Saltar al contenido

Cambiar

Foto

¡BOMBA! – HISTORIA DE UN COMPLOT (PRIMER CAPÍTULO)

Penal Punta Peuco Rosa Puentes Miguel Krassnoff Álvaro Corbalán Marcelo Moren Brito Terrorismo

  • Please log in to reply
No hay respuestas a este tema

#1
RAM-82

RAM-82
  • Sexo:Hombre
  • Ubicación:Santiago
  • Intereses:http://descanzaenpalmas.blogspot.com/

    http://fanscifiction.blogspot.cl/?zx=ce108bdaf0284764

Autor: Sebastián Andrés Amar Muñoz

 

 

Fecha: 24/12/2017

 

 

 

 

 

 

 

¡BOMBA! – HISTORIA DE UN COMPLOT

 

 

Primer Capítulo: La Amenaza

 

 

 

 

INTERIOR, PENAL DE PUNTA PEUCO, OFICINA DEL ALCAIDE, REGIÓN DE TIL TÍL – TARDE

 

 

 

La alcaide Rosa Puentes revisaba documentos en su oficina cuando de repente sonaba el teléfono contestándolo de inmediato

 

 

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

 

¡Aló!, Centro Penitenciario Punta Peuco, ¿qué se le ofrece?

 

 

 

 

 

 

Anónimo:

 

 

 

 

 

 

 

Hay una bomba escondida adentro de su penal, los internos tienen media hora para confezar sus crímenes ante los Tribunales o me veré obligado a hacerlos volar

 

 

 

(cortándose la llamada)

 

 

 

 

 

La alcaide Rosa Puentes se paraliza después de escuchar esa llamada telefónica pensando en que debía hacer en ese momento

 

 

 

 

Los internos jugaban tenis en las canchas y descanzaban en sus habitaciones cuando de repente llega la alcaide Rosa Puentes acompañada de Carabineros

 

 

 

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

Lamento interrumpirlos caballeros pero hemos recibido una amenaza de bomba, tenemos media hora para revisar este lugar y sus pertenencias o sino todos pagaremos las consecuencias

 

 

A lo que Miguel Krassnoff se levanta de su aliento de playa y se dirige a la alcaide Rosa Puentes en forma bastante desafiante

 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

Lo siento Sra. Alcaide pero no vamos a permitir que revise nuestras pertenencias y menos nuestras habitaciones por una amenaza de ese tipo, la única forma en que alguien pudo haber introducido una bomba en este lugar es con ayuda de alguien del exterior o de algún familiar, y puedo asegurarle que en el ejército no hay traidores, así que le recomendaría que investigue mejor a sus hombres porque no vaya a ser que alguno de ellos sea un violentista de Izquierda disfrazado como Carabinero

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

¡No le voy a permitir que hable así de mis hombres Sr. Krassnoff! (muy molesta), además ustedes en este lugar son reclusos, como cualquier otro en Chile, si mantienen privilegios es solamente por sus influencias políticas y cargos como parte del ejército. …¡Ahora revisen las habitaciones y pertenencias!, ¡no tenemos mucho tiempo!

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

 

Se va a arrepentir de esta ofensa Sra. Alcaide, recuerde que podemos usar nuestras influencias para sacarla de su puesto

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

 

Ustedes no son más que unos monstruos, sino fuera por sus influencias políticas hace tiempo que debieron haber sido llevados a Colina 1 

 

 

 

 

 

 

 

Los Carabineros entraban rápidamente a las habitaciones revisando las pertenencias por si encontraban algún indicio de la bomba

 

 

 

 

Miguel Krassnoff estaba en una esquina hablando por celular con su familia cuando de repente se corta apareciendo otra voz

 

 

 

Anónimo:

 

 

 

 

Por lo visto ustedes no se toman en serio mis amenazas, no me dejan más alternativa que hacerlos volar en miles de pedazos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

¿Aló? (muy molesto). …¿quién habla?, ¿quién eres conchatumadre?

 

 

 

 

 

 

 

Anónimo:

 

 

 

 

 

 

Soy la pesadilla que ustedes los “valientes soldados” necesitan para confesar sus crímenes, dígale a sus colegas que se les está acabando el tiempo, sino confiezan en tribunales sus pecados los haré volar en miles de pedazos, y puedo asegurarle que esto no es una broma

 

 

(cortándose la llamada)

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

 

 

¿Sucede algo Coronel Krassnoff?

