamos a compensar con los impuestos de todos los que compran bienes y servicios a efectos a IVA? ¿Sabe qué? Yo creo que el gobierno está tratando de sacar un piano de cola por una escalera de caracol. el gobierno no tiene mayoría en el Congreso, no tiene la métrica, no tiene los indicadores de que esto no funciona, porque es prematuro tenerlo, y nos vamos a enfrascar en una discusión que va a generar incertidumbre económica. ¿Descarta que la reforma tributaria de Bachelet haya tenido un impacto en el crecimiento? -No cabe ninguna duda que el tiempo del gobierno de Michelle Bachelet fue de mucha discusión, de muchos temas culturales, sociales, económicos, políticos. Fue un gobierno de mucha tensión política. Obviamente, eso introdujo incertidumbre y muchas preguntas. Pero también tengo súper claro de que esto de que nosotros seamos un país cobre, un país que depende tanto del precio del cobre y que no sean capaces de salirnos de esa dependencia, le pega muy fuerte. Soy un convencido de que la economía chilena tiene un componente internacional, que es 70%. El 70% de lo que pasa en nuestra economía tiene que ver con lo que pasa afuera por el tipo de economía que somos; muy chicas, muy dependientes de cobre y al final donde el ciclo del commodity le pega a la economía a la vena. ¿Cree que un gobierno de derecha genere expectativas más proclives al crecimiento? -Los gobiernos que verdaderamente logra impulsar el crecimiento económico son aquellos que construyen colaboración, cooperación. Sospecho que en Chile cuesta mucho hacer eso, es un país que le cuesta colaborar, cooperar. Si hay algo que fue distintivo en energía, es que se generó un ambiente transversal de colaboración. “Esta lección de Puchuncaví y Quintero es muy dolorosa” ¿Cómo cree que el gobierno ha manejado la crisis de Quintero? -Como país necesitamos entender que el mercado es ciego en materia medioambiental. Y que a quien le corresponde normar, fiscalizar, controlar y sancionar, el que tengamos un desarrollo con protección ambiental, es al Estado. No quiero decir que tengamos un Estado fallido o impotente, pero sí puedo entender lo que le pasa a la gente de esa zona, cuando ve que este tema se viene arrastrando hace tanto tiempo, en parte principal, porque no hemos sido capaces de darle a ese tema la prioridad y los recursos que necesita, porque esto no puede seguir siendo una pura declaración de intenciones. ¿Por qué no se frenó en el gobierno anterior tampoco? -Es probablemente parte de lo que estamos diciendo, claramente tenemos una responsabilidad como país en esto. O nos ponemos serios en este tema o no vamos a poder aspirar a ser un país desarrollado. No me gustaría creer que como país no se ha aprendido esa lección, porque esta lección de Puchuncaví y Quintero es muy dolorosa. Nos pasamos una factura tremenda a una forma de hacer las cosas a una idea que es equivocada. Hay que ponernos serios y hacer efectivamente políticas públicas que sean medibles. En la zona también hay empresas públicas… -Lo peor que podemos hacer es desentendernos que este es un tema país. Y empezar a deslindar responsabilidades, cuando todos sabemos que la única forma de resolver este tema es a través de la colaboración entre el Estado y los privados. Usted vivió 6 años en Brasil, ¿cómo está viendo la situación política? -Brasil es un país que nos dio una tremenda sorpresa hace un par de semanas. Lo que representa Bolsonaro es el cansancio de muchísima gente con la corrupción, con el delito, con el descontrol de la droga y con la incapacidad de la élite de entender lo que le pasa al ciudadano a pie. Es un periodo de tal transformación que instala muchos miedos en la gente que derrepente puede haber algo que la salva, este líder populista que hace unas declaraciones que realmente le llena el alma a los que tienen miedo. ¿Le preocupa que gane Bolsonaro? -No creo en ese tipo de liderazgo. Creo que el mundo que hoy tenemos es uno de transformaciones que estamos viviendo, la profunda transformación que está viviendo la sociedad, tenemos que enfrentarla a través de la vida institucional y no del cacique ni del líder populista. Fuente: https://www.latercera.com/pulso/noticia/ex-ministro-energia-maximo-pacheco-me-resulta-incomprensible-gobierno-insista-abrir-esta-conversacion-la-reforma-tributaria/368259/
  3. 26 Marzo 2018 Maximo Pacheco ante posible candidatura presidencial: “Uno tiene que estar disponible para esas situaciones” El ex ministro de Energía, por otra parte, expresó sobre la derrota de la Nueva Mayoría en las pasadas presidenciales que "todavía no está del todo analizado lo que pasó en esta elección". ¿Coquetea con una posible candidatura presidencial? Así al menos podrían entenderse las palabras que expresó el ex ministro de Energía, Máximo Pacheco, a la radio Duna esta mañana. Cabe recordar que Pacheco fue uno de los ministros mejor evaluados en el último gobierno de Michelle Bachelet, pero dejó el Ejecutivo para convertirse en el “generalísimo” de la fallida campaña de Ricardo Lagos. “Cuando uno está interesado en los asuntos públicos, uno tiene que estar disponible para esas situaciones”, respondió al ser consultado sobre su futuro en la política y una posible carrera presidencial. Asimismo, analizó la derrota electoral de la ahora oposición. Al respecto, aseguró que se rompió el mito de que “salía uno el país se transformaría en Venezuela, pero si salía el otro, se perderían los derechos sociales”. En todo caso, señaló que “todavía no está del todo analizado lo que pasó en esta elección”. En cuanto a sus logros dentro de la cartera de Energía, expresó: “lo que explica la transformación energética en Chile es que en una economía capitalista nosotros le dijimos al Estado que tiene que hacerse cargo y generar competencias”. Fuente: http://www.latercera.com/politica/noticia/maximo-pacheco-ante-posible-candidatura-presidencial-uno-estar-disponible-esas-situaciones/112803/
  4. 07 Marzo 2018 Senado aprobó designación de Máximo Pacheco como nuevo director de TVN El ex secretario de Estado ocupará el cargo hasta el año 2024, en sustitución de Augusto Góngora, quien renunció por motivos de salud. Máximo Pacheco, quien entre 2014 y 2016 ejerció como ministro de Energía, será el nuevo director de Televisión Nacional (TVN) gracias a la aprobación del Senado. De acuerdo a Emol, el ex titular de la cartera de Energía contó con la casi totalidad del apoyo del Senado, al sumar 31 votos a favor, 5 en contra y ninguna abstención. Vale destacar la profunda crisis económica que atraviesa actualmente el canal estatal, por lo cual se aprobó en noviembre pasado una inyección de US$47 millones. Al respecto, los senadores consideraron que Pacheco cuenta con los méritos necesarios para colaborar en esta tarea. El ex secretario de Estado ocupará el cargo hasta el año 2024, en sustitución de Augusto Góngora, quien renunció por motivos de salud. Fuente; http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2018/03/07/senado-aprobo-designacion-de-maximo-pacheco-como-nuevo-director-de-tvn/
