Saltar al contenido

Cambiar

Foto

[Almas Gemelas] Capítulo 13: "Locura"


  • Please log in to reply
8 respuestas a este tema

#1
Zergipio

Zergipio

    Administrador Favorito del Pueblo

  • Administrador
  • 39.549 Mensajes
  • Sexo:Hombre
  • Ubicación:En Inés Matte Urrejola...
Escena 01 / Exterior / Casa Ferrer / Día
Isaías, Marcelo.


Marcelo, impactado, hace encajar todas las piezas terminando de completar el puzzle en su cabeza.

Pero no sólo la conociste a ella... Si buscas bien en tus recuerdos, te darás cuenta que hay otras personas involucradas en esa historia... Y a Rebecca no le conviene que sepas quienes son... – recuerda Marcelo las palabras de Orlando.

- ¡Es cierto, Isaías! ¡Es todo cierto! –exclama Marcelo, agitado y tomando de los hombros a su amigo.- ¡Lorena y yo somos almas gemelas!
- ¿De qué estupidez me estás hablando, huevón por favor? -preguntó Isaías, impotente, soltándose.- O sea… ¡¿Por qué Lorena y tú van a ser almas gemelas?!
- Porque nos conocemos desde hace mucho tiempo atrás… Hace siglos... De hecho, Rebecca está intentando separarnos. ¡A ella también la conocíamos!

Isaías extrañado e incrédulo se desordena el pelo para dar un fuerte grito.

- ¡Cállate Marcelo, por Dios! ¡Cállate! –le dijo Isaías, consternado.- Por favor, escucha toda la sarta de estupideces que me estás diciendo: ¿vidas pasadas? ¿almas gemelas? –comienza a retroceder un poco asustado.- ¡Estás loco, huevón! ¡Completamente loco!
- No hay tiempo para intentar explicártelo ahora… pero dime… ¿dónde está Lorena? -preguntó Marcelo, acercándose a su amigo.
- Fue a ver a Rebecca -respondió Isaías, desconcertado.
- ¡¿Qué?!
- Lorena también está mal y tiene que verla -respondió Isaías, seguro.- Es su doctora... Y tú también deberías verla...

Nuevo impacto en Marcelo quien sale corriendo en busca de su amada. Isaías lo observa alejarse, pálido, sin entender nada.


CAPÍTULO 13: LOCURA
Por Shaskamaro



Escena 02 / Interior / Consulta / Consulta Rebecca / Día
Rebecca, Orlando


Rebecca está ordenando su consulta: reuniendo papeles y recogiendo los pequeños adornos del escritorio que se encuentran esparcidos por el piso, satisfecha con la ejecución de su plan. En ese momento, entra Orlando, acelerado.

- Rebecca ¡¿qué fue lo que pasó?! -preguntó el hombre, observando desconcertado el lugar.
- ¡Orlando, me asustaste! -exclamó Rebecca, fingiendo estar asustada y llevándose una mano al pecho.- Es terrible...
- ¿Estás bien? -inquirió Orlando, preocupado, acercándose-. Rebecca ¡¿qué son esos cortes, por Dios?!

Rebecca, cínica comienza a llorar.

- Lorena se volvió loca, Orlando –dijo Rebecca, angustiada.- Completamente loca... Ella me atacó... Se me tiró encima con un cuchillo...
- ¡¿Qué?!... Pero… ¡¿Por qué?!...
- Descubrió toda la verdad… No sé cómo, pero se enteró de toda mi investigación.-comenzó a decir la psiquiatra, llorando, controlando perfectamente la situación.- Supo todo acerca de las vidas pasadas y de su amor con Marcelo... Y bueno se descontroló, tuvo una crisis… Y se descompensó... Supongo que no tú no le has dicho nada a nadie, ¿verdad?
- No, ¿cómo se te ocurre?...
- Estoy tan asustada... La hubieras visto, Orlando, parecía un animal... Perdió la razón... Nunca había visto a nadie tan fuera de sí...

Orlando impactado no puede creer lo que oye.