 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

Un conchasumadre intervino mi teléfono celular y me habló de amenazas de bomba, dijo que mis colegas y yo se nos estaba acabando el tiempo, que debíamos confezar nuestros pecados ante tribunales o sino pagaríamos las consecuencias, y que no se trataba de una broma, el Mayor Contreras no habría permitido una intervención de ese tipo, debe solucionarlo de inmediato alcaide

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

¡Ahora entiende porque es importante revisar las habitaciones y sus pertenencias Coronel Krassnoff! (muy molesta), sino nuestra única alternativa será dar aviso a la prensa para alertar a los familiares

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

Lo siento Sra. Alcaide pero no podemos permitir que avise a la prensa, sino lo más probable que nos trasladen a Colina 1 y cierren este lugar, de esa forma ganarían los defensores de los Derechos Humanos y la Izquierda chilena, Mi General que en paz descance no permitiría que nada le pase a algunos de sus hombres

 

 

 

 

 

 

Rosa Puentes:

 

 

 

 

 

 

 

¿No ha entendido nada Sr. Krassnoff? (muy molesta), tenemos media hora para encontrar la bomba sino todos volaremos en miles de pedazos, tiene un par de minutos para hablar con sus ex–colegas de armas para tomar una decisión sobre el tema (mirando el reloj de su muñeca), sino me veré obligada a llamar a la prensa 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff iba con sus ex–colegas de armas para conversar la situación antes que fuera demasiado tarde

 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

La amenaza parece real, un cochasumadre intervino mi teléfono y nos amenazó, tenemos un par de minutos para decidir o sino la bomba probablemente explotará, ¿qué sugieren que hagamos?

 

 

 

 

 

 

Álvaro Corbalán:

 

 

 

 

 

 

Tal vez lo mejor sería irnos a Colina 1, no quiero que esos pacos encuentren mis revistas de pornografía

 

 

 

 

 

 

Marcelo Moren Brito:

 

 

 

 

No podemos dejarnos amedrentar por un extremista de Izquierda, además la única forma en que pudieron haber introducido es con ayuda de alguien del exterior o de algún familiar, así que entre nuestras familias no hay traidores, a menos claro que algunos estén ocultando sus verdaderas intenciones

 

 

(en tono irónico mirando a Miguel Krassnoff)

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

 

 

¿Qué quieres insinuar Moren Brito? (muy molesto), en ausencia del Mayor Contreras yo he asumido como líder de este recinto, ¿porqué querría perjudicar a mis colegas de armas?

 

 

 

 

 

 

Marcelo Moren Brito:

 

 

 

 

¡No es obvio! (muy molesto), siempre deseaste el cargo de Contreras y ahora que no está puedes usarlo sin problemas, además eres un débil (arrogante), en varias ocasiones te he visto quebrarte frente a los interrogatorios de Derechos Humanos

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

 

Todos nos hemos quebrado Moren Brito, pero siempre he sido fiel al pacto de silencio que hicimos en el ejército, si hay traidores lo más probable que provengan de tú familia, no le de la mía  

 

 

 

 

Marcelo Moren Brito:

 

 

 

 

 

 

¡No te voy a permitir que hables así de mi familia weón! (muy molesto), ¿pero sabes que voy a hacer Krassnoff?, voy a llamar a los Derechos Humanos para confesarlo todo solo para evitar que volemos en miles de pedazos por tú cobardía, ¡maraco de mierda!

 

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

¡No caigas en el juego del terrorista Moren Brito! (quitándole el teléfono celular), ¿no ves que eso quiere?, manipularnos con el miedo para cumplir sus caprichos

 

 

 

 

 

 

Marcelo Moren Brito:

 

 

 

 

 

¿Y no sería lo mejor?, todos tenemos pesadillas y la consciencia intraquila por lo que hicimos en aquellos años, somos leales soldados, respetamos el pacto de silencio pero a qué precio, nos tienen encerrados acá en condiciones privilegiadas sino embargo nuestra verdadera prisión están en nuestras consciencias

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff tomaba a Marcelo Moren Brito y empezaba a darle de cachetadas en el rostro

 

 

 

 

 

 

Miguel Krassnoff:

 

 

 

 

 

¿No te das cuenta lo que estás diciendo? (muy molesto), estás cayendo en las amenazas del terrorista, no debes dejarte vencer

 

 

 

 

A lo que Carabineros llegaba llevando como veinte objetos que tenían aspecto de bombas por control remoto

 

 

 

CONTINUARÁ. …


  • A RAM-82 le gusta esto






También se etiquetó con una o más de estas palabras clave: Penal Punta Peuco, Rosa Puentes, Miguel Krassnoff, Álvaro Corbalán, Marcelo Moren Brito, Terrorismo

0 usuarios están leyendo este tema

0 miembros, 0 invitados, 0 usuarios anónimos