  5. Blanco sale del gabinete tras error en el padrón electoral y Bachelet modifica otras dos carteras Máximo Pacheco, hasta ahora ministro de Energía, dejó el Gobierno para asumir un rol en la precampaña presidencial de Ricardo Lagos. También salió Víctor Osorio de Bienes Nacionales SANTIAGO.- La Presidenta Michelle Bachelet anunció hoy su quinto cambio de ministros con la salida de tres secretarios de Estados, incluyendo a la jefa de cartera de Justicia, Javiera Blanco, duramente criticada en los últimos días por el error en el padrón electoral originado entre el Registro Civil y el Servel. Junto a Blanco, también dejó su cargo el ministro de Energía, Máximo Pacheco (PS). "He aceptado la invitación del Presidente Lagos para ayudarlo en el desafío que está enfrentando", dijo Pacheco al dejar el cargo. A ellos su sumó el ministro de Bienes Nacionales, Víctor Osorio (IC). "A los ministros y ministras que hoy dejan sus funciones quisiera agradecer su labor", dijo Bachelet mientras leía una declaración frente al resto de integrantes del gabinete. Jaime Campos (PR), ex ministro de Agricultura y actual académico de la Universidad de Concepción, asumirá la cartera de Justicia. Bachelet, al mencionarlo, recordó que compartió con él en el Gobierno de Ricardo Lagos, cuando ella fue ministra de Defensa. En tanto, Andrés Rebolledo (PPD), economista de la U. de Chile, y ex embajador de Uruguay, asumirá en Energía, mientras que Nidia Palma, abogada de la U. de Chile y ex secretaria de Archivos y Museos, será la nueva secretaria de Estado en Bienes Nacionales. Las modificaciones en este Gobierno Este es el quinto cambio ministerial que realiza Bachelet en este gobierno. El 30 de diciembre de 2014 renunció Helia Molina a la cartera de Salud (PPD), siendo reemplazada 25 días después por Carmen Castillo (Ind). Tras las repercusiones del Caso Caval y el aporte a las campañas políticas, el 11 de mayo realizó la mayor modificación en su Gobierno, cambiando al Ministro del Interior, Rodrigo Peñailillo (PPD), por el que en ese momento era el secretario de Estado de Defensa, Jorge Burgos (DC). Con Peñailillo, jefe de gabinete de su primer mandato y secretario ejecutivo de la campaña, Bachelet modificó otras ocho carteras, incluyendo, por primera vez desde el retorno a la democracia, la salida del jefe de Hacienda: Alberto Arenas (PS) fue reemplazado por Rodrigo Valdés (PPD). Sin embargo, con este cambio no se detuvo la crisis por el aporte a las campañas políticas, ya que luego de 28 días, Jorge Insunza (PPD), quien asumió como Secretario General de la Presidencia, debió dejar el cargo luego que se revelara que mientras fue diputado realizó asesorías a Codelco y Antofagasta Minerals. Fue reemplazado por Nicolás Eyzaguirre (PPD), quien a su vez abandonó la cartera de Educación. El último cambio ocurrió el 8 de junio pasado, cuando la Presidenta Bachelet aceptó la renuncia de Jorge Burgos como Ministro del Interior, siendo reemplazado por Mario Fernández (DC). www.emol.com
  6. 10 Mayo 2016 Columna: Los dudosos procedimientos para una aprobación express de Ley de Transmisión El miércoles 4 de mayo la comisión desechó gran parte de las propuestas de modificación al proyecto que se escapaban del acuerdo al que llegaron sus cinco integrantes con el ministro Máximo Pacheco. La mayoría de las eliminadas tenían un marcado cariz pro medioambiente y participación ciudadana. Para ello, el secretario de la instancia aplicó una interpretación del reglamento que presenta múltiples inconsistencias y que tuvo como víctimas a diversos senadores cuyas propuestas fueron obviadas sin siquiera ser discutidas. Que se eliminen todas las que no sean parte del acuerdo. Que no quede ninguna. Tal parece haber sido la consigna que el miércoles 4 de mayo se tradujo en la propuesta que Ignacio Vásquez, secretario de la Comisión de Minería y Energía de la Cámara Alta, hiciera a la presidenta de dicha instancia, la senadora (PS) Isabel Allende. El planteamiento se concretó en una lista de 66 números, que leyó al iniciar la sesión, correspondientes a cada una de las indicaciones al proyecto de Ley de Transmisión que como organismo técnico legal proponía declarar inadmisibles. Sin discutir su contenido ni tenor, los senadores Allende, Manuel José Ossandón (RN), Alejandro Guillier (independiente), Alejandro García Huidobro (UDI) y Jorge Pizarro (DC) aprobaron unánimemente la propuesta de dejarlas fuera por secretaría. Tal fue una transversal aplanadora a sus propios colegas, ya que prácticamente todas las que no fueron aceptadas a tramitación las presentaron legisladores que no pertenecen a la comisión, cuyos integrantes llegaron a un acuerdo con el Ejecutivo para hacer determinadas modificaciones al proyecto de ley que en enero fuera aprobado por la Cámara de Diputados. En concreto, quedaron en el camino las indicaciones de Antonio Horvath (Somos Aysén), casi todas las del senador Guido Girardi (PPD), Rabindranath Quinteros (PS), Alfonso de Urresti (PS), Carlos Bianchi (independiente), Lily Pérez (Amplitud), Adriana Muñoz (PPD), Eugenio Tuma (PPD) y casi todas las de Jacqueline van Rysselberghe (UDI). El abuso de una atribución El jueves 28 de abril venció el plazo que se autoimpuso la Comisión de Minería y Energía del Senado para que los legisladores y el gobierno presentaran indicaciones al proyecto de Ley de Transmisión que se tramita en dicha instancia. A ese día llegaron un total de 1.264 propuestas. Aunque el número parece alto, y como explicó en la comisión el propio ministro Máximo Pacheco, en realidad hay 1.182 que se convierten en solo 197, ya que el Ejecutivo y los senadores de la comisión se pusieron de acuerdo y presentaron las mismas (197 por 6 son 1.182). Las restantes son indicaciones de senadores que no forman parte de esta, una gran mayoría de las cuales no fueron acogidas a tramitación (solo 18 fueron aceptadas). El problema es que estas son las que planteaban aspectos distintos de los que se “cocinaron” entre el Ejecutivo y los asesores de Allende, García Huidobro, Pizarro, Guillier y Ossandón. Los argumentos que entregó Vásquez al leer la nómina de inadmisibles fueron variados. Algunas estarían fuera de las ideas matrices del proyecto. Y otras corresponderían a contenidos que solo pueden ser patrocinados por el Ejecutivo: las que determinan atribuciones de un organismo público o funciones de una institución del Estado, y las que hacen incurrir en gasto fiscal. Esta visión es coherente con una minuta que elaboró el ministerio de Energía y que se distribuyó durante la sesión. Revisando el listado total de indicaciones ingresadas, no es posible encontrar un patrón para establecer por qué algunas fueron aceptadas y otras no En concreto y con contadas excepciones, las indicaciones de senadores que no son parte de la comisión fueron declaradas inadmisibles, en circunstancias que las de legisladores