- Van a tener que practicarle una lobotomía -remató Rebecca, arreglándose la ropa-. Ya se la llevaron...
- ¡Una lobotomía! ¿Está segura, Rebecca? -dijo Orlando, negando con el cabeza, incrédulo-. ¡No lo puedo creer!
- Me siento tan mal, Orlando… tan culpable… te juro que no era mi intención que pasara todo esto, pero se me escapó de las manos... ¡Todo se fue a la mierda por mi culpa, por mi falta de profesionalismo!... Orlando, perdóname por favor… te juro que ya entendí que no soy quien para separar dos almas que tienen que estar juntas… ¡Debí haberte escuchado de un principio!

El hombre conmovido abraza fuertemente a su amiga. Rebecca, sonríe, maliciosa.

- Tranquila, Rebecca –le dijo Orlando, conmovido.- No vale la pena que te atormentes por lo que pasó a Lorena, ella también tenía otros problemas… yo creo que esto fue sólo la gota que rebalsó el vaso en su vida...
- Mira en lo que terminó todo esto… - dijo Rebecca, observando su oficina.
- No te preocupes por eso.- la tranquilizó Orlando, yendo a buscar un vaso con agua.- Ya vamos a arreglar todo este desorden... Ahora tienes que calmarte y descansar.

Rebecca toma un sorbo de agua y mira a Orlando, frágil y descompuesta.

- Orlando ¿me perdonas, verdad? –le preguntó Rebecca, demostrando en su rostro un total y falso arrepentimiento.
- No tengo nada que perdonarte -respondió el hombre, tomándole la mano y acariciándola.
- ¿Te puedo pedir un favor?
- Sí, claro. El que quieras….
- Llévame al departamento, por favor y quédate conmigo... Necesito de tu compañía.- pidió Rebecca, manipuladora.- No quiero estar sola...
- Por supuesto que sí... Vamos...

Orlando ayuda a levantar a Rebecca del piso luego de besarla cariñosamente en la frente. La mujer oculta su sonrisa de satisfacción. Ambos salen de la oficina.


Escena 03 / Interior / Dormitorio María Pilar / Casa Ferrer / Día
Christopher, María Pilar, Beatriz.


María Pilar no puede creer las palabras de un convencido pero angustiado Christopher.

- Estás loco, Christopher. Con esto me demuestras que de verdad estás de patio -sentenció María Pilar, levantándose de la cama.
- No, María Pilar –le dijo Christopher, preocupado.- Te juro que esta vez tengo la razón... No estoy loco…
- Pero ¡escucha lo que estás diciendo! –interrumpió la muchacha.- Que Beatriz quiere hacerme daño... ¿Cómo se te puede pasar por la cabeza? ¡No seas estúpido!
- Por favor María Pilar abre los ojos. Beatriz llegó a esta casa con la única intención de hacerte daño… Créeme por lo que más quieras... Hablo en serio...

María Pilar cierra los ojos, sobrepasada. Toma aire intentando calmarse.

- ¿Sabes que mas? –le dijo María Pilar, abriendo los ojos.- Me cansé Christopher. Me cansé de ti y de tus estupideces. Esto pasó todos los límites... Así que hazme el favor de volver a abrir esa ventana e irte lejos... No quiero verte más...
- Pero...
- ¡Beatriz y yo somos primas!... ¿Sabes lo que es eso? Un lazo de sangre nos une y por lo mismo nos queremos...
- ¿Qué puedo hacer para que me creas?
- Nada… De lo único que estoy segura es que quiero que te vayas ahora ya... ¡Y no vuelvas! ¡No te quiero volver a ver por el resto de mi vida!

Christopher mira triste a María Pilar, haciendo pucheros. La muchacha se mantiene intransigente.

- ¡Ándate ahora! -exclamó, indicando la ventana.

El joven cabizbajo abre la ventana para iniciar su retirada del lugar. María Pilar cansada de la situación se sienta sobre la cama y apoya la cara entre sus manos, pensativa. En ese momento la puerta de la habitación se abre: es Beatriz.

- ¿Prima, te pasa algo? –le preguntó Beatriz, tierna.

María Pilar da un respingo para observar a Beatriz, confundida.