que sí la integran y que coincidían con las del Ejecutivo no. A pesar de que incurrieran en los mismos vicios que las de sus pares. Porque la lógica dice que si una propuesta presentada por un senador es declarada inadmisible por corresponder su ingreso a una atribución exclusiva del Ejecutivo, el mismo criterio debió aplicarse a una similar presentada por otro parlamentario. Y son varias en las que el criterio fue disímil. En otros casos simplemente no existe claridad de la justificación para la declaración de inadmisibilidad, por tanto se puede concluir que todo lo que no fue producto del acuerdo entre los asesores de los senadores de la comisión y Energía cayó en desgracia. Algunos ejemplos. Lo senadores de Urresti, Quinteros y Tuma presentaron una propuesta para hacer que los polos de desarrollo contemplen al menos un 50 % de ERNC, y obligar a que se cumpla con la legislación ambiental y de ordenamiento territorial regional y local, incluyendo la consulta indígena establecida en el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo. Estas fueron declaradas inadmisibles por exceder las ideas matrices del proyecto, siendo que la iniciativa original sí contempla la definición y regulación de los polos de desarrollo. Otro caso es el de la indicación 413 de la senadora Adriana Muñoz, que busca cambiar la propuesta de un 20 % de ERNC en los polos de desarrollo a un 50 %. El motivo del rechazo, dar una nueva atribución a un organismo público y esto solo puede proponerlo el Ejecutivo. El problema es que tanto el gobierno como los senadores de la comisión presentaron propuestas para modificar el artículo 85, que es el que establece los polos de desarrollo, dejando pasar el secretario las de los legisladores en circunstancias que aplicaba la misma inadmisibilidad de las de sus colegas. Y así, al revisar una por una, se percibe cierto criterio arbitrario para determinar cuáles acoger, cuáles desechar. El celo de la secretaría y los parlamentarios de declarar inadmisibles las de los senadores que no participan en la comisión llegó a tal punto que Jorge Pizarro, consuegro por partida doble de Máximo Pacheco, exigió que “si las declaramos inadmisibles ahora no se miran más”. En ese punto Isabel Allende señaló que “si en algún momento hay una de estas declaradas inadmisibles, pero al entrar en particular puede ser discutible, la comisión siempre tiene la posibilidad de revisarla, pero por unanimidad”. Una simbólica salida, ya que al mirar la conformación de la comisión es muy difícil que todos los senadores den su voto para permitir la revisión de las que no fueron acogidas. Más aún cuando muchas de ellas apuntan a aumentar lo exigido en términos de ERNC en los polos de desarrollo, incorporar la aplicación del convenio 169 de la OIT sobre consulta indígena, elevar los estándares ambientales y evitar que sean los consumidores quienes paguen indefinidamente por el uso de la infraestructura a construir. Así las cosas, en este caso el recurso de la inadmisibilidad tendría más un fundamento político que técnico. Con una particular interpretación del Reglamento del Senado para adecuar su aplicación a los objetivos de la comisión, que es aprobar casi exclusivamente las indicaciones por ellos presentadas en acuerdo con el Ejecutivo. La pregunta lógica es por qué se usó el recurso de la inadmisibilidad y no, simplemente, se rechazaron las indicaciones al momento de ser vistas. Si para ello tienen la mayoría de los votos. Al parecer la respuesta pasa por no querer asumir el costo de no apoyar propuestas pro medioambiente y ciudadanía, dando un cariz técnico a una decisión eminentemente política. El problema es que con esto se abusó de una facultad constitucional, con el objetivo final de acotar el debate del, como ha reconocido el ministro de Energía, principal proyecto de ley del sector en los últimos 30 años. Tanto así que la idea de la comisión es despachar la ley completamente en tan solo tres sesiones. Por lo pronto, ya están convocadas las del martes 10 (17 a 19 hrs) y del miércoles 11 (11 a 14 hrs). De esta forma se cumple el anhelado fast track por el que tanto ha luchado Máximo Pacheco. Aunque eso haya significado reducir el debate a su máxima expresión. * Con aportes de Colombina Schaeffer, socióloga y doctora en Gobierno y Relaciones Internacionales en la Universidad de Sidney, Australia. Fuente: http://www.theclinic.cl/2016/05/10/columna-los-dudosos-procedimientos-para-una-aprobacion-express-de-ley-de-transmision/
  7. Ministro de Energía: "Metrogas se ha excedido del máximo de rentabilidad" Según el informe de rentabilidad de los distribuidores de gas de red, la empresa obtuvo una rentabilidad del 12,2%, y el límite que impone le ley es de 11%. El ministro de Energía, Máximo Pacheco, aseguró que "la empresa Metrogas se ha excedido del máximo de rentabilidad que la ley le permite a las empresas de distribución de gas de cañería”. Según el informe de rentabilidad de los distribuidores de gas de red, la empresa obtuvo una rentabilidad del 12,2%, y el límite que impone le ley es de 11%. En definitiva, añadió el secretario de Estado, "los consumidores pagaron más de lo que la ley permite". Los dichos de Pacheco llegan después del informe de rentabilidad de los distribuidores de gas de red año 2014, de la Comisión Nacional de Energía (CNE). El comité aseguró que “envió el informe al Ministerio de Energía, que considera los ingresos, costos de explotación y el Valor Nuevo de Reemplazo (VNR) o costo de renovación de los activos presentados por las distribuidoras de gas al Sistema de Cuentas de la Comisión Nacional de Energía, con el fin de monitorear el desempeño de estas empresas, en un mercado con libertad de precios”. En un comunicado, el CNE explicó que “el resultado del análisis de rentabilidad fue producto de un proceso abierto y participativo, desarrollado durante cinco meses, que contó con la participación de las empresas concesionarias, quienes pudieron hacer observaciones al informe preliminar”. Los resultados son: Empresa Concesionaria Rentabilidad 2014 Metrogas: 12,2% GasValpo: 6,8% GasSur: 5,9% Intergas: 6,8% Lipigas: 4,9% www.latercera.com
  8. Inauguran central hidroeléctrica El Paso en la región de O'Higgins El ministro de Energía, Máximo Pacheco, dio el vamos a esta obra que tuvo una inversión de US$ 250 millones. SANTIAGO.- A 1.720 metros de altura y en el sector cordillerano de la comuna San Fernando -sector Termas del Flaco-, el ministro de Energía, Máximo Pacheco, inauguró la central hidroeléctrica El Paso. El proyecto, que cuenta con una capacidad instalada de 60 MW y que utiliza los recursos hídricos del río De Las Damas, en la provincia de Colchagua, es propiedad de HidroChile, firma que cuenta con otro proyecto de iguales características en el mismo sector y que fue inaugurado el año pasado (Central San Andrés). Pacheco destacó la inauguración de esta nueva central, argumentando que "seguimos impulsando la inversión para producir energía limpia y energía barata que se suman a nuestra matriz energética para entregar electricidad a 120 mil hogares". En esa línea, el ministro recalcó que en el sector energético es donde existe mayor flujo de inversión y que esto se ve reflejado en la gran cantidad de proyectos que existen en construcción. "En estos 22 meses de la Presidenta Bachelet, se han duplicado el número de centrales en construcción y así mismo los MW que aportarán a nuestro sistema interconectado y eso es una muy buena noticia para las cuentas de la luz", expresó. "Hoy tenemos una inversión de 13 mil millones de dólares en centrales que están en construcción y queremos que ese número continúe aumentado de acá a fin de año", afirmó. Por último, el secretario de Estado destacó que esta región debe tener un mayor impulso para la inversión debido al enorme potencial que existe en ese lugar para desarrollar proyectos del ámbito energético, respetando siempre el medio ambiente, las comunidades y promover el desarrollo local. La construcción de la central El Paso significó una inversión de US$ 250 millones de dólares. www.emol.com
  9. Chile compromete reducción de un 30% de emisión de gases de efecto invernadero para el año 2030 Bachelet fijó en la Asamblea General de las Naciones Unidas las metas para la cumbre París 2015, donde se pretende cerrar el Acuerdo Universal sobre el Cambio Climático para limitar el aumento de la temperatura global en menos de 2º C.  Ambiente29 de septiembre, 2015 Autor: El Dínamo En la Asamblea General de la las Naciones Unidas que se realiza en Nueva York, la Presidenta Michele Bachellet fue clara y precisa en anunciar el compromiso de Chile para que la temperatura del planeta no supere los 2°C y poder así mitigar las emisiones de gases de efecto invernadero, como parte del Acuerdo Climático que se busca alcanzar en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2015 (COP21/CMP11), más conocida como París 2015, que se realizará en diciembre. “Mi país se compromete a reducir de aquí al 2030 sus emisiones de CO2 en un 30% en relación al piso del año 2007, y en hasta un 45% si contamos con apoyo internacional. Además, nos comprometemos a recuperar 100 mil hectáreas de bosques y a reforestar 100 mil adicionales”, puntualizó la presidenta. Según explica el ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, quien acompañó a la Presidenta Bachelet al anunciar la contribución nacional, éste es un año clave en las negociaciones sobre el cambio climático, el más grave riesgo que vive hoy la Tierra. “Frenar el calentamiento del planeta es una necesidad urgente, tarea en que esta generación tiene quizás la última posibilidad de enmendar el rumbo de producción y consumo que hoy nos tienen en este escenario, y avanzar hacia una economía sustentable”, señaló. CRISTOBAL ESCOBAR | AGENCIA UNO La situación de Chile El país, según explica el ministro, es altamente vulnerable a los efectos del cambio climático. Chile es responsable apenas del 0,25% de las emisiones globales. Sin embargo, en los últimos años la situación ha empeorado. Entre el 2011 y 2013 la temperaturas tuvieron un alza entre 0,5°C en el sur y 1,5°C en el norte, y la disminución de precipitaciones fue en un rango de un 5% y 15% entre Copiapó y Aysén. “Actuar ahora no es propio de países ricos, es propio de países inteligentes”, agregó el ministro Badenier. Naciones Unidas solicitó a cada uno de los países presentar su contribución final, de acuerdo a la alineación de las prioridades de crecimiento de desarrollo individual y de los requerimientos internacionales, antes de octubre de 2015. El compromiso Para el año 2030, Chile se comprometió a reducir sus emisiones de CO2 por unidad de PIB en un 30% con respecto al nivel alcanzado en 2007, dependiendo del crecimiento económico futuro. En forma adicional, y condicionado a aportes monetarios internacionales, subiría ese porcentaje entre 35% y 45%. También prometió atacar el sector forestal de dos maneras a partir de 2030 y dependiendo de la aprobación de las modificaciones de la Ley sobre Recuperación de Bosque Nativo y Fomento Forestal y de la prórroga del Decreto Ley 701. En primera instancia, el compromiso aborda el manejo sustentable y la recuperación de 100.000 hectáreas de bosque (en su mayoría nativo), equivalentes en alrededor de 600.000 toneladas de CO2 por año en capturas y reducción de Gases de Efecto Invernadero. En tanto, también se forestarán 100.000 hectáreas nativas, que representarán capturas entre 900.000 y 1.200.000 de toneladas de CO2 equivalente anuales. Otras medidas de mitigación específicas incluye instrumentos como la Agenda Nacional de Energía, los Impuestos Verdes a emisiones de CO2, el Plan de Acción Nacional de Cambio Climático, la Estrategia Nacional de Construcción Sustentable y las metas comprometidas para el sector forestal. Fuente: http://www.eldinamo.cl/ambiente/2015/09/29/chile-compromete-reduccion-de-un-30-de-emision-de-gases-de-efecto-invernadero-para-el-ano-2030/
  10. Desfile de políticos al servicio del conglomerado que lidera ranking de millonarios en Chile Puerta giratoria público-privada: todos los focos sobre el Grupo Luksic por Ximena Pérez Villamil | 15 julio 2015 Cuatro ministros del gabinete fueron directores o ejecutivos de empresas del grupo o de Canal 13, que sólo pertenece a Andrónico, el mayor del clan. Dos autoridades de los gobiernos de Piñera y de Bachelet, en su primera versión, trabajan en el holding Quiñenco. Dos miembros del gabinete debieron renunciar con diferencia de un mes por su relación con el grupo. Cuando no es una cosa, es otra. Las miradas hace rato están puestas sobre el mayor conglomerado económico chileno, el único que figura entre los 100 más ricos del mundo. Desde hace ya algún tiempo el foco está puesto en el grupo Luksic. Por sus directorios “cuoteados” que incluyen profesionales de trayectoria en el mundo de los negocios y ex ministros, principalmente de la Concertación. Porque se ha generado una suerte de puerta giratoria: no solo entran ex autoridades a sus empresas, sino que salen ejecutivos y directores que estaban trabajando o trabajaron en sus compañías y asumen en el gabinete de Michelle Bachelet. Por el crédito de $6.500 millones otorgado por el Banco de Chile, controlado por los Luksic, el 16 de diciembre de 2013 –un día después de ser electa la actual Presidenta–, a Caval, la sociedad de su nuera Natalia Compagnon, en una modalidad llamada bullet, que se paga en una sola cuota al momento de vencer y que representa un mayor riesgo para el banco, porque solo al final sabe si le van a pagar o no, por lo que se le entrega únicamente a clientes de alto patrimonio. Porque no fue una reunión la que sostuvo Andrónico Luksic, vicepresidente del Banco de Chile, con Compagnon para analizar el crédito, sino que fueron ocho y salieron tres asesorías que el gerente de finanzas de Caval, Marcelo Carreño, le prestó a CCU, filial del grupo. Cuando