Escena 04 / Interior / Living / Departamento Rebecca / Día
Rebecca, Orlando


Orlando, atento, está entregándole un vaso con agua a Rebecca para que pueda tomarse unos medicamentos. La mujer está recostada en uno de sus sillones cubierta por una manta.

- Gracias -dijo la mujer, después de tomarse dos pastillas y devolverle el vaso.
- Con esos calmantes te vas a sentir mucho mejor. Ya vas a ver -dijo Orlando, sonriente, acariciándole la frente.

Rebecca suspira con una débil sonrisa dibujada en los labios.

- ¿Qué pasa? -preguntó el hombre, un poco sorprendido por el gesto.
- A pesar de todo lo que pasó… Estoy contenta de saber que te tengo a mi lado -dijo Rebecca, tomándole la mano.

Orlando la mira feliz.

- Al fin estamos como deberíamos haber estado desde un principio: juntos -sentenció Rebecca, firme.- Ésta ha sido la lección más grande de mi vida...
- ¡Mi amor! -exclamó Orlando, feliz, dándole un pequeño beso en los labios.- ¡Siempre te lo dije! ¡Tal como Marcelo y Lorena estaban predestinados a estar juntos nosotros también lo estábamos!
- ¡Estar contigo es el mejor regalo que me ha dado la vida! -exclamó Rebecca, cínica, levantándose-. ¿Qué te parece si hacemos un brindis? Esto merece que celebremos.
- Pero, Rebecca… ¿no sería mejor que descansaras?-. preguntó Orlando, preocupado.- Además, acabas de tomarte unos calmantes...
- Es sólo un brindis, tú como médico sabes que no hace mal... Además tu compañía es mi mejor remedio... Anda por una champaña que tengo en el refrigerador... Yo me encargo de las copas...

Orlando que no puede estar más feliz le da un apasionado beso en los labios y se dirige a interiores en busca de la bebida. Rebecca, saca rápido dos copas de una repisa y luego saca de su bolsillo un frasco que abre, sonriendo maquiavélica.

- Bien poco durará el mejor regalo de mi vida –susurró Rebecca, mientras vacía unos polvos en una de las copas.

Rebecca sonríe, triunfadora.


Escena 05 / Interior / Recepción / Consulta Rebecca / Día
Marcelo, Julieta.


Julieta, entretenida, juega al solitario en su computador. De un momento a otro Marcelo llega corriendo, agitado, en dirección a la oficina de Rebecca.

- ¿Para dónde cree que va de esa manera? -preguntó Julieta, levantándose de su asiento, molesta.
- ¡Necesito ver a Lorena! ¡¿Está dentro, verdad?!...
- No está...
- Sé que está ahí... Con Rebecca...
- La doctora no está atendiendo en este momento y la señorita Lorena tampoco está aquí...
- ¿Y dónde está entonces? ¡No me mienta! ¡Me dijeron que tenía una cita con Rebecca! -exclamó Marcelo, desesperado.

Julieta, complicada, no sabe qué decir.

- ¡Hable de una buena vez! –le gritó Marcelo, desesperado.
- Lo siento mucho señor, pero la señorita Lorena tuvo que ser internada en un hospital psiquiátrico...

Marcelo, impactado no lo puede creer.


Escena 06 / Interior / Sala / Hospital Siquiátrico / Día
Lorena, Enfermero.


El hospital siquiátrico es un lugar amplio y gris. Todo en él parece uniforme: desde las paredes y ventanas hasta las vestimentas de los enfermeros y doctores que transitan sin ninguna expresión de asombro o dolor en su rostro. Pareciera que dentro el tiempo no existiera ya que los días transcurren igual impregnados del sabor amargo de tan diversos medicamentos que tienen como única función la de dejar que la vida transcurra dentro de esas paredes sin mayores sobresaltos.

Una pequeña mujer, morena y acabada no para de llorar en su cama recordando buenos tiempos al momento de que una lenta muchacha le ofrece una galleta para aliviar la pena mientras le cuenta que es esquizofrénica. En otra de las habitaciones un joven le conversa a un tipo encadenado a su cama sobre su madre, mientras se orina los pantalones. Sobre la cama de al lado un anciano grita por la ventana que se ganó el Kino.