se supo del extendido vínculo Luksic-Compagnon, el periodista Matías del Río sostuvo en 'Tolerancia Cero', el domingo 12 de abril, que “Andrónico Luksic tiene una cierta compulsión en borrar esta muralla china que quisiéramos tener entre la política y el dinero, entre lo público y lo privado”. Lo calificó como más grave que el financiamiento irregular de las empresas a las campañas políticas, porque puede arreglarse con una buena ley, graficándolo como “un tumor que hay que extirpar”. “No es un relación puntual para un determinado caso, porque se da en el tiempo, es constante”, aseguró, refiriéndose a la relación de negocios entre el empresario y la nuera de Michelle Bachelet. El viernes anterior, Luksic –en un comunicado público– afirmó que “no he buscado establecer una relación impropia” con la autoridad, ante lo cual Del Río aseguró que “lamentablemente, haciendo una búsqueda en Google, hay que decirle al señor Luksic que sí ha establecido no solo una o dos, sino muchas relaciones impropias entre lo público y lo privado”. Y enumeró los cuatro ministros del gabinete de Bachelet que fueron directores o altos ejecutivos del grupo y, en algunos casos, ex autoridades de gobiernos concertacionistas: el ex director de Presupuestos, Alberto Arenas (PS), quien renunció al directorio de Canal 13 en abril de 2013 para integrarse al comando de la candidata PS y fue designado ministro de Hacienda; el ex ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre (PPD), que, en agosto de 2013, dejó el directorio de la estación televisiva por problemas con la línea editorial y, más tarde, fue nombrado ministro de Educación y ahora es Segpres; Máximo Pacheco (PS), a cargo de la cartera de Energía, amigo personal de Andrónico Luksic, ambos veranearon en Hornitos, recorrieron Croacia en yate y subieron el Mount Vinson en la década pasada, mientras en simultáneo Pacheco era director del Banco de Chile y Lucchetti; Aurora Williams (PRSD), ministra de Minería, quien anteriormente fue gerente de finanzas del terminal portuario de Antofagasta –con un 65% que controlan los Luksic–, seremi de Obras Públicas de la primera gestión de Bachelet, y previamente gerenta de clientes en la Empresa Sanitaria Aguas de Antofagasta, entonces de propiedad de los Luksic. Andrea Tokman, a quien Del Río no mencionó, es economista jefe de Quiñenco, doctorada en Economía de la U. de Berkeley, y hermana de Marcelo Tokman (PPD), actual gerente general de la Enap y ex ministro de Energía del anterior Gobierno de Bachelet. El también columnista de La Tercera asegura a El Mostrador que “el grupo Luksic está envuelto en una serie de escándalos, lo que ha sido costoso para su imagen. Me remito a lo que dijo Andrónico Luksic, esto le ha costado un gran desprestigio al Banco de Chile, si él lo dice, que es el más consciente de lo que ha pasado...”. Afirma que pagarle al diputado Insunza es “cruzar una línea bastante imprudente, su salida (del Gobierno) prueba que no era correcto y debiera ser investigado, porque (Pablo) Wagner (ex subsecretario de Minería que recibió pagos de Empresas Penta) está formalizado por cohecho por una cosa muy parecida”. “Sólo quiero decir que se ve pésimo y son muy imprudentes y muy poco cuidadas estas relaciones. Pero no se queda ahí este flujo constante entre lo público y lo privado”, dijo apuntando a dos altos ejecutivos del holding Quiñenco, que controla las inversiones productivas y bancarias del conglomerado. Rodrigo Hinzpeter, ministro del Interior y de Defensa de Sebastián Piñera, una vez terminado el Gobierno pasó a ser gerente legal de Quiñenco, y Álvaro Sapag trabajó diez años en la Conama hasta ser su director en la primera administración de Bachelet, renunció en junio de 2010, se fue al estudio de abogados de Carlos Larraín, el ex presidente de RN, y en abril de 2014 asumió como gerente de sustentabilidad de Quiñenco. Y, además, los ex ministros DC René Cortázar y Soledad Alvear, quienes pasaron a integrar el directorio de Canal 13 y que, en el caso de la segunda, fue dejado el pasado 30 de abril, cuando la mesa se redujo de 11 a 7 miembros, pero ella es parte del equipo de abogados que defiende a Minera Los Pelambres, del grupo Luksic, en los dos juicios –uno civil y otro criminal– iniciados por la suiza Glencore por el botadero de escombros de Los Pelambres que ocupa terrenos de Glencore en el lado argentino, a cuatro mil metros de altura. También estuvieron en el directorio de Canal 13 dos ex ministros de Minería: Alejandro Jadresic y Rodrigo Álvarez, elegido con los votos de Andrónico Luksic y la Universidad Católica, a sugerencia del primero, y quienes desempeñaron sus cargos en los gobiernos de Frei y Piñera, respectivamente. Otro movimiento fue el del socialista Jaime Estévez, quien presidía BancoEstado cuando se le otorgó un crédito por US$120 millones, a fines de 2000, al grupo Luksic, para comprar el control del Banco de Chile, y luego fue ministro de Obras Públicas entre 2005 y marzo de 2006, para luego asumir como miembro del directorio del Banco de Chile, cargo en el que se mantiene. “Yo no he acusado ningún acto de corrupción, porque no conozco que estas personas hayan hecho nada malo puntualmente. Quiero terminar con la misma frase de Andrónico Luksic en sus declaraciones del viernes. Dice ‘podrán decir que he sido imprudente’; efectivamente, ha sido, no imprudente, ha sido muy imprudente, porque está súper abierto a que las relaciones se crucen y entrecrucen entre lo público y privado y lo que queremos para mejorar esto es establecer una cierta muralla china”, concluyó Del Río, que trabajó en la revista Capital cuando era de propiedad del fallecido Guillermo Luksic. Los descargos del conglomerado apuntan que el mayor número de directores políticos se dio en Canal 13, una inversión personal de Andrónico, el hermano mayor, y que apuntó a imitar el directorio de TVN para dar garantías de transversalidad y pluralismo. Y que Aurora Williams fue contratada en Antofagasta Terminal Internacional cuando su controlador era el grupo Claro y los Luksic tenían sólo un 30%, cosa que cambió en 2012 con la compra de la Sudamericana de Vapores (de Ricardo Claro y sus socios). Pero Williams sí prestó servicios en un cargo de menor jerarquía en la Empresa Sanitaria Aguas de Antofagasta, entonces de propiedad de los Luksic, antes de ser Seremi de OO.PP. en el primer Gobierno de Bachelet. La “mesada” a Jorge Insunza El estilo del mayor conglomerado económico chileno –el único que figura entre los 100 más ricos del mundo, en el puesto 82, con una fortuna avaluada en US$13.500 millones, según el último ranking de Forbes– ha cobrado dos víctimas en el Gobierno, con apenas 31 días de diferencia. El PPD Jorge Insunza asumió el 11 de mayo como ministro secretario general de la Presidencia y debió renunciar el 7 de junio después de hacerse público que, mientras era presidente de la Comisión de Minería de la Cámara de Diputados, asesoraba a Antofagasta Minerals, brazo minero del grupo Luksic. El también PPD Adolfo Galindo, ex jefe de gabinete de la ministra de Minería, Aurora Williams, y miembro de la G90, dejó su cargo el pasado 8 de julio mientras se le hacía un sumario por el trato preferente otorgado a la minera Los Pelambres. En concreto, le entregó a Los Pelambres una carta, en abril, en la que certificaba la “buena fe” con que actuó la minera de los Luksic en la construcción y operación del botadero de residuos Cerro Amarillo, en la frontera con Argentina, y por lo cual Glencore mantiene dos juicios en su contra en tribunales trasandinos. “Me parece realmente insólito que haya empresas del grupo Luksic que le paguen a un parlamentario una especie de mesada, como pasó con Jorge Insunza. Muchos han criticado a Insunza, pero a mí me tiene horrorizado, ¡horrorizado!, o sea, ¿qué estaban pensando en el grupo Luksic cuando le pagan a un diputado que preside la Comisión de Minería?”, afirmó el rector de la U. Adolfo Ibáñez, Andrés Benítez, en la última edición de la revista Paula. Incluyó en su crítica al grupo Angelini, “que parece que le pagó el sueldo a (Rodrigo) Peñailillo, o SQM o Corpesca a Jaime Orpis”. Y remató: “Los tenían comprados a todos. Tengo una visión muy crítica de los políticos que aceptaron todo esto, pero a mí me parece que el político es mucho más vulnerable”. El también columnista de La Tercera asegura a El Mostrador que “el grupo Luksic está envuelto en una serie de escándalos, lo que ha sido costoso para su imagen. Me remito a lo que dijo Andrónico Luksic, esto le ha costado un gran desprestigio al Banco de Chile, si él lo dice, que es el más consciente de lo que ha pasado...”. Afirma que pagarle al diputado Insunza es “cruzar una línea bastante imprudente, su salida (del Gobierno) prueba que no era correcto y debiera ser investigado, porque (Pablo) Wagner (ex subsecretario de Minería que recibió pagos de Empresas Penta) está formalizado por cohecho por una cosa muy parecida”. Tener directorios con figuras de distintas tendencias políticas –opina– “es una forma de llevar a las empresas más allá de sus límites estrictamente productivos para vincularlas con el mundo político, lo que siempre es útil, pero se pueden cruzar líneas muy precarias”. Cree que no es una práctica extendida entre los grupos económicos chilenos ni necesaria, “hay empresarios igualmente exitosos que no lo hacen y Luksic no es grande porque tenga estos directores; es grande porque se lo ha ganado”. Apunta a que, en su caso, puede tener más que ver con su manera de ser, “de ver los negocios quizás demasiado vinculados a la política”, pero “cuotear” directorios –agrega– “es una fórmula que está siendo superada por los tiempos”. Coincide el abogado y experto en comunicación, Patricio Dussaillant: “Hoy día es mal visto tener políticos metidos en las empresas, porque la gente está viendo que ha existido una relación estrecha entre empresa, política y dinero y esto lo que hace es confirmarlo y en un contexto que se presume negativo, porque los grupos lo están haciendo para conseguir influencia o lobby en el Estado”. Dice que aunque así no sea, esa es la lectura que se le da. Proyecto de ley: desde tres a seis meses de restricción para puerta giratoria Hasta ahora, la ley establece un período de seis meses de restricción para que los funcionarios de instituciones fiscalizadoras, como las superintendencias de valores y bancos, puedan emplearse en una empresa que haya estado bajo su supervisión. El Consejo Asesor Presidencial Contra Conflictos de Interés, Tráfico de Influencias y Corrupción, presidido por el economista Eduardo Engel, fijó en un año el “período de enfriamiento” e incluyó a ministros y subsecretarios, prohibiendo además que en esa etapa pudiesen contactar a funcionarios de la entidad en que trabajaron u otros organismos del Estado en relación con materias en las que se tuvo responsabilidad. Sin embargo, el proyecto de ley enviado el 17 de junio fue más suave. Mantuvo en seis meses la restricción para que funcionarios de organismos fiscalizadores puedan prestar cualquier tipo de servicio a una empresa supervisada: Aduanas, Impuestos Internos, Fiscalía Nacional Económica, Dirección del Trabajo, superintendencias de Valores, de Bancos y de Seguridad Social, excluyendo a las de isapres y AFP, las carteras de Medio Ambiente, Telecomunicaciones y Energía, que son reguladores, explica María Jaraquemada, directora de investigación de Ciudadano Inteligente, que ha seguido paso a paso los proyectos anunciados y enviados al Congreso. Para los ministros y subsecretarios –primer y segundo nivel jerárquico- establece una prohibición de tres meses para trabajar en cualquier empresa fiscalizada después de dejar el cargo y les permite recibir un 75% de sus sueldos durante ese período. Establece una multa de 100 UTM para las personas que incumplan la norma y de 4 mil UF para la empresa que la transgreda. Y dos años para que ex funcionarios del Estado puedan realizar lobby en las entidades fiscalizadas. Al revés, del sector público al privado fija seis meses para directores o gerentes de empresas sujetas a fiscalización, es decir, no podría ingresar a trabajar en el Ministerio de Minería el director de una compañía del sector. Para Jaraquemada el riesgo de la “puerta giratoria” radica en que al contratar a un ex ministro o ex funcionario de Gobierno “pueda usar sus contactos para que la autoridad que hoy está en el cargo beneficie a la empresa porque él está ahí y no a otros”. Agrega que esta práctica antes no era muy criticada, “pero ahora sí, porque como sociedad estamos exigiendo mayor igualdad de trato: es imposible que exista una muralla china, pero tiene que haber reglas claras. Para estar tranquilos una nueva ley debiera incluir no sólo a fiscalizadores, sino a ministros y subsecretarios por un período de restricción mínimo de un año y máximo de dos. Seis meses me parece poco”. Fuente: http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2015/07/15/puerta-giratoria-publico-privada-todos-los-focos-sobre-el-grupo-luksic/