En una de esas mismas piezas se encuentra Lorena, sin camisa de fuerza, mirando por la ventana el vacío.

- Rebecca es una asesina... me mató… y a Marcelo también lo mató… lo mató… ¿Por qué lo mató?... ¿por qué es tan?... ¿por qué es tan mala?... Él… él es mi alma gemela… ¡Marcelo, Marcelo!... ¡Sácame de aquí!... -comienza a llorar mientras se agarra de uno de los barrotes de la ventana-. ¡Sáquenme de aquí, por favor!.

Un enfermero entra rápidamente a la habitación con una jeringa que no se demora en inyectar. Lorena cae a la cama, sedada.


Escena 07 / Interior / Dormitorio María Pilar / Casa Ferrer / Día
María Pilar, Beatriz.


Beatriz desde el umbral y con la puerta entreabierta sigue esperando una respuesta de su prima.

- ¡Hey, María Pilar… te estoy hablando! -intentó llamar la atención Beatriz, divertida.

María Pilar sigue en silencio, inmóvil y con la vista pegada en su prima.

- A ver, veamos qué pasa por acá -dijo Beatriz, cerrando la puerta para entrar en la pieza y sentarse en la cama, al lado de su prima.- Vamos, cuéntame qué te pasa...
- Es que… esto…. Es muy difícil -respondió María Pilar, complicada.

María Pilar, con angustia, no se atreve a mirar a Beatriz.

- Pero prima ¡Dame una pista! -exclamó Beatriz, tomándole la mano y empezando a hacerle cariños.- ¡Vamos, confía en mí!... Dime… ¿qué sientes?

María Pilar, espantada se levanta de inmediato alejándose de Beatriz.

- ¡Nada! -preguntó María Pilar, un poco molesta, mirando a través la ventana.- No siento nada...

Beatriz rápidamente se levanta, siguiéndola para tomarla del hombro y voltearla hacia ella. Beatriz y María Pilar se quedan mirando directamente a los ojos.

- ¿De verdad no sientes nada? –preguntó Beatriz, dueña de la situación.
- ¿Qué se supone que debería sentir? –preguntó María Pilar, complicada.
- Eso es justamente lo que me tienes que responder tú. ¡Ya pues, prima! ¿Qué quieres? ¿Qué quieres de mí?

María Pilar, aterrada, no sabe como reaccionar. Beatriz sin mayores preámbulos se acerca para darle un apasionado beso.


Escena 08 / Interior / Living / Departamento Rebecca / Día
Rebecca, Orlando, Isaías.


Orlando comienza a ahogarse mientras se lleva una mano al pecho y cae de rodillas al instante en que la copa con champaña vacía cae en el suelo haciéndose añicos. Rebecca lo observa con una perversa sonrisa, segura de lo que ha hecho mientras el hombre se aferra de sus tobillos.

- Rebecca… No puedo respirar… Ayúdame… -clamó Orlando, a duras penas mientras cae al piso revolcándose de dolor.
- No debiste haberme traicionado de la forma en que lo hiciste, Orlando.- dijo Rebecca, indolente, quitándole su pie.- Eso fue muy feo de tu parte considerando que sabes como terminan los que me traicionan...

Orlando intenta desabrocharse el botón de la camisa, sin éxito.

- Rebecca… yo nunca quise traicionarte… ayúdame por favor, llama una ambulancia…-exclamó el hombre, desesperado mientras las lágrimas empiezan a cubrir su rostro.
- ¡Estás loco! No voy a evitarte todo el sufrimiento… ¡Es lo mínimo que te mereces por lo que hiciste! ¡Por ingrato! ¡Por desleal! ¡Por maricón!
- Rebecca –dijo Orlando, intentando tomar su celular.- No puedo...
- En estos pocos minutos de vida que te quedan vas a pagar todo lo que me hiciste, imbécil –dijo Rebecca, quitándole el celular.- ¿A quién ibas a llamar?... ¿A Marcelo?... ¿No te bastó lo que hablaste con él?

Rebecca, furiosa, le pega una patada en el piso a Orlando.

- Te vas a pudrir en el infierno –le dijo Rebecca, maliciosa.
- Rebecca… yo te amo… ¡te amo!...