  11. Organizaciones declaran persona “Non Grata” a Ministro Pacheco y rechazan invasión hidroeléctrica en la Araucanía El Ciudadano · Hoy 07:06 Organizaciones territoriales de diferentes localidades de la Región de la Araucanía declararon persona non grata al Ministro de Energía Máximo Pacheco ante sus anuncios sobre planes para la región en materia energética, lo que fue catalogado de autoritarismo, centralismo y de colusión político empresarial. Asimismo, señalaron que empresas de energía que buscan el lucro a costa del intervencionismo y la depredación de los territorios no son bienvenidas. 3 Organizaciones territoriales de diferentes localidades de la Región de la Araucanía declararon persona non grata al Ministro de Energía Máximo Pacheco ante sus anuncios sobre planes para la región en materia energética, lo que fue catalogado de autoritarismo, centralismo y de colusión político empresarial. Asimismo, señalaron que empresas de energía que buscan el lucro a costa del intervencionismo y la depredación de los territorios no son bienvenidas. De la misma forma, ponen en alerta ante lo que han denominado un verdadero saqueo, llamado a fortalecer los procesos de defensa de los territorios y emplazan a las y los actores políticos de la región a asumir una discusión sobre qué tipo de desarrollo se requiere, así como a terminar con la pasividad y complacencia de varias autoridades y funcionarios, tanto de municipios, gobierno regional y universidades. COMUNICADO PÚBLICO ORGANIZACIONES TERRITORIALES REGIÓN DE LA ARAUCANÍA FRENTE A LOS ANUNCIOS OFICIALES ENERGÉTICOS. Luego de las declaraciones del Ministro de Energía, Máximo Pacheco, en su paso por la Región de la Araucanía, es posible comprender la vulneración de derechos que vienen cometiendo empresas en contra de comunidades y pobladores. En entrevista en medio impreso local el 24 de mayo del presente año, indica en su titular: “Las que han sabido aplicar el Convenio 169 (…) son empresas que van avanzando”. El personero confunde la obligación de aplicar e implementar el Convenio 169 de la OIT, ya que son los órganos públicos del estado quienes deben hacerlo y no las empresas. Las empresas deben RESPETAR las normas de derechos, no aplicarlo. Asimismo, el titular de la cartera de Energía, también reconoció que en la Región de la Araucanía hay en carpeta oficial 40 proyectos hidroeléctricos, promoviendo negociaciones muy por sobre el respeto a los derechos de las comunidades y pobladores, pasando a llevar a toda una Región, actos típicos de los centralismos y de gobernabilidad para los intereses empresariales. Este tipo de posiciones, que en nada comprenden los planteamientos de comunidades y familias que se oponen a proyectos hidroeléctricos, lamentablemente dan pie para que empresas cometan atropellos contra los territorios, tal cual viene ocurriendo en diversos sectores, dejando en evidencia que hay zonas que están siendo destinadas al “sacrificio” para fines de inversiones, intervenciones y afectaciones, en desmedro de la vida y desarrollo local y de espacios de reservas y conservación vitales para toda la Región. Decenas de proyectos hidroeléctricos en evaluación ambiental y otros en construcción en la Araucanía, tales como: Carilafquen Malalcahuello, Tacura, Caren, Truful Truful, entre otros de Melipeuco; Panqui, Añihuarraqui (Trakura), Puesco Momollulco, Estero Resbaloso, Maite, entre otros de Curarrehue; Llancafil de Pucón; Río Cautín, estero Pintoresco de Curacautín; Río Renaico en Collipulli-Renaico; Allipén de Cunco; Río Toltén en Pitrufquen – Freire, son claros ejemplos de una ofensiva empresarial que busca intervenir espacios de enorme importancia para la vida en la Región de la Araucanía, bajo el amparo y permisividad de órganos públicos como el Ministerio de Energía, quien ha venido actuando coludidamente con intereses empresariales. Es importante destacar que la construcción de estos proyectos implica también el avance de cientos de kilómetros de tendidos eléctricos para la conectividad de éstos y de un enorme daño a los territorios y sus fuentes de vida, a causa de la invasión de agentes afuerinos, algunos transnacionales, que buscan el lucro a costa de los territorios donde habitamos. Esto se suma a la afectación de ríos, el daño a ecosistemas, el impacto a las poblaciones locales en sus derechos sociales, ambientales, culturales e incluso económicos frente a sus vocaciones de desarrollo. Los anuncios del titular de Energía, reconociendo oficialmente 40 proyectos hidroeléctricos, ponen en evidencia los cientos de derechos de agua que el estado ha concedido en la Araucanía en los últimos años a diversas empresas y particulares, para fines hidroeléctricos. Esto se enmarca en la extensión del neoliberalismo, basado en la explotación y atropellos y conducido a su vez, por expresiones autoritarias y centralistas, actos que deben poner en alerta a todas las manifestaciones que aman a esta Región y los territorios, a quienes respetan y defienden los derechos humanos y a quienes les importa la vida y desarrollo de sus habitantes y medio ambiente, de acuerdo a los criterios, intereses y necesidades locales, en sus diversas esferas, incluyendo las ancestrales como parte de la realidad intercultural. Dejamos constancia de las graves violaciones a derechos que se vienen cometiendo a causa del conflicto energético: – La criminalización a comuneros Mapuche de Curacautín por defender el territorio de proyectos hidroeléctricos como “Doña Alicia” y Pintoresco. – La imposición de postes en terrenos de comunidades relacionados al proyecto línea de transmisión Caren Bajo y Melipeuco, de manera irregular y en momentos en que aún el proyecto se encuentra en evaluación. Esto es parte de la conectividad de los proyectos hidroeléctricos de la transnacional Latin America Power. – Los diversos quiebres sociales y culturales que vienen cometiendo las empresas a causa de sus políticas de cooptación y asistencialismo. La relación de estos proyectos hidroeléctricos, está estrechamente vinculada a la conectividad central para fines industriales, como la celulosa y la minería, esta última también amenaza en fases exploratorias a varias zonas de esta región, como son Melipeuco y Curarrehue. Reiteramos que las oposiciones a este tipo de actividades en la Región, no son antojadizas, obedecen a la necesidad de protección de las últimas reservas naturales y sus fuentes de agua, que vienen siendo sistemáticamente depredadas a causa de este tipo de modelos (forestales, celulosa, energéticas, salmoneras), desplazando progresivamente diversas actividades de la vida rural familiar y comunitaria, colapsando la vida urbana y afectando actividades locales tales como: Agricultura, recolección, turismo, frutícolas, gastronomía, crianza, recreativas, deportes, artes, oficios y saberes tradicionales, donde los elementos de la naturaleza que aún sobreviven, son indispensables para su desarrollo. Por lo expuesto, rechazamos las imposiciones de modelos que en nada contribuyen al bienestar de la Región y sus actuales propuestas de “asociatividades” y “rebajas de luz”, junto con ofrecimientos de fuentes de trabajo mediático, pero que a la postre significan un profundo empobrecimiento en todas sus formas para esta Región. Por ello, ante los anuncios manifestados por el Ministro de Energía Máximo Pacheco, lo declaramos persona “Non Grata”, como asimismo, a toda empresa que pretende el lucro a costa del intervencionismo y afectación de nuestras formas y fuentes de vida. No son bienvenidos. Emplazamos a las y los actores políticos de la región a asumir una discusión sobre qué tipo de desarrollo queremos, así como a terminar con la pasividad y complacencia de varias autoridades y funcionarios, tanto de municipios, gobierno regional y universidades, frente al verdadero saqueo de que somos objeto. Hacemos un llamado a fortalecer los procesos de defensa de los territorios y emplazamos a las diversas autoridades y funcionarios de los diversos órganos públicos a asumir una posición activa en defender los intereses de la Región, localidades y territorios ante esta afrenta. Suscriben la presente carta, – Red Defensa Territorios – Lof Mapu Karilafken, Pitrufquen – Movimiento Los Ríos Nos Unen Cuenca Trancura Curarrehue – Pucón – Consejo Territorial Mapuche de Pucón – Lof Mapu Cuenca del Cabedaña – Catripulli – Defensa territorio ancestral – Sahuelhue (Melipeuco) – Casa Rayün Mapu de Cunco – Agrupación Cultural Huitral Mapu de Curacautín – Comité de Defensa de Derechos Ciudadanos AGUA Y BOSQUE, Collipulli Mapuexpress Fuente: http://www.elciudadano.cl/2015/06/07/172108/organizaciones-declaran-persona-non-grata-a-ministro-pacheco-y-rechazan-invasion-hidroelectrica-en-la-araucania/