Rebecca estalla en una maquiavélica carcajada.

- ¡Pues yo no, imbécil! Yo no te amo y jamás te he amado… Mi único amor, Orlando, se llama Marcelo… ¡Y lo voy a amar en esta vida y en todas las que vengan!...

Orlando desesperado, intenta alcanzarla estirando uno de sus brazos pero Rebecca sólo lo observa negando con la cabeza.

- ¡Tan patético Orlando! Y lo peor que hasta el final…

El brazo de Orlando cae de improviso pues el hombre que ya no puede más de dolor, muere. En ese momento el timbre suena. Rebecca, impactada, sin saber qué hacer. EL timbre nuevamente suena. Rebecca, asustada corre hacia el cuerpo de Orlando y lo traslada hacia detrás del sillón, escondiéndolo. Va a abrir la puerta. Es Isaías.

- ¡Isaías! –exclamó Rebecca, nerviosa.- ¿Qué estás haciendo acá?
- Disculpe que haya llegado hasta acá, doctora, pero necesitaba contarle algo -dijo Isaías, nervioso.
- ¿Qué pasa? -preguntó Rebecca, un poco molesta.
- Se trata de Marcelo... ¡Marcelo también se volvió loco!

Rebecca impactada.


Escena 09 / Interior / Recepción / Hospital Siquiátrico / Día
Marcelo, Secretaria.


Marcelo entra al hospital siquiátrico y se dirige de inmediato a la recepción, algo angustiado por la atmósfera del lugar.

- Buenos días, señor… ¿en qué lo puedo ayudar? -preguntó la secretaria, amable.
- Buenas días. Necesito ver a la señorita Lorena Carvajal, por favor -respondió Marcelo, tratando de verse lo más calmado posible.
- Déjeme revisar -dijo la secretaria mientras teclea el nombre en el computador.- Lo siento, señor pero Lorena Carvajal acaba de ingresar al hospital y tiene estrictamente prohibida las visitas... Es mejor que la venga a ver otro día cuando esté más estabilizada..

Marcelo traga saliva, angustiado y sin saber qué hacer.


Escena 10 / Interior / Cocina / Casa Ferrer / Día
Christopher, Magda.


Magda está secando los platos mientras tararea una conocida canción que tocan en la radio. En ese momento, entra Christopher de improviso.

- ¡¿Qué está haciendo acá, usted?! -preguntó Magda, molesta, dejando sus labores de lado- ¡¿Cómo se le ocurre entrar así a esta casa?!
- Disculpe, señora Magda pero necesitaba hablar con usted. Es algo de vida o muerte -explicó Christopher, desesperado.
- ¡Qué vida o muerte ni que nada! ¡Salga de acá ahora si no quiere que llame a los carabineros por violación a la morada privada! -exclamó Magda apuntando la puerta con un paño.- La señora Benedicta fue bien clara con usted...

Magda se acerca a Christopher, intimidante.

- ¡Pero escúcheme primero! –le pidió Christopher, suplicante.- Si quiere después llama a los pacos… pero lo que tengo que decirle es algo muy importante...
- ¡Ya le dije que no tengo nada que hablar con usted!
- ¡Se trata de María Pilar!
- ¡Límpiese la boca antes de hablar de mi niña! -dijo Magda, molesta acercándose a Christopher quien retrocede a la pared.- ¿Qué quiere de ella? ¿Que le perdone todas las chanchadas que le hizo?
- No, sino que la protejamos...
- ¿Protegerla de qué? -preguntó Magda, extrañada.
- De Beatriz...

Magda se queda de una pieza. En el fondo, sabe que Christopher tiene razón.

- ¿Qué pasa con Beatriz? –preguntó Magda, suspicaz.
- Ella llegó a esta casa para hacerle daño a María Pilar y sólo usted y yo podemos hacer algo para que nada le pase...

Magda, confundida y nerviosa parece encontrarle razón a Christopher quien luce decidido y firme.


Escena 11 / Interior / Living / Casa Ferrer / Día
Beatriz, Benedicta.


Benedecita, rosario en mano y muy nerviosa reza con mucha devoción y concentración a una imagen de la virgen que tiene en el living. Beatriz entra, temerosa.