  12. Topic de Archivo 2015 Caso Caimanes Caimanes: el pueblo que la minera del Grupo Luksic dejó sin agua En respuesta a: - Enviado por Adolfo Garrido Contreras* Publicado: 28 .01 .2015 Caimanes. ¿Qué es eso? Pocos lo saben. Por eso fui junto a mi hija y unos amigos hasta allá: a Caimanes, un pueblo en la comuna de Los Vilos, provincia del Choapa, Cuarta Región. Lo que encontramos fue una comunidad a la que Minera Los Pelambres, del Grupo Luksic, dejó sin agua, como ya ha pasado tantas veces con este tipo de empresas o con las agroindustrias que compiten con las comunidades por el uso de este compuesto vital. Vemos que en Chile son demasiadas las veces que el gallito lo gana la empresa y lo pierde la gente, la que queda –literalmente– seca y defecando en bolsas de plástico. El problema adicional de las mineras es que cuando el agua se mezcla con ácido sulfúrico, ésta es irrecuperable de por vida (el ácido sulfúrico es uno de los compuestos químicos más corrosivos y tóxicos usados para romper la roca y sacar el mineral). Caimanes es hoy una localidad que tiene agua contaminada e intomable, un tranque de relave que amenaza con derramarse sobre su par de miles de habitantes y que sufre la típica división social que producen estas empresas y sus equipos de intervención. Por supuesto, como pasa siempre, nada se ve del desarrollo y del trabajo que se promete cuando la mega empresa llega con sus camiones, luces, retroexcavadoras y esperanzas de plástico. Dinero versus destrucción del ecosistema y la tranquilidad comunitaria: la gran disyuntiva o el espejismo con el que se hipnotiza a las poblaciones. Hay una horda de periodistas, sociólogos, antropólogos e ingenieros que han generado un manual o una rutina para meterse en una comunidad y fascinarla con un par de brillos o el tintineo de algunas monedas. Con eso logran enfrentar a hermanos contra hermanos, padres contra hijos o vecinos contra vecinos y, ya implantado el virus de la desconfianza y el miedo, el resto se hace solo. Caimanes logró oponerse desde mediados de la década pasada a esta invasión sencillamente mortal. Sus habitantes fueron traicionados por unos cuantos dirigentes, como es habitual, pero lograron reaccionar. Tras obtener dos resoluciones de la Corte Suprema para restablecer el curso de agua que abastecía a la ciudad, y ante la negativa por parte de Minera Los Pelambres a acatar dichas resoluciones, los habitantes se tomaron el camino de acceso a las faenas hace 62 días. Pero la toma es dura y, por supuesto, la empresa juega a cansarlos. ¿Cuánto aguantarán bebiendo agua envasada –los que pueden– o exponiéndose a graves enfermedades –los que no pueden–? ¿Cuánto soportarán sabiendo que este lago de veneno se construyó justo en el cerro y sobre las fuentes subterráneas de agua que, probablemente, ya fueron contaminadas? ¿Cómo seguirán durmiendo, sabiendo que ellos y sus hijos pueden ser arrastrados por esa riada maldita cuando el cerro que está sobre sus cabezas ceda por algún terremoto? Además de aguantar, sólo les quedan dos opciones: alejarse de sus raíces y lograr una indemnización que nunca va a cubrir el daño real o, simplemente, cansarse y abandonar. La disyuntiva es brutal. De todas maneras, el pueblo está condenado. Sus formas de vida tan comunitarias y peculiares ya han sido arrasadas. Antes de la llegada de la empresa eran un sólo cuerpo: todo se hacía en familia, las casas y los autos quedaban siempre abiertos, y las bicicletas y juguetes, tirados en la calle. Podían confiar. Hoy no es así. Por la población flotante y la división que provocó la negociación obligada con la empresa, empezaron a conocer las llaves, los candados, las rejas, la desconfianza, la insidia inyectada por los expertos del trabajo sucio social y todas las formas de rumor que, simplemente, terminaron por destruir las bases de su armonía. Pero hay también buenas noticias: el pueblo logró recuperarse y, después de que unas cinco familias recibieron una jugosa suma para firmar los acuerdos a espaldas de sus representados, reordenó sus fuerzas. Muchos rechazaron el par millones con los que la empresa del Grupo Luksic pretendía cerrarles la boca. Acordaron echarlos transparentemente a un fondo común y, devolviendo las mismas flechas con las que los atacaban, se tomaron entre todos el camino a las faenas. Más de dos meses llevan resistiendo sin que casi nadie sepa, ni de la acción rebelde ni de sus razones. Las calles se vaciaron en Navidad y en año nuevo: terminaron todos unidos en la toma, como ya no les sucedía hace demasiado tiempo. Estaban al medio de un camino polvoriento y desolado, pero juntos. Por el tiempo que les quede, pero intensamente juntos. Ya fueron vencidos el calor, la tierra, la falta de agua, la lejanía de la familia, los conflictos artificiales, los miedos, los riesgos para la salud, las incomodidades, las plagas y lo que se pueda imaginar de un terreno semidesértico y un sistema que los amenaza como nunca. El resultado final no depende sólo de ellos, sino de todos los que podamos difundir este aporreo silenciado y sumarnos a lo que nos afecta o, tarde o temprano, nos afectará personalmente. Pensemos: si el pueblo de Caimanes no hubiera estado emplazado allí, Luksic y sus intereses no habrían tenido una sola dificultad para plantar un tranque de relaves encima de las fuentes hídricas de esa zona, cortar sus cursos de agua dulce y llenar de ácido todo lo que hubiera querido. Todo sin que nadie se hubiera enterado, porque ni siquiera ese humilde y ensombrecido pueblo hubiera levantado su hilo de voz. Eso está pasando en el mar, en el desierto, en las montañas y en muchas otras lejanías donde nadie lo ve aún; por lo que, ahora que lo podemos sentir gracias a esta comunidad afectada, lo menos que podemos hacer es estar junto a ellos, cuántas veces podamos. Volver a estar juntos como hace muchos años ya no lo sabemos hacer. Intensamente juntos, arrinconados y golpeados, pero juntos hasta donde nos sea posible. Fuente: http://ciperchile.cl/2015/01/28/caimanes-el-pueblo-que-la-minera-del-grupo-luksic-dejo-sin-agua/
×