- Tía… ¿puedo hablar con usted? -preguntó Beatriz, suavemente.
- ¡Me asustaste, niña! -exclamó Benedicta, dándose vuelta-. ¿Tiene que ser ahora?
- La verdad es que sí... Es algo muy grave lo que tengo que decirle...

Benedicta, suspicaz, se acerca a Beatriz, mirándola con desconcierto.

- ¿Estabas llorando? -preguntó Benedicta, preocupada dándose cuenta de los ojos llorosos de su sobrina-. ¿Qué está pasando?
- ¡Algo horrible tía! ¡No sé como empezar a decírselo!...
- ¡Habla de una buena vez que me pones más nerviosa por el amor de Dios!-.
- Es sobre María Pilar...
- ¿Qué pasa con ella, Beatriz?
- A su hija… Le gustan las mujeres...

El rostro de Benedicta se horroriza.

- María Pilar se me insinuó y trató de besarme –le dijo Beatriz, fingiendo dolor.

Fuerte impacto en Benedicta que se lleva una mano al pecho.


Escena 12 / Interior / Living / Departamento Rebecca / Día
Rebecca, Isaías.


Rebecca no entiende bien las palabras de Isaías.

- No entiendo bien a lo que te refieres, Isaías -dijo Rebecca, extrañada.- ¿Cómo es eso de que Marcelo se volvió loco?
- ¿Puedo pasar?
- Sí, claro… adelante… siéntate ahí...

Rebecca indica un sillón en el lado opuesto de donde yace el cuerpo de Orlando. Isaías se sienta.

- Explícame ahora que está pasando –le dijo Rebecca, firme.
- Marcelo se trastornó. Hablé con él hace un momento y está desesperado buscando a Lorena... De verdad nunca lo había visto así… tan descontrolado y hablando tantas cosas extrañas -explicó Isaías, intentando tranquilizarse.
- ¿De qué cosas habló? -preguntó Rebecca, interesada.
- No entendí bien… Pero mencionó algo de vidas pasadas... De que él y Lorena eran almas gemelas... Puras estupideces...

Rebecca se levanta un poco nerviosa. Isaías espera una respuesta.

- ¿Qué opina, doctora? –le preguntó Isaías, preocupado.
- La situación de Marcelo me da mucha pena...
- ¿Pena? ¿Por qué? -preguntó Isaías, desconcertado.
- Hay algo que ni tú ni Marcelo saben... Lorena… está internada en un psiquiátrico - añadió Rebecca, suave.
- ¡¿Qué?! -preguntó Isaías, impactado.
- No me hagas repetirlo de nuevo, por favor... Es algo doloroso también para mí... Ella es mi paciente...

Isaías se levanta y camina de un lado hacia otro, consternado.

- Lorena no puede estar en un manicomio... No puede ser.- dijo Isaías, triste, sin poder creerlo.
- Lo siento mucho, Isaías pero Lorena está mal, muy mal y lo mejor que podía hacer por ella era internarla. Vas a ver que con el tiempo va a volver a ser la misma de antes...
- ¡No puede ser, Rebecca! ¡No puede ser! -se lamentaba Isaías, llorando.

Rebecca se agacha para tomarle las manos y mirarlo directamente a los ojos, compasiva, cínica.

- Isaías, tienes que ser fuerte con lo que está pasando. Yo pienso que Marcelo está intentando confundirnos así que tienes que estar lo más atento que puedas. No puedes permitirte estar así de destruido -dijo Rebecca, segura, manipuladora.

Isaías asiente con la cabeza gacha, secándose las lágrimas.

- Ahora vas a secarte las lágrimas y me vas a acompañar al hospital. Marcelo es capaz de hacer cualquier cosa...

Rebecca e Isaías se disponen a salir.


Escena 13 / Interior / Pasillo / Hospital Siquiátrico / Día
Marcelo.


Marcelo vestido de enfermero se interna por los pasillos del hospital psiquiátrico con la firme convicción de encontrar a Lorena. Unos enfermeros pasan con una camilla y Marcelo asustado se esconde detrás de una pared. Los enfermeros pasan y Marcelo sigue su camino.


Escena 14 / Interior / Sala / Hospital Siquiátrico / Día
Marcelo, Lorena.


Lorena sigue sedada sobre la cama, con los ojos entreabiertos y el cuerpo muy pesado. Marcelo entra rápidamente, encontrándose con la cruel escena. Marcelo, dolido, no puede creer lo que está viendo, impresionado. Se acerca lentamente a la cama y le toma la mano a Lorena, preocupado.

- Lorena, mi amor –le dijo Marcelo, enamorado.- Tranquila… Te voy a sacar de aquí...

Marcelo firme le hace cariños en la mano. Lorena sigue sin reaccionar.


Escena 15 / Interior / Dormitorio María Pilar / Casa Ferrer / Día
María Pilar, Benedicta.


María Pilar está recostada, llorando, sintiéndose culpable por el beso que se dio con Beatriz. Un sinfín de cuestionamientos la atormentan y no la dejan estar tranquila con sus sentimientos. Benedicta entra de improviso, sin golpear la puerta, firme. María Pilar se incorpora apenas, secándose las lágrimas.

- María Pilar, nosotras dos tenemos que hablar -dijo Benedicta, molesta.
- ¿Sí? Dígame que pasa, mamá.-dijo María Pilar, tratando de verse lo más normal posible.
- Tenemos que hablar sobre Beatriz-.
- ¿Sobre Beatriz? No entiendo -respondió Maria Pilar, nerviosa.

Benedicta, convencida y autoritaria, le da una fuerte cachetada a María Pilar.

- ¡¿Desde cuando te gustan las mujeres, chiquilla inmoral?! –le gritó Benedicta, furiosa.

Benedicta, firme en su posición. María Pilar sorprendida, se soba la mejilla golpeada.


Escena 16 / Interior / Pasillo / Casa Ferrer / Día
Beatriz, Magda, Christopher.


Beatriz, con la oreja pegada en la puerta de la habitación de María Pilar escucha interesada la discusión. En eso se voltea y se encuentra con los rostros de Magda y Christopher, impávidos.

- No sé qué está pasando –dijo Beatriz, volviendo a fingir.- Yo no...
- Ya no es necesario que sigas actuando, mosca muerta –le dijo Magda, interrumpiéndola, segura.
- Te descubrimos, Beatriz -remató Christopher, convencido.- Estás perdida...

Beatriz, nerviosa, no sabe qué hacer ni decir.


Escena 17 / Interior / Sala / Hospital Siquiátrico / Día
Marcelo, Lorena, Rebecca, Isaías, Enfermeros.


Marcelo con Lorena en brazos y a duras penas logra abrir una puerta, intentando escapar del hospital psiquiátrico. Se encuentre frente a frente con Rebecca, Isaías y algunos enfermeros.

- ¡Deténgase, señor! -gritó un enfermero, molesto.

Marcelo, sorprendido, no sabe cómo reaccionar.

- Entrégueme de inmediato a la señorita Carvajal -dijo el otro enfermo, acercándose.
- Señor, por favor… -intenta decir Marcelo, descolocado.- Ustedes no pueden...
- ¡Suéltala te dicen! –le gritó Isaías, firme.

Marcelo retrocede un paso. Rebecca observa la situación de brazos cruzados, sonriente.

- ¡No haga más difícil la situación, señor! ¿Quiere? ¡No se da cuenta que la señorita Carvajal se encuentra mal? –le dijo el enfermero.
- Haz lo que te ordenan, Marcelo -ordenó Rebecca, tajante.- Es por su bien...

Marcelo, triste e impotente, entrega el cuerpo de Lorena al enfermero. Isaías se acerca, preocupado al cuerpo de su amada.

- Necesito hablar a solas contigo en el pasillo –le dijo Rebecca a Marcelo, firme.- Acompáñame...
- Si tiene problemas... –le dijo un enfermero.
- Yo les aviso –dijo Rebecca, firme.- Marcelo, sígueme...

Rebecca, segura. Marcelo, debe aceptar las condiciones.


Escena 18 / Interior / Pasillo / Hospital Siquiátrico / Día
Marcelo, Rebecca.


Marcelo enrabiado, ya no sabe qué hacer para poder sacar a Lorena de aquel horroroso hospital. Rebecca, molesta.

- ¡¿Qué quieres conversar conmigo, Rebecca?! -preguntó Marcelo, alterado.
- No es necesario que me hables con ese tono –le dijo Rebecca, tranquila.- Relájate...
- ¡Ya, Rebecca! ¡Basta! Dime ¿Qué mierda quieres? ¡Mira todo lo que has hecho!
- He hecho lo que tenía que hacer, Marcelo... Era mi destino...
- ¡Eres una loca!
- Y tú eres un estúpido ingenuo, pero no voy a entrar a explicaciones contigo… Voy a ser directa tal como quieres... Quiero que hagamos un trato...
- ¿¡Qué!?
- Mira Marcelo, las cartas ya están sobre la mesa y no tienes escapatoria posible... No hay nada más que puedas hacer... La vida de Lorena está en mis manos...
- ¿Qué es lo que quieres?
- Que tomes una decisión... ¡Simple!... Tú eliges... Te casas conmigo o deberás esperar hasta tu próxima vida para encontrarte con tu alma gemela... ¿Qué decides?

Nuevo impacto en Marcelo que no sabe que decir.


SIGUE…




#2
Atenas

Atenas

    Doy puntos de ráting

  • Usuari@ en Otoño
  • 7.068 Mensajes
  • Sexo:Mujer
  • Ubicación:en Fotech!
  • Intereses:Ver tele
ohmy.gif
Te quedó muy bueno shaska...
Pobre Orlando, pasó a fiambre sad.gif
La Beatriz es mala, pero no cacho para donde va ella mm.gif
Isaias es bien tonto...
Ojalá salga luego el siguiente capitulo smile.gif


#3
zuegirls

zuegirls

    Soy opinólog@ de Fotech

  • Usuari@ en Otoño
  • 5.961 Mensajes
  • Sexo:Mujer
  • Ubicación:Conce sismico
ahhhhhhhhhhhh
esta muy buena
que papy ricky?
que corazon de maria?

esta esta mucho mejor

me dio pena orlando, pero era mas tonto

cuando es el proximo capitulo?


#4
Chrisfe

Chrisfe

    Forista Gold

  • Usuari@ en Otoño
  • 24.465 Mensajes
  • Sexo:Hombre
  • Ubicación:Osorno, haciendo clases: En el Colegio, en el Preu... donde sea
Buen capítulo. Lo de Orlando era esperable. Siempre fue elaporte.gif
Qué maldita la Beatriz.


#5
zuegirls

zuegirls

    Soy opinólog@ de Fotech

  • Usuari@ en Otoño
  • 5.961 Mensajes
  • Sexo:Mujer
  • Ubicación:Conce sismico
zergipio cuando es el proximo capitulo


#6
Zergipio

Zergipio

    Administrador Favorito del Pueblo

  • Administrador
  • 39.549 Mensajes
  • Sexo:Hombre
  • Ubicación:En Inés Matte Urrejola...
Se está escribiendo... Falta uno solo....


#7
Chrisfe

Chrisfe

    Forista Gold

  • Usuari@ en Otoño
  • 24.465 Mensajes
  • Sexo:Hombre
  • Ubicación:Osorno, haciendo clases: En el Colegio, en el Preu... donde sea
O sea se viene el Final chok.gif


#8
zuegirls

zuegirls

    Soy opinólog@ de Fotech

  • Usuari@ en Otoño
  • 5.961 Mensajes
  • Sexo:Mujer
  • Ubicación:Conce sismico
esperando el ultimo capitulo


ya no me quedan uñas de los nervios


#9
Fran Fine

Fran Fine

    Reina de Fotech 2004

  • Usuari@ en Otoño
  • 7.901 Mensajes
  • Ubicación:En mi trono
jejeje... legue aqui por el link que dejaste en Carrie_columnas...

puxa ya van en el capitulo 14... tengo como harto para leer.

debo estudiar para una clase el domingo pero saliendo de eso capaz que me ponga a leer novelas virtuales

bye





1 usuarios están leyendo este tema

0 miembros, 1 invitados, 0 usuarios